Los 10 millones de coches eléctricos con los que Volkswagen espera dominar el mercado y superar a Tesla

 |  @davidvillarreal  | 

Cuando Volkswagen comience el primer coche eléctrico de su ofensiva I.Q., a finales de 2019, Tesla ya habrá producido más de medio millón de coches eléctricos y pensando ya en su coche número un millón. Pero en Volkswagen, lejos de sentirse impresionados por los registros de Tesla, tienen un plan no menos ambicioso. La primera oleada eléctrica del Grupo Volkswagen, basada en la plataforma MEB, pretende poner en circulación más de 10 millones de coches eléctricos, en los que también estarán los modelos de Audi, que presentará su e-tron mañana mismo, SEAT, Skoda y Porsche. El responsable de electromovilidad del grupo lo tiene claro, “estamos ante uno de los proyectos más importantes en la historia de Volkswagen, un hito tecnológico, similar a la transición entre el Beetle y el Golf”. Palabras mayores.

Volkswagen espera construir 10 millones de coches eléctricos con plataforma MEB

La consistencia de la marca, y su posición en el mercado, deberían garantizar que la incursión eléctrica se produzca a un ritmo vertiginoso. En 2020 se espera que Volkswagen, como marca, venda más de 150.000 coches eléctricos, de los cuales alrededor de 100.000 coches habrán sido fabricados en Alemania.

En 2022 habrá 27 coches eléctricos del grupo en los concesionarios, empleando la plataforma MEB.

La primera oleada de coches eléctricos del Grupo Volkswagen espera poner en los concesionarios más de 10 millones de eléctricos basados en la plataforma MEB

La plataforma del coche eléctrico de Volkswagen: MEB

La clave de esta incursión eléctrica se llama MEB, una plataforma común o, mejor dicho, una matriz de componentes intercambiables, sobre la que se desarrollarán los coches eléctricos del Grupo Volkswagen y que comprende 5 elementos principales: la batería, el sistema de carga, los motores eléctricos, la electrónica asociada a este, y el panel de carga inductiva.

La gama de coches eléctricos que ha previsto lanzar Volkswagen es un proyecto tan importante como costoso. Únicamente en su fábrica de Zwickau, la más importante del proyecto, se ha previsto la inversión de 1.200 millones de euros. Volkswagen espera amortizar la inversión gracias a la economía de escala y el uso de componentes comunes a lo largo de todas las marcas del grupo. De esta forma, los 10 millones de coches eléctricos que espera fabricar el Grupo Volkswagen no son únicamente un objetivo a cumplir, sino también una de las condiciones para hacer rentable el proyecto.

Y hablamos de un plan, y una previsión, realmente ambiciosa. El propio Dieter Zetsche reconocía estos días, durante la presentación del nuevo Mercedes EQC, que las previsiones que están haciendo las marcas de coches, incluida la suya, son optimistas y se están elaborando bajo previsiones “agresivas, y no defensivas”.

Lee a continuación: Por qué el Mercedes EQC no tiene maletero delantero como otros tantos coches eléctricos

Ver todos los comentarios 2
  • Rager

    Muy buena la iniciativa de Audi de utilizar una de sus plataformas para crear coches eléctricos, es importante que de este modo se reduzcan costes y este tipo de coches sean más asequibles para el comprador.
    Un detalle, en el artículo dices que “En 2022 habrá 27 coches eléctricos del grupo en los concesionarios”, entiendo que serán 27 modelos de coches…. ;-), lo cual estará muy bien ya que al menos habrá diferentes plataformas dónde poder elegir.

  • Jpd45

    Es todo un orgullo para Tesla que marcas como Volkswagen se fijen en ellos a la hora de marcar un objetivo como referentes en el mercado de vehículos eléctricos futuros