CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Superdeportivos

4 MIN

Del Miura al Aventador: Lamborghini Diablo (1990)

Pepe Giménez | @pgimenezvilchez | 18 Dic 2011
lamborghini_diablo_06
lamborghini_diablo_06

El Lamborghini Diablo fue, sin duda, uno de los coches más pragmáticos de todos cuanto salieron de Sant’Agata Bolognese. Estuvo en el mercado entre 1990, sustituyendo al Lamborghini Countach, hasta 2001 cuando fue reemplazado por el Lamborghini Murciélago. La versión inicial estaba propulsada por un motor V12 de 5,7 litros, que producía 492 CV y 579 Nm de par. Era tracción trasera y aceleraba de 0-100 en 4,5 segundos para alcanzar una velocidad máxima de 333 km/h; convirtiéndose así en el coche más rápido del momento y superando al Ferrari F40 (322 km/h).

Como es tradición en Lamborghini, su nombre recordaba a un astado famoso, lidiado el 11 de julio de 1869 por el maestro José De Lara en la Plaza de las Ventas de Madrid. El diseño original del coche era obra de Marcello Gandini, quien también había parido sus dos antepasados… Sin embargo, las decisiones de Chrysler (propietaria de Lamborghini desde 1987) impidieron el desarrollo planteado por Gandini, quien abandonó la compañía italiana y cuajó su idea primitiva en el Cizeta-Moroder V16T.

lamborghini_diablo_03 lamborghini_diablo_03

“La visibilidad desde el puesto de conducción era muy reducida, por no decir nula”

A pesar de ello, el diseño final llevado a cabo por Chrysler fue tan sorprendente e imponente que, aún hoy en día, sigue siendo considerado uno de los vehículos más emblemáticos que ha salido de la factoría de Bolonia. La versión definitiva fue tan espartana que prescindía de un equipamiento que se presuponía que un coche que costaba 30 millones de las antiguas pesetas (unos 180,000 euros) debería incorporar. Por ejemplo, para ahorrar peso no contaba con elevalunas eléctricos, asientos ajustables, reproductor de CD o ABS cuando sí lo hacían otros modelos del mercado.

Aunque en 1998 recibió un restyling incluyendo más equipamiento, Lamborghini intentaba contentar a sus clientes con un lujoso reloj Breguet, un asiento del conductor moldeado a la fisionomía de cada cual y un juego de maletas para viajar con la señora. No obstante, esos regalos no solucionaban algunos de los grandes problemas de diseño del mismo, si bien la parte de atrás de la carrocería y los pilotos posteriores se derretían debido a la alta temperatura que alcanzaban las salidas de escape.

lamborghini_diablo_06 lamborghini_diablo_06
lamborghini_diablo_02 lamborghini_diablo_02
lamborghini_diablo_04 lamborghini_diablo_04

“La parte de atrás de la carrocería y los pilotos posteriores se derretían debido a la alta temperatura que alcanzaban las salidas de escape”

Sobre su dinámica decían que era decepcionante, totalmente falto de equilibrio y con un cambio de marchas que funcionaba de forma horripilante. El habitáculo interior tampoco estaba a la altura. La visibilidad era muy reducida, por no decir nula, en cualquier ángulo excepto la del sentido de marcha.

En el año 1993, Lamborghini comercializó el Diablo VT Roadster, con tracción a las 4 ruedas y diferencia central viscoso, frenos Brembo y un habitáculo puesto al día, aunque seguía sin contar con sistemas como el ABS. En el Salón de Génova de 1995, apareció el Lamborghini Diablo SV (Super Veloce) que curiosamente tenía un precio similar que el del Diablo “a secas”. Más tarde, en 1998, como colofón a la gama, se puso a la venta el Diablo GT con 567 CV, antes de que todos los modelos sufrieran el restyling antes mencionado.

lamborghini_diablo_08 lamborghini_diablo_08

Después de que Audi se hiciera con el control de Lamborghini en 1996, el Diablo adaptó sus líneas para ser más moderno, civilizado y refinado, mientras empezaban a trabajar en su sustituto, el Lamborghini Murcielago. Aquí, se suprimieron sus inconfundibles faros escamoteables, para adaptarse a las nuevas leyes de seguridad vial y protección de los peatones.

Apareció el Diablo VT 6.0 con 557 CV y 620 Nm… las manos de Audi se notaron desde el primer momento, ya que dicen que la calidad de construcción era mucho más alta, convirtiéndose así en el Lamborghini más práctico de todos los tiempos.

Permaneced atentos al Especial de Lamborghini de Diariomotor porque en los próximos días os seguiremos trayendo artículos muy suculentos de la marca del toro.

7
FOTOS
VER TODASVER TODAS

Fuente: Lamborghini | Wikipedia | Historias del motor
En Diariomotor: Lamborghini Miura | Lamborghini Countach | Vídeo documental: así era Lamborghini en 1987