Características del Lamborghini Murciélago

carrocería-
puertas-
plazas-
maletero-
potencia-
consumo-
precio-
valoración
-

Hace apenas unos días se me presento la oportunidad de probar el último y más radical modelo de Lamborghini creado hasta la fecha, el Lamborghini Murciélago LP670-4 SV. El entorno en el que pude desarrollar la prueba no podía ser más idóneo: el circuito de Thruxton en Hampshire, UK. Uno de los circuitos mas rápidos de Inglaterra con curvas largas de alta velocidad en las que poner a prueba al que dicen es el mejor y más rápido modelo de Lamborghini jamás creado, por lo menos hasta que la marca de Sant’Agata ponga en el mercado a su sustituto el próximo año.

Tenía la intención de realizar un curso de conducción con un Ferrari F430 Scuderia cuando llego a mis oídos la posibilidad de probar la nueva adquisición del circuito para sus cursos de conducción, el LP670 SV. Así que no deje pasar la oportunidad para ver de lo que era capaz de hacer el nuevo Lambo en circuito y me fui a probarlo junto con el Scuderia. Hablando con el manager del circuito me comentó que su intención era la de comprar un Bugatti Veyron, de hecho llegaron a probarlo en el circuito pero su elevado precio y, por encima de todas las cosas, su elevado mantenimiento les hizo tener que “conformarse” con el Murciélago.

Las siglas SV que adornan los laterales del coche y los revestimientos interiores de las puertas significan algo más que “SuperVeloce”, significan una herencia que solo han llevado otros dos modelos de Lamborghini hasta la fecha, el Miura (1971) y el Diablo (1995). De ellos el Murciélago LP670 no solo hereda la deportividad extrema y la afinada puesta a punto del chasis que sabe aportar Lamborghini a sus modelos sino también su motor, un bloque V12 a 60º que ha ido evolucionando a lo largo de los años hasta el V12 6.2 que monta el actual SuperVeloce, desarrollando una potencia de 670 CV a 8.000 rpm y un par de 660 Nm a 6.500 rpm.

El motor va situado en posición longitudinal central-trasera como bien indican sus siglas “LP” (Longitudinale Posteriori en Italiano) y permite que un 58% del peso sea soportado por eje trasero mientras el tren delantero recibe el 42% del peso restante.

Para transmitir toda esta potencia al suelo se recurre a la tracción a las cuatro ruedas (de ahí el numero “4” que aparece en el nombre del coche justo antes de las letras “SV”), que se reparte en un 35% a las ruedas delanteras hasta que los descomunales neumáticos traseros de 335mm de anchura empiezan a derrapar, en cuyo caso se empieza a desviar potencia al eje delantero hasta que las ruedas vuelven a recuperar tracción.


Continuar leyendo

¿Pensando en comprar un Lamborghini Murciélago

Guías de compra en ¿Qué coche me compro?

Todo lo que necesitas saber y mucho más

Los mejores artículos del Lamborghini Murciélago en Diariomotor