Tesla Model S, una berlina de siete plazas, elegante y asequible

 |  @davidvillarreal  | 

A comienzos del Siglo XXI la cuna de la tecnología y del chip, Silicon Valley, no sólo veía la explosión y el nacimiento de cientos de empresas dedicadas a la industria de la informática sino también una nueva generación de fabricantes automovilísticos creados a la medida de un nuevo tipo de cliente apasionado por los avances tecnológicos y preocupado por el impacto medioambiental de su vehículo particular. Así nacía Tesla Motors y así se posicionaban como uno de los primeros en atreverse a lanzar un deportivo eléctrico, el Tesla Roadster.

Ocho años después Tesla Motors alcanza la madurez con un nuevo modelo tan práctico como prometedor, la solución perfecta para el nuevo yuppie californiano. Por si no fuera poco y lejos de lo que pudiéramos pensar hace unos meses se presenta como una opción relativamente asequible y con diferentes gamas que en esencia se diferencian por la autonomía de sus baterías y su equipamiento de serie. No obstante y tras la rebaja de 7.500$ de las ayudas gubernamentales, el Tesla Model S partirá de los 50.000$ (aprox. 38.250€), lo cual no está nada mal para una prestacional berlina de gama alta con mucha tecnología a bordo.

La versión más básica de 50.000$ estará dotada de una batería con una autonomía máxima de 258 kilómetros. No obstante por encima existirán dos versiones adicionales del Tesla Model S con sendas baterías de 60 kWh y 85 kWh que por 10.000$ y 20.000$ más, respectivamente, gozarán de una autonomía de 370 y 480 kilómetros. El tope de gama supondrá 80.000$ (61.200€) y según sus creadores se marcará el 0 a 100 km/h alrededor de los 4.5 segundos.

La garantía del nuevo Tesla Model S también variará dependiendo de la versión escogida. La más básica contará con una garantía mínima de 8 años y 100.000 millas (161.000 kilómetros), siendo ilimitada para la versión más cara de 80.000$. Recordemos también que el Tesla Model S cuenta de serie con tres filas de asientos para siete pasajeros.

En fin, la introducción de los eléctricos se tercia lenta y no sin dificultades, pero está claro que hacen falta más alternativas similares al Tesla Model S. Comparando precios el nuevo sedán de Tesla tan sólo será 10.000$ más caro, apenas 7.650€, que el Chevrolet Volt.

Fuente: Forbes
En Tecmovia: El Tesla Model S desvela precios, datos sobre sus baterías y algunas opciones

Lee a continuación: Tesla Model S, unos que vienen otros que se van

Solicita tu oferta