ESPACIOS
COMPETICIÓN
Cerrar CERRAR
Competición

3 MIN

¿Qué sucedería si convirtiésemos el Infierno Verde en un tramo del WRC?

El pasado diciembre, con motivo de los Santos Inocentes, lancé una “noticia” a través de las redes sociales en la que afirmaba que el Mundial de Rallyes tendría una especial en el Nordschleife, también conocido con el sobrenombre del Infierno Verde. Muchos se dieron cuenta que se correspondía a una inocentada, pero lo cierto es que se trataba de una idea que llevaba rondando mi cabeza desde hacía tiempo.

Y es que, al igual que muchos, yo también soy un declarado admirador del trazado germano, lo he recorrido miles de veces en los distintos simuladores y tengo la creencia de que al igual que los musulmanes deben ir a la meca, todo aficionado al automovilismo debe peregrinar al menos una vez en su vida a Nordschleife. Pero, ¿qué ocurriría si realmente llevásemos el Rallye de Alemania y los WRC a sus 26 kilómetros (20,8 kilómetros si restamos la sección del Gran Premio de Fórmula 1) y casi un centenar de curvas?

Recordemos que este año el WTCC (Mundial de Turismos para los profanos) tendrá una cita sobre el asfalto del viejo Nürburgring y en el pasado ya hemos visto a Giles Panizzi rodar en dicho circuito al volante del exitoso Peugeot 206 WRC en un vídeo en el que podemos ver como los World Rally Cars se adaptan perfectamente al sinuoso recorrido (salvo a la larguísima recta de la parte final, donde los cortos desarrollos de los coches de rallyes pueden hacerse algo tedioso al no superar velocidades de 210 km/h).

Sin embargo, si tenemos en cuenta la cercanía de Trier (base del Rallye de Alemania), que se encuentra a sólo 90 kilómetros del complejo de Nürburgring, podría ser interesante pensar en celebrar 2017 las 35 ediciones de la prueba germana y como guiño a la llegada de Toyota (cuyo cuartel general de TMG se encuentra en Colonia) una especial, muy especial, en tan mítico escenario. Dejemos de lado por una vez los aburridos tramos espectáculos y pensemos a lo grande, siguiendo el camino del Rallye de Monte-Carlo que ya ha utilizado en algunas ediciones el circuito de Fórmula 1 de Mónaco como superespecial para los WRC.

Por capacidad logística y posibilidad de acoger un parque de unos 90 coches no creo que haya demasiado problema y la longitud del circuito no es un problema ya que un tramo de rallyes tiene como promedio dicha distancia. Incluso se podría pensar en realizar dos pasadas y retransmitirlo en directo como telonera de una de las carreras del VLN (tal y como hará el WTCC con las 24 Horas de Nürburgring), pero eso ya tiene más pinta de sueño. Incluso, aunque sería matar un poco la esencia, se podrían instalar varias chicanes en la larga recta tal y como se hace ya en el Monza Rally Show.

Actualización: Me comenta el amigo @CollaVerglas que actualmente ya se realizan rallyes, e incluso en sentido contrario ya se ha realizado alguna prueba de clásicos, el Rallye Köln-Ahrweiler. Parece que al fin y al cabo mi idea no es tan disparatada:

Cargando...