Mercedes mantiene su trono en Norisring y corta la racha de Audi

 |  @eloy_eg  | 

El dominio de Audi en este inicio de temporada del DTM 2015 llegó a su fin en Norisring, escenario que fue fiel al idilio que Mercedes mantiene con él y dio dos contundentes victorias a la marca de la estrella, siendo los triunfos para Pascal Wehrlein en la jornada del sábado y para Robert Wickens el domingo.

La sesión de clasificación del sábado ya fue intensa debido a que la lluvia cayó sobre Nürenberg durante la mañana y, al parar justo antes de la misma, obligó a todos a intentar marcar tiempo lo más tarde posible para así aprovechar la pista cuando más seca estuviera. El gordo se lo llevó Christian Vietoris y pese al manido tópico de la 'lotería' de la lluvia, que estuviera secundado por Gary Paffett ya hacía indicar el potencial de Mercedes. Molina saldría 9º y Juncadella 11º.

La lluvia fue intermitente durante la jornada de sábado y de nuevo la carrera creó dudas, lo cual influyó en que hubiera división de opiniones sobre la monta de neumáticos. Uno de ellos fue Miguel Molina, pero de poco le sirvió por un toque con Lucas Auer en la primera vuelta y un Drive Through por saltarse la salida que lo mandaron a la vigésima posición final.

En el fondo a Mercedes le dio igual la monta de neumáticos: sus coches dominaron tanto entre quienes montaron gomas rayadas como entre los que llevaban slicks, destacando en este segundo grupo un Pascal Wehrlein que obviamente hubo de remontar después de que los primeros se escaparan inicialmente. Al final los dos grupos de coches de la estrella se juntaron, logrando la victoria Wehrlein por delante de Wickens, Paffett y Vietoris. El mejor no-Mercedes fue el BMW de Spengler, quinto, mientras que sólo el Audi de Jamie Green, especialista en Norisring, puntuó al acabar séptimo. Dani Juncadella cerró la zona de puntos, en décima posición.

El domingo Bruno Spengler intentó apretar un poco más las tuercas a Mercedes marcando la pole por sólo cuatro milésimas de ventaja sobre Christian Vietoris y trece sobre Robert Wickens, pero en carrera poco hubo que hacer. El canadiense se puso en cabeza en la salida y no dio opción al resto, viéndose secundado por Vietoris y completando Spengler el podio. Audi dio más la cara con un cuarto puesto de Mattias Ekström, pero los siete Mercedes entre los nueve primeros hablan por sí solos. Dani Juncadella acabó en esta ocasión octavo y Miguel Molina, que salía último, sólo pudo ser 18º en un fin de semana poco productivo para él.

Pese al traspiés de Audi en Norisring se mantiene su hegemonía en el campeonato, con Jamie Green líder once puntos por delante de Mattias Ekström, aunque en tercera posición ya emerge Pascal Wehrlein a catorce del británico. Miguel Molina ha caído a la octava posición y Dani Juncadella es 16º. La próxima cita tendrá lugar en Zandvoort dentro de dos semanas.

Foto | Mercedes

Lee a continuación: Sébastien Buemi gana en Londres y aprieta la lucha por el título en Fórmula E

  • TeboMazda

    Espectacular el DTM... muy buenas carreras... y los autos mas lindos de la actualidad.. junto con el Super GT Japonés.