Así fue la instrahistoria del debut de Romain Dumas y el Volkswagen I.D. R Pikes Peak

 |  @fernischumi  | 

Romain Dumas reconocía que ayer no pudo evitar ver la retransmisión en directo de la presentación del nuevo Volkswagen I.D. R Pikes Peak desde Monza. El francés no tuvo junto a Manthey el mejor de los fines de semana en la pista italiana, sin embargo no se le borraba la sonrisa a primera hora de la soleada mañana que hemos vivido hoy en la pequeña localidad de Alès, la misma por la que paseaban hoy esos mismo vecinos que vieron crecer al exitoso y multidisciplinar piloto galo, ciertamente sorprendidos al ver cómo las calles de este tranquilo lugar contaban con más bullicio del habitual, además de una flota completa de Shuttles con los logotipos de Volkswagen.

Apenas hay un trayecto de 10 minutos desde el centro de Alès hasta las instalaciones de Pôle Mécanique, una pista que el propio Dumas considera como su segunda casa después de haber ayudado en el asesoramiento de su construcción. Alrededor de la misma se encuentran prestigiosos nombres como los de Caterham, Maseratti, e incluso la base del equipo Sarrazin Motorsport, más que reconocible cuando observabas delante de su puerta la presencia del remolque en el que se desplaza el Hyundai i20 R5 que utiliza Jari Huttunen, piloto seleccionado por la marca asiática, en el WRC2.

Había tenido la oportunidad de probar un primer prototipo, una versión del Volkswagen Golf TCR adaptado con un tren de potencia eléctrico, sin embargo, Dumas no pudo evitar la tentación y a las 2 de la madrugada se acercó conduciendo hasta el circuito para echar un vistazo al coche por primera vez. Allí los mecánicos seguían trabajando para ponerlo todo a punto, para aprovechar desde el lunes una larga semana de pruebas que promete arrojar los primeros resultados. Dumas no quería hablar de un posible tiempo objetivo en Pikes Peak, pero ya dejaba muy claro que después de estos días podrán comparar los tiempos con la Norma de los años anteriores y extrapolar los tiempos de una forma muy fiable.

Y es que Dumas conoce tan bien este circuito que será capaz de hacerse una idea de la diferencia, positiva o negativa, en cuanto a segundos que puede encontrarse el próximo mes de junio en la prueba norteamericana. Con cara despejada, Dumas se ponía frente al coche ya sobre el asfalto de la larga curva en subida que hace este trazado aún más especial. No era la primera vez que lo veía, pero tampoco podía apartar su mirada de él. Ya con la prensa reunida, el sonido de las ráfagas de las cámaras de fotos era casi continuo. Más cuando Romain se acercaba a mirar detalladamente el vehículo eléctrico de Volkswagen.

Las televisiones francesas tenían preferencia. Hubo tiempo para charlar con el ganador en tres ocasiones de la Subida a Pikes Peak y ganador de las 24 Horas de Le Mans con Porsche. A parte de confirmar su imagen piloto sencillo en el trato, también quedaba constatada una vez más su pasión por las carreras y el automovilismo. Unos ojos que brillaban recordando las subidas de montaña que vio cuando era sólo un niño, los mismos que se iluminaban cuando yo mismo en el papel de entrevistador me animé a preguntar sobre lo que podía hacer un rookie italiano llamado Simone Faggioli, nada más y nada menos que 10 veces Campeón de Europa de la disciplina. La respuesta fue de completa y total admiración.

No hubo tiempo para más. Cambios en el programa matinal nos dejarían sin poder ver finalmente rodar por primera vez al Volkswagen I.D. R Pikes Peak, algo que sí haría por la tarde dejando las primeras imágenes y sonidos de un vehículo que será historia de la ‘Carrera hacia las nubes’. Jochi Kleint, también presente se reía al decir que el coche que pilotará Dumas el próximo 24 de junio tenía dos motores, igual que su Volkswagen Golf Bimotor. Razón no le faltaba, pero lo cierto es que esta suerte de prototipo eléctrico que se ha gestado en Hannover es una obra de arte de la ingeniería. El propio Romain decía que no había nada mejor para los casi 20 kilómetros y 156 curvas del PPIHC. Por delante, 62 días hasta el domingo de la carrera, 61 si descontamos este lunes.

Lee a continuación: Así es el Volkswagen I.D. R Pikes Peak ‘en vivo’: al asalto de la carrera hacia las nubes

  • Chechu Quiroga

    Es una chulada el coche y por lo poco que se aprecia en el vídeo parece que suena muy bien.

    • emjpshyco

      ¿qué es lo que suena bien? porque yo oigo algo parecido a un coche teledirigido XD

      • Chechu Quiroga

        Para mí eso suena bien xD