El BoP retoca a los GTE antes de llegar a las 24 Horas de Le Mans 2018

 |  @fernischumi  | 

Tras el dominio abrumador de los Ford GT LM en las pasadas 6 Horas de Spa-Francorchamps cuyo doblete sólo fue evitado por el fuerte accidente de la segunda unidad, se espera que las modificaciones en el Balance of Performance sirvan para que se igualen mucho más las prestaciones de los coches de cara a las próximas 24 Horas de Le Mans. El Comité de Resistencia de la Federación Internacional de Automovilismo ha confirmado los cambios en materia de lastres que se producirán en los GTE, siendo en este caso el modelo de la firma de Detroit el que más lastre recibirá de todos ellos.

Concretamente, los lastres ya confirmados implican que el nuevo Aston Martin Vantage reciba 5 kilogramos extra que situarán el peso total del conjunto en 1.268 kg, mientras que el BMW M8, el otro recién llegado a la categoría, contará con 13 kg más, elevándose su peso también a 1268 kg después de demostrar en las Ardenas que todavía le faltaba cierto nivel de prestaciones para entrar en la lucha con Ford, Porsche y Ferrari.

En cuanto al Ford GT LM GTE, serán 25 los kilogramos extra que le llevarán hasta los 1.280 kg, sólo superado en cuanto a peso por parte del Ferrrari 488 GTE que con los 11 kg que recibe se establece en 1.291 kg. Por su parte, el Porsche 911 RSR de motor central recibe una ganancia de 17 kilos, quedándose como el más ligero de todos con 1.259 kg. También hay novedades en materia de la brida de admisión para el 911 RSR (más pequeña en 0,6 mm) y del turbo para los Vantage, M8, 488 y Ford GT.

En GTE Am también habrá modificaciones después de la primera carrera, con menos potencia para el Aston Martin (de la anterior generación), Porsche y Ferrari, siendo este último el más beneficiado en el reparto de pesos, con 4 kilogramos menos, mientras que el 911 RSR contará con cuatro más.

Vía | AUTOHebdo

Lee a continuación: Restaurando el primer Porsche ganador en Le Mans de la historia [Vídeo]

  • Slim Charles

    Dicen que al Aston le van a tener que poner una barra con ruedas detrás para que no haga el caballito en la recta de Mulsanne.