Cerrar CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónSearch Icon
Fórmula 1
Logo Icon

3 MIN

Mercedes sigue adelante con el DAS y Red Bull quiere que se prohíba

La temporada 2020 de Fórmula 1 ha comenzado cargada de polémica. En los test de Barcelona, el equipo Mercedes sorprendió con un innovador sistema que conseguía variar el ángulo de las ruedas con el coche en marcha. El apodado DAS, que ya explicamos en este portal el pasado mes de febrero, estuvo en boca de todo el paddock. Pese a que la marca de la estrella no dijo nada sobre su utilización durante la temporada, ha sido llegar la primera cita en Austria y volver a desatar la polémica. En los entrenamientos libres, Mercedes ha montado el sistema y Red Bull ha decidido presentar una protesta formal a la Fórmula 1 para que se aclare su legalidad.

Esto no llega de nuevo, ya que en el Gran Premio de Australia los de la marca de bebidas energéticas ya tenían pensado protestar, pero finalmente el evento fue cancelado por la crisis del Coronavirus. Con este nuevo arranque de la temporada, Red Bull volvió a la carga y pese a que ya se confirmó que el sistema no será legal a partir de la próxima temporada, quieren que tampoco lo sea este año, o que al menos se compruebe su legalidad exhaustivamente. Christian Horner ya advirtió en la rueda de prensa de jefes de equipo que iban a protestar si lo utilizaban y no tardaron en verse imágenes onboard de los Mercedes donde tanto Lewis Hamilton como Valtteri Bottas movían el volante para cambiar el ángulo de convergencia de las ruedas.

El DAS podría incumplir dos puntos del reglamento técnico

Durante la tarde de hoy y como ha confirmado la cuenta oficial de la Fórmula 1, Red Bull Racing ha puesto una protesta ante los comisarios de la FIA donde se alega que el sistema DAS de mercedes viola los artículos 3.8 y 10.2.3 del reglamento técnico de la Fórmula 1. El primero de ellos trata sobre cualquier elemento que pueda influir en la aerodinámica del coche. Estos elementos tienen que seguir la normativa de cualquier parte de la carrocería y estar anclados rígidamente sin tener ningún grado de libertad permitido. El segundo artículo obliga a que no se pueda ajustar ningún elemento de la suspensión mientras el coche esté en marcha.

Con todo esto Red Bull espera que los Mercedes no puedan emplear este sistema e intentar frenar a un equipo que se ha mostrado muy superior ya desde la jornada del viernes. Liderando ambas sesiones de entrenamientos libres, tendrán que estar muy pendientes a la decisión que pueda tomar la FIA para ver como afecta al transcurso del fin de semana.