Hennessey VelociRaptor V8: libera al redneck que hay en ti

Sergio Álvarez  |  @sergioalvarez88  | 
Hennessey Velociraptor V8 P

Decía la canción de Toy Story, "hay un amigo en mi". Y yo creo que también hay un redneck estadounidense en ti, que se manifiesta con fuerza en cuanto ve a la impresionante Hennessey VelociRaptor V8. Es posiblemente el coche más yankee, políticamente incorrecto y divertido de todos a los que el preparador estadounidense mete mano - con permiso de los Dodge Challenger SRT Demon, claro está. La Ford F-150 SVT Raptor es lo más cercano a un todoterreno superdeportivo hoy por hoy, y Hennessey le ha dado lo único que le faltaba para ser perfecta: un V8 sobrealimentado por compresor.

Si el V8 es una tarta de manzana y un bate de béisbol, un V8 sobrealimentado por compresor es en la "escala yankee" un águila calva invadiendo países productores de petróleo mientras suena Van Halen. Las Ford F-150 SVT Raptor vienen muy bien dotadas de serie, con un potente 3.5 V6 EcoBoost con 450 CV de potencia. A Hennessey no le parecía suficiente, y han transplantado en su vano motor un 5.0 V8 "Coyote" - disponible también en las Ford F-150 - al que han duplicado su potencia de serie. Está ahora asociado a un compresor Whipple de 2,9 litros, dando como resultado una potencia final de 758 CV.

Hennessey Velociraptor V8 7

La conversión tiene un sorprendente look OEM. Ningún profano podría distinguirla de un producto de serie.

Sí, lo has leído bien. Son unos 100 CV más que un Ford GT, entregados a unas puntiagudas 7.000 rpm. Esta conversión emplea la caja de cambios automática de 10 relaciones que ya conocemos en Ford, así como extensas mejoras en cableado, alimentación de combustible, admisión y escape, sin olvidarnos de una completa reprogramación electrónica. Es un coche extremadamente rápido, especialmente sabiendo que pesa unas 2,5 toneladas: hace el 0 a 96 km/h en sólamente 4,1 segundos y el cuarto de milla lo completa en sólamente 12,2 segundos. Esta preparación no estaría completa sin una buena transformación estética.

Transformación que no altera los pilares básicos de la pick-up, pero la diferencia de otras Raptor. Cuenta con paragolpes específicos de acero troquelado, una barra LED frontal y unas nuevas llantas de 20 pulgadas con neumáticos off-road BF Goodrich KM03 de 37 pulgadas de diámetro. Por si fuera poco, sus capacidades todoterreno han mejorado aún más: Hennessey ha elevado su altura libre al suelo en 152 mm y ha reemplazado sus amortiguadores por otros de calibre aún mayor. Dentro sólo una placa numerada y un bordado en los asientos frontales la diferencian de otras Raptor.

Hennessey Velociraptor V8 11

Hennessey sólo construirá 100 unidades de la VelociRaptor V8, a un precio que empieza en unos mareantes 147.950 dólares.

No te pierdas el vídeo que hemos dejado bajo estas líneas, en la que la VelociRaptor hace lo que mejor sabe hacer: quemar rueda como si no hubiera un mañana.

Lee a continuación: Así es el Hoonitruck, la Ford F-150 de 914 CV que protagonizará la décima gymkhana de Ken Block

Ver todos los comentarios 3
  • Dylan Luque

    estaria bien que le cambiaran el motor al ford gt tambien. ese diseño necesita un v8 como dios manda en un americano

    • Pablo

      dios no existe y el GT esta mas que bien con ese motor

      • 4x4 de corazon

        Ya tuve el privilegio de conducir el ford gt 2018 y wow se siente bien con su v6 twin turbo que no le pide nada un v8