ESPACIOS
Cerrar CERRAR
Actualidad

4 MIN

En cierto sentido es algo controvertido, pero este coche apunta a ofrecer diversión y practicidad a partes iguales

El anuncio del MINI Cooper de 5 puertas es uno muy interesante, por varios motivos aparte de ser un coche nuevo (o que se renueva). Quizás hasta causa controversia por varios motivos, si uno observa la evolución que MINI ha tenido en los últimos años en los que se refiere a la electrificación de sus modelos, con la llegada del Cooper eléctrico o del Countryman All4 Hybrid. Es sin duda un coche interesante, más allá de sus prestaciones deportivas o su particular manejo que busca la agilidad por encima de la potencia bruta.

Nuevo sistema operativo para el MINI Cooper 5 puertas más avanzado que nunca

De entrada, siendo MINI parte de BMW, no sorprende que tenga su propia versión del sistema operativo del grupo, en concreto la versión 9 (la más reciente, siendo de los primeros modelos en llevarla ya que hasta hace poco se utilizaba la 8.5). Este sistema operativo se utiliza a través de la pantalla OLED táctil de 240 milímetros de diámetro (se mantiene el diseño redondo en la consola central de los MINI) y se ha acercado más al conductor con respecto a la generación anterior.

Todos los controles se pueden operar ya sea por control de voz o por la pantalla táctil. En la parte inferior de la pantalla se puede acceder a la navegación, medios, teléfono para emparejarlo con Android Auto o Apple Carplay o las opciones de climatización y ventilación. Es decir, se redirigen más funciones hacia la pantalla, siguiendo tendencias similares a otras marcas pese a que parecía que iba a equilibrarse más el reparto entre controles táctiles y botones clásicos para algunas funciones básicas.

Más que rediseño, replanteamiento del espacio interior para aprovecharlo al máximo, como ha ocurrido desde los sesenta

Vista lateral del MINI Cooper S de 5 puertas con techo panorámico.

Junto al freno de mano electrónico, el botón de inicio y arranque, el selector de modo de experiencia (con hasta siete configuraciones disponibles, entre ellas un modo personalizado) y control del volumen, el selector de marcha está al alcance de los dedos. Esto implica que no ocupa el sitio que tenía en la consola central, liberando este espacio. Ahora podemos encontrar más compartimentos en la consola, además de un cargador inalámbrico para nuestros teléfonos móviles.

En definitiva, los avances de MINI (es decir, de BMW) se aplican al nuevo Cooper de 5 puertas, que mantiene sus dimensiones a lo ancho y a lo largo aunque sí que es más alto que el modelo al que reemplaza por unos 39 milímetros. Un coche que mantiene los guiños al pasado – y más aún con el acabado Classic con el volante de tres brazos, tal como lo tenía el MINI original creado por Sir Alec Issigonis.

¿Por qué es motivo de controversia?

Hasta hace nada, MINI mantenía su clara destinación hacia la electrificación, empezando por el Cooper eléctrico con su versión SE. Por ello, resulta curioso que su versión de cinco puertas reciba dos motores de combustión convencional, el C con el tricilíndrico de 150 CV y el cuatro cilindros de 204 CV. A esto se suma que el nuevo John Cooper Works también tendrá versión de gasolina turboalimentado, además de una versión eléctrica.

Contradicción…o transición más escalonada. No es sólo MINI o BMW, pues muchas marcas están aplazando sus plazos en los que supuestamente iban a dedicarse sólo a vender coches eléctricos (como de 2030 a 2035 en el caso de Ford). Otras, en cambio, están dedicando esfuerzos a crear mejores motores de combustión, más eficientes que nunca para reducir la huella de carbono.

Dame tu opinión sobre este artículo

Ni fu, ni fa
Me ha gustado
¡Muy bueno!

David Durán

David Durán desempeña la labor de redactor en el Equipo Editorial de Diariomotor.

Cargando...