CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
SUV

2 MIN

Mitsubishi no renuncia a Europa y las fábricas de Renault serían su salvación

David Clavero | @ClaveroD | 26 Feb 2021
Mitsubishi Outlander 2021 0221 016
Mitsubishi Outlander 2021 0221 016

Según la reestructuración anunciada por la alianza Renault-Nissan-Mitsubishi, el futuro de Mitsubishi en Europa tenía previsto un cercano punto y final. Sin embargo, algo ha cambiado en esta estrategia, pues además de haber lanzado oficialmente el nuevo Mitsubishi Eclipse Cross PHEV, ahora nos encontramos con la intención de lanzar un nuevo Mitsubishi Outlander PHEV aprovechando la renovación que acaba de ser presentada en Estados Unidos. ¿Qué ha cambiado en Mitsubishi para querer seguir en Europa? Renault y sus fábricas serían la clave.

Con una Mitsubishi cada vez más Renault-Nissan, su presencia en Europa podría mantenerse

Para bien y para mal, pertenecer a una alianza como la que actualmente integra a Mitsubishi, supone acceder a amplias posibilidades en tanto a reducción de costes, mejoras logísticas y acceso a tecnologías. Así, el nuevo Mitsubishi Outlander 2021 es un claro ejemplo de cuánto está beneficiando esta alianza a la firma de los 3 diamantes, encontrando un SUV completamente renovado que parte de una base compartida con el Nissan Rogue.

79
FOTOS
VER TODASVER TODAS

De esta forma, y según señala el Financial Times, en Mitsubishi se estarían replanteando seriamente la idea de abandonar Europa, una decisión tomada por la alianza en favor de concentrar los esfuerzos de cada fabricante en sus mercados más rentables. Y el motivo de este replanteamiento estaría en la intención de repetir el éxito cosechado por el Outlander PHEV que aún se vende en Europa, un éxito que la marca pretende incluso mejorar con una apuesta dual de híbridos enchufables entre Eclipse Cross y el Outlander de nueva generación.

Para conseguir que la alianza de luz verde a este nuevo plan, la clave estaría en que Mitsubishi fabricase en suelo europeo aprovechando las fábricas de Renault que en estos momentos están por debajo de su capacidad. De esta forma, la alianza no solo se asegura un bajo coste de producción, sino la presencia en dos segmentos clave, haciéndolo además con mecánicas PHEV que permitirían compensar la media de emisiones del grupo.

A falta aún de un comunicado oficial al respecto, la jugada suena francamente interesante ya que todas las partes saldrían ganando, dando oxígeno a Mitsubishi en Europa para sacar provecho de su mejor arma en la actualidad: los SUV híbridos enchufables.