Brabus E V12 y Brabus Tesla Roadster en Frankfurt 2009, el gastón y el ahorrador

Óscar Miguel  |  @omiguel  | 

Brabus ha presentado en el Salón de Frankfurt dos auténticas contradicciones con ruedas y muchos caballos. Por un lado está el novedoso Brabus E V12, también llamado “El Barón Negro”, con 800 CV a gasolina. Por otro lado el Tesla Roadster Brabus, con un tuning más electrizante (y ecológico).

No podría haber nada tan dispar. “El Barón Negro” es la consagración de las distintas preparaciones realizadas por Brabus en el Clase E y en el motor V12 biturbo. Si la memoria no me falla Brabus no había alcanzado hasta ahora los 800 CV con ese motor, un hito que además se encuentra ya en el límite de la locura. El Brabus E V12 además de caballos tiene un cuerpo negro completamente, una especie de attrezzo para altas velocidades que incluye un enorme uso de la fibra de carbono y paneles especialmente diseñados para “volar” (especialmente el que tapa las llantas traseras).

La impresión del coche en directa avisa de lo insano que puede ser en manos inexpertas y no es para menos. Según ha calculado Brabus “El Barón Negro” tiene la capacidad de hacerle pasar rápidamente a uno 3.7 segundos de su vida para alcanzar los 100 km/h. Aunque tiene un límite electrónico por si acaso, en los “cortos” 350 km/h . Hay más cifras “curiosas”: originalmente el V12 ofrecía 1.480 Nm de par máximo pero fueron rebajados a 1.100 Nm para que lo soportara la caja de cambios automática que lleva.

Después de ver a este completo “gastón” hay una manera de equilibrar la balanza: el Tesla Roadster Brabus. Es el Roadster de siempre equipado con un motor eléctrico de 248 CV de potencia que no emite ninguna partícula contaminante, siempre y cuando la electricidad proceda de una fuente de energía natural y renovable. Sus números han hecho que sea el ejemplo de deportividad y coche eléctrico, pues puede andar unos 360 km con una sola carga y alcanzar los 201 km/h de velocidad máxima.

Brabus pone su buen estilo a un coche único y exclusivo por su precio. Entre otras cosas añade unas llantas Monoblock de 18” en el eje delantero y de 19” en el eje trasero que dejan al descubierto sus pequeños discos de freno. Los pequeños toques como las luces LED delanteras o los neones de brillo azul en los bajos contrastan con el uso masivo de la fibra de carbono en el alerón o en el arco de protección antivuelco.

El retoque más curioso es el que protagoniza el Space Sound Generator, unos altavoces que imitan a voluntad diferentes sonidos de motores para suplir el nulo ruido que genera el motor eléctrico. Precisamente esta tecnología no le hace absolutamente ninguna falta al Brabus E V12 cuya docena de cilindros ya sabe “hablar” por si misma.

Brabus E V12 y Brabus Tesla Roadster en Frankfurt 2009

En Diariomotor: Brabus E V12 “The Black Baron”Tesla Roadster BRABUS

Lee a continuación: Mansory Cyrus, fibra de carbono para el Aston Martin DB9

Ver todos los comentarios 10