Un ex-empleado de GM roba información sobre híbridos para Chery

David Villarreal  |  @davidvillarreal  | 

En estos tiempos que corren si una marca de automóviles no está al día en lo que a tecnología híbrida y de eléctricos se refiere, está sumida al fracaso, dado que este tipo de mecánicas se impondrán en un futuro, y según muchos podrían llegar incluso a remplazar a los actuales motores de combustión. En esta carrera tecnológica los fabricantes chinos ya han tomado sitio y siguen de cerca los avances que se producen en Occidente para planificar su incursión en el mercado.

Tan de cerca siguen estos avances que sin ir más lejos Chery, una empresa con capital estatal chino, podría haber recibido documentación industrial de gran valor sobre la tecnología de vehículos híbridos de General Motors. Aunque Chery niegue haber tenido algo que ver en el asunto, es un hecho que el caso de espionaje industrial existe, y que un ingeniero contratado en el año 2000 y su esposa han estado durante años copiando documentos de la marca estadounidense.

Chery A1

A día de hoy Shanshan Du y su esposa Yu Qin se enfrentan a cargos de “tráfico de secretos industriales”, un delito que en Estados Unidos se considera una “amenaza para la seguridad nacional” y que por lo tanto podría acarrear a esta pareja hasta 20 años de prisión. Aún no se ha confirmado que Chery recibiese o hiciese uso de esta información, lo que sí parece probado es que la pareja estableció acuerdos con el fabricante chino para pasarles información muy valiosa a través de su compañía Millenium Technology International.

El espionaje industrial está a la orden del día. Normalmente el “espionaje” es mucho más sutil, hablamos de ingenieros y diseñadores que pasan de una marca a otra y lógicamente aprovechan sus conocimientos adquiridos para la nueva empresa en la que trabajan. Lo que por suerte no parece tan habitual es que algún empleado trafique con planos, documentos clasificados y tecnologías que a sus desarrolladores les han podido costar cientos de millones de euros.

No sabemos como terminará el caso. De momento el FBI estima que la información robada podría tener un valor superior a los 30 millones de euros. Mientras Chery niega su conocimiento de los hechos y cualquier conexión con los dos implicados.

Vía: The Huffington Post
En Diariomotor: Renault F1 acusado de espionaje a McLaren

Lee a continuación: Buick Excelle GT, un pequeño Insignia para China

Ver todos los comentarios 7