Citroën DS5 Hybrid4, presentación y prueba en Niza (I)

 |  @davidvillarreal  | 

La semana pasada nos desplazábamos hasta la Costa Azul francesa para sentarnos al volante de un modelo tan peculiar como interesante, el nuevo Citroën DS5. Ya hemos tenido ocasión de desgranar los detalles del nuevo modelo de Citroën que está destinado a llegar a los concesionarios como muy tarde para marzo de 2012 y también hemos puesto a prueba el HDI 160, una de las mecánicas que a buen recaudo se llevarán un mayor volumen de ventas.

Pero ahora ha llegado el momento de analizar la mecánica más innovadora e interesante y que mejor hace justicia a la calidad y el esfuerzo que Citroën ha puesto en el desarrollo de este modelo. Como bien habréis podido adivinar se trata del Citroën DS5 Hybrid4, un modelo que en principio llegaría al mercado con cierto retraso respecto a los DS5 diésel y gasolina, al menos en nuestro país vecino francés.

Sin más pasen y vean todo lo que les tenemos que contar acerca del Citroën DS5 Hybrid4.

El Citroën DS5 Hybrid4 es el primer híbrido-diésel de Citroën

Sorprende que otros fabricantes no hayan lanzado ya híbridos-diésel. El Citroën DS5 Hybrid4 homologa 3,8 litros/100 kilómetros.

La teoría es sencilla, pero innovadora. Citroën ha decidido estrenar la nueva tecnología híbrida-diésel del grupo PSA (Peugeot ya la emplea en sus modelos 3008 Hybrid4, 508 Hybrid4 y muy pronto en 508 RXH) en la carrocería perfecta para una mecánica muy eficiente y con muy buenas prestaciones, el Citroën DS5. Se trata de la combinación perfecta entre el motor diésel HDI de 160 CV del que ya habíamos hablado anteriormente y un motor eléctrico sobre el tren trasero para homologar 200 CV en modo combinado.

El sistema híbrido permite, entre otras cosas, contar con una atípica tracción total que gracias al empleo de dos motores es capaz de prescindir de diferencial central y por lo tanto ahorrarse la instalación del correspondiente eje de la transmisión y el peso adicional que conlleva una mecánica de tracción total convencional.

Su practicidad está fuera de toda duda. La muestra la tenemos en que los consumos en ciclo mixto homologado son de tan sólo 3,8 litros/100 kilómetros, o lo que es lo mismo, unas emisiones de CO2 de tan sólo 99 gramos/kilómetro. Imagínense, la frugalidad y el ahorro de un motor diésel combinado con la eficiencia de una mecánica eléctrica de apoyo. En fin, sobre el papel las ventajas de un híbrido-diésel son muchas, ¿por qué razón a nadie se le habría ocurrido antes?

4 modos de funcionamiento para aprovechar el sistema Hybrid4

El Hybrid4 dispone de 4 modos de funcionamiento: eléctrico puro, deportivo, tracción total y automático (será el que utilicemos habitualmente)

Entendiendo que la tecnología híbrida se ha introducido hace relativamente poco tiempo en Europa, Citroën entiende que lo más probable es que la mayoría de clientes que opten por un Citroën DS5 Hybrid4 será la primera vez que conduzcan un híbrido. Por lo tanto la puesta a punto de la electrónica está hecha para que todo suceda de forma transparente para el conductor, pero eso sí, contando siempre con el libre albedrío y las posibilidades que ofrecen los modos de conducción preseleccionados.

AUTO:
En teoría este será el modo que más frecuente utilizará el usuario de un Citroën DS5 Hybrid4. Ofrece una conducción económica y se adapta a las reacciones del conductor (básicamente a la presión que ejerza sobre el acelerador) para ajustar el apoyo del motor eléctrico, el motor de combustión y las relaciones de cambio. Sin más preocupaciones.

ZEV:
Fuerza al sistema electrónico a emplear siempre que sea posible el motor eléctrico como el único que aporte motricidad al eje trasero para desplazarnos por el ámbito urbano. Su limitación es que la autonomía en este modo es de apenas 4 kilómetros y si superamos los 60 km/h o pisamos con energía el acelerador directamente acciona el motor térmico para responder a nuestra necesidad temporal de un extra de potencia.

SPORT:
Llega el momento de buscar prestaciones. Con 200 CV de potencia conjunta estas están más que garantizadas. Este modo garantiza que el motor de combustión estará siempre en marcha, salvo cuando nos detengamos por completo (Stop&Start), con el objetivo de contar siempre en todo momento con esos 200 CV y un par máximo de 300 Nm en el eje delantero y 100 Nm (hasta 200 Nm en las fases de la cresta) sobre el eje trasero. Teóricamente habrá instantes en los que el empuje entre ambos ejes será de 500 Nm. Salvando mucho las distancias imagínense que un Ford Focus RS (300 CV) homologa 440 Nm en la cima de su curva de par.

4WD:
Como ya os decíamos desde el principio el funcionamiento del Citroën DS5 Hybrid4 es transparente y no es necesario para la conducción del día a día conocer si el motor térmico está accionando el eje delantero, si el motor eléctrico está accionando el eje trasero o si ambos están en marcha. No obstante y si las condiciones del terreno o la climatología lo exigen es posible forzar a la mecánica para que ambos motores entren en funcionamiento y ambos ejes traccionen sobre el suelo. El motor eléctrico funcionaría incluso cuando las baterías se han agotado. Para ello obtendría energía del motor/alternador de arranque del sistema Stop&Start.

Caja de cambios manual pilotada como única opción para el Citroën DS5 Hybrid4

El cambio manual pilotado es una solución asequible, pero menos confortable y efectiva. Los DS5 con CMP son los únicos que incluyen levas en el volante.

El Citroën DS5 Hybrid4, junto al DS5 e-HDi 110 FAP, es el único que incorpora una caja de cambios manual pilotada sin que haya opción a un cambio manual a diferencia del THP 155 y el HDi 160 FAP que sí cuentan con su correspondiente cambio automático. La razón de emplear un cambio de estas características probablemente sea la de ofrecer un cierto confort a un precio competitivo, algo sumamente importante sobretodo para el Hybrid4 por estar dotado de una tecnología que ya de por sí es bastante cara.

La peculiaridad de este cambio robotizado, o CMP, es el hecho de que estas versiones contarán con levas en el volante para efectuar el cambio de marchas manualmente.

Suspensiones traseras multibrazo para el Citroën DS5 Hybrid4

El Citroën DS5 Hybrid4 ha tenido que abandonar el paralelo deformable detrás para incorporar su mecánica eléctrica. Las suspensiones han sido sustituidas por un tren trasero de tipo multibrazo.

Toda la gama Citroën DS5 está dotada de tren pseudo McPherson delante, los reglajes de los amortiguadores ya dependen de cada motorización. En cambio en el eje posterior, mientras los Citroën DS5 de gasolina y diésel emplean una estructura de paralelogramo deformable detrás, el Citroën DS5 Hybrid4 tiene que recurrir a un tren trasero de tipo multibrazo. El empleo de una arquitectura de suspensiones diferente se debe a la necesidad imperiosa de integrar el motor eléctrico, el reductor y los árboles de transmisión correspondientes.

Algo similar sucedía en su “hermano”, el Peugeot 3008 Hybrid4. En el caso del Peugeot se recurría a una suerte de sistema de suspensiones adaptativas, o autonivelables, denominadas Dynamic Rolling Control que permitían reducir los balanceos en el tren trasero para compensar la pérdida de puntos de apoyo de las suspensiones. En el caso del Citroën DS5 Hybrid4 no se ha recurrido a ninguna solución adicional, tal vez por que los ingenieros no lo consideraron necesario.

Otra peculiaridad del Citroën DS5 Hybrid4 es el hecho de contar con el sistema ASR en el eje posterior, asociado al control de estabilidad electrónico ESP. La motricidad del eje posterior, gracias a la presencia del motor eléctrico, permite que la electrónica haga traccionar dicho eje inteligentemente en aquellos momentos en que se produzca una pérdida momentánea de tracción, por ejemplo sobre nieve o hielo.

En cuanto al sistema de frenada, el Peugeot DS5 Hybrid4 junto al THP 200 incorpora los discos de freno de mayor diámetro con 340 mm para el eje anterior y 290 mm para el eje posterior.

Fuente: Citroën
En Diariomotor: Citroën DS5, presentación y prueba en Niza (I) | Citroën DS5, presentación y prueba en Niza (II)

Lee a continuación: Citroën DS5, presentación y prueba en Niza (II)

Solicita tu oferta desde 25.680 €