CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Youtube Diariomotor

2 MIN

Red Bull resucita el Autódromo de Terramar en Sitges, con Carlos Sainz y Miguel Molina a bordo de un Audi R8 LMS

Fran López | 11 May 2012

No es la primera vez que os hablamos aquí del Autódromo de Terramar, un pedazo de historia del automovilismo español e incluso mundial. Ubicado en Sant Pere de Ribes, muy cerca de Sitges, estamos hablando del primer circuito permanente español y del segundo de toda Europa, ya que sólo Brooklands le supera en antigüedad y Monza nació poco después. De tipo oval y muy exigente, impone sólo de verlo gracias a sus enormes peraltes, que oscilan entre los 60º y los 90º

Realmente la historia del autódromo catalán abarca toda la década de los años ´20 del pasado siglo. Posteriormente, la mala gestión se cebó con el circuito, disputándose allí la última carrera en 1955 y cayendo en un progresivo abandono, haciendo que actualmente sea casi un completo desconocido. En Red Bull se han lanzado a rescatarlo del recuerdo, rodando allí un impresionante vídeo de más de ocho minutos de duración con Carlos Sainz como invitado estrella y Miguel Molina (piloto de Audi en el DTM) al volante de un Audi R8 LMS.

Autódromo de Terramar (2012)

El Autódromo de Terramar fue inaugurado en 1923, y precisamente allí se corrió el primer GP de España, en ese mismo año. Casi una década de historia a sus espaldas y muchos años de abandono: después de estar invadido en buena parte por la vegetación que creció en él, recientemente ha sido limpiado, aunque todavía necesita una restauración completa. Poco a poco Terramar va volviendo a la vida, y la familia Ricart i Lloret, actuales propietarios, ya tienen ambiciosos planes para una rehabitlitación profunda, que ojalá se lleven finalmente a cabo.

Obviamente, rodar hoy en día en Terramar tiene sus dificultades, ya que la pista no se encuentra en las mejores condiciones. Pese a ello, sorprende ver cómo las placas de hormigón del firme se siguen conservando en un relativo buen estado, y permiten rodar rápido aunque no sin dificultades. Esto es precisamente lo que ha hecho Miguel Molina, al volante de un coche no menos impresionante, el Audi R8 LMS. Sobra decirlo, pero apenas quedan circuitos así, además ubicado en un precioso paraje natural, así que os recomendamos que no perdáis de vista el siguiente vídeo que da fe de la experiencia.

Fuente: Red Bull
En Diariomotor: Joyas abandonadas: el Autódromo de Terramar de Sitges