El McLaren P1 hace aguas en plena exhibición a orillas del Lago Como

Víctor Fernández  |  @vfdezd  | 

A estas alturas, no hay duda de que uno de los lanzamientos más importantes del año 2013 es el McLaren P1, el esperado superdeportivo de la firma británica. Desde que hemos conocido sus especificaciones, se le ha comparado constantemente con el Ferrari LaFerrari, aunque también pueden considerarse el minoritario Lamborghini Veneno o el Porsche 918 Spyder. Con estos tres rivales, y otros vehículos comparables como el Koenigsegg Agera o el Pagani Huayra, la competencia del segmento es enorme.

Los potenciales compradores de estos deportivos de infarto probablemente puedan comprarse una unidad de cada modelo, pero aún así las marcas tienen que luchar por intentar convencer a esos acaudalados compradores de que su coche es el mejor. Para ello, nada mejor que escaparates como el Villa d’Este Concorso d’Eleganza que tiene lugar a orillas del Lago Como (Italia), donde aficionados y propietarios de todo el mundo se dan cita para apreciar las joyas de diseño automovilístico más aclamadas de todos los tiempos.

Hasta allí McLaren se ha llevado una unidad del P1 para hacer las delicias de todos los asistentes, pero todo se fue al traste cuando el vehículo decidió estropearse y chafar la fiesta a los responsables de McLaren justo en el momento en el que iban a arrancar el motor V8 híbrido del coche. El vídeo del omnipresente Marchettino visible anteriormente demuestra cómo ocurrió todo.

Todo comienza cuando un mecánico está mirando la batería del coche mientras habla por el móvil, y a la vez aparecen en el tablero de instrumentación mensajes de fallo en el freno de mano y en el funcionamiento del ESP. Al intentar arrancar el coche mediante el botón de arranque, el vehículo no responde, y los empleados de la firma no tienen más remedio que empujar el coche con sus propias manos (con la inestimable ayuda de un niño pequeño) y montarlo en un camión.

McLaren P1 en el Salón de Ginebra

Nos podemos imaginar que el disgusto que se han llevado todas las personas de McLaren implicadas en el proyecto ha sido muy grande. No sabemos a qué se debe el problema que ha ocurrido para que el coche no funcione, pero lo lógico es que se trate de un fallo puntual de esta unidad. En todo caso, se trata de una desafortunada anécdota en la puesta en largo de este coche en el Lago Como, aunque probablemente no afecte en el proceso de vender las unidades restantes.

Fuente: Carscoops
En Diariomotor: McLaren P1: el superdeportivo del millón de euros | McLaren P1: 5 claves del superdeportivo que arrasó en Ginebra

Lee a continuación: McLaren habla sobre el tiempo en Nürburgring del P1

Ver todos los comentarios 15