CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Dakar

2 MIN

X-Raid no quiere seguir el mismo camino de Peugeot

Iván Fernández | 30 Ene 2015
MCH23011
MCH23011

Los hombres de Sven Quandt ya se encuentran preparando su nuevo buggy con el que en principio disputarán el Dakar 2016. Tras salir este enero con Guerlain Chicherit sentado en el buggy comprado a Nasser Al-Attiyah (según el propio Sven fueron compradas todas las unidades junto al resto del material incluso antes del comienzo de la edición 2013), el equipo X-Raid está preparando muchos cambios para su nuevo juguete.

El principal de ellos es la creación de una nueva silueta que sea igual a un modelo de calle de la firma británica. Según Quandt, el Peugeot 2008 DKR no tiene ningún parecido con el coche de calle y ese es un camino que en X-Raid y Mini no quieren seguir. Su buggy se parecerá a los coches de producción en algo más que las ópticas y el parabrisas. En palabras del alemán, quieren un coche que sea reconocible del que todavía no hay nada diseñado.

La otra gran novedad estará en el corazón del buggy. Hasta ahora han utilizado un motor V8 de origen Chevrolet de 7 Litros, sin embargo, se espera que sigan el mismo camino que Peugeot y comenzar a usar un propulsor diesel de proveniente de la casa matriz, BMW. El motor se unirá a otros componentes que han sido instalados durante los test previos al Dakar 2015 procedentes del Mini All4 Racing y que según Quandt en algunos casos han fallado y en otros no.

Sin embargo, al igual que Peugeot, X-Raid está a la espera de conocer la decisión de la ASO en cuanto al recorrido del Dakar 2016. Dependiendo de la vuelta o no de Perú esto puede permitir que la carrera sea más favorable para los buggies que para los tracción total. El propio mandamás del equipo de Nani Roma ya ha estimado unos 20 minutos de ventaja de este tipo de vehículos sobre los 4x4 en las etapas del desierto peruano. Por lo tanto todo está en manos de Etienne Lavigne.

Vía | Omnicorse