Cerrar CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónSearch Icon
WEC
Logo Icon

2 MIN

Audi evoluciona el híbrido de su R18 e-tron Quattro para plantar cara a sus rivales

Ahora sí. Parece que Audi ya confía en la tecnología híbrida y esta temporada contará con un sistema más cercano al de sus rivales de Porsche y Toyota, contrastando con la poca confianza que ha demostrado la firma de los cuatro aros por este sistema durante las últimas temporadas. Mientras que sus rivales del WEC han confiado en sistemas más potentes de 6 MJ, Audi ha utilizado en su R18 e-tron Quattro el de 2 MJ.

Sabedor de que está cediendo mucho tiempo y que Nissan apuesta fuerte por un sistema de 8 MJ y que los rumores apuntan a que el Toyota TS050 es aún más potente que el del año pasado (el cual ya superaba los 1.000 CV de potencia), Audi Sport ha sustituido dicho sistema de recuperación de energía cinética, también llamado KERS, por uno de 4 MJ. Para ello se recurre a un sistema “similar” al de Nissan, almacenando energía gracias a un volante de inercia situado en el eje delantero.

Según Autosport, los alemanes han tomado la decisión de introducir un sistema más potente en lugar de introducir un segundo de 2 MJ ya que estiman que será más eficiente, consiguiendo ganar 30 kW con respecto al año pasado, lo cual significa que tendrán disponibles unos 270 CV sólo en la parte eléctrica. A ello habrá que sumar el potente motor germano, clave en la victoria de las 24 Horas de Le Mans durante las últimas ediciones a pesar de ser claramente menos rápidos que Toyota en la larga recta de Hunaudieres. En concreto, estamos hablando que el V6 4.0 TDI rinde 558 CV, lo que hace un total de 830 CV para 870 kilogramos de peso.