CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Monoplazas

3 MIN

Nico Rosberg advierte sobre la expectación que rodea a Mick Schumacher

The flying Jim | 14 Dic 2015
mick-schumacher
mick-schumacher

La expectación alrededor de Mick Schumacher, el hijo de Michael Schumacher, puede jugar en su contra de una manera inimaginable. Esta es la opinión de Nico Rosberg, que sabe lo que es tener presión encima solo por tener ese apellido, y como podría atestiguar cualquier "hijo de", en los deportes del motor. Lo sabemos porque pasó con Hill, con Villeneuve, ha pasado más recientemente con otros hijos de grandes pilotos con Nico Prost, Mathias Lauda y otros tantos, y en menor medida nos podría pasar con Carlos Sainz Jr., aunque en ese caso no sería tan evidente. Para Rosberg, esta enorme presión seguramente se llevará parte de la diversión del deporte para el joven Mick.

En lo personal no entenderé nunca por qué tendemos a asociar un apellido con unas habilidades, cuando rara vez sucede que se hereden las capacidades. Podemos decir que Villeneuve hijo sobrepasó los resultados de su padre, pero nunca podemos decir que haya mejorado la herencia. Podemos decir que Damon Hill se coronó campeón como su padre, pero no podemos decir que Hill hijo haya mejorado a su padre. De Rosberg sí que me atrevo a decir que el hijo ha mejorado al padre sin ser aun campeón del mundo, pero de nuevo estaría cayendo en un argumento muy subjetivo.

La presión mediática sobre un chaval de 16 años es incomprensible, por muy Schumacher que sea. ¿Es morbo? ¿Es admiración real? De momento sus resultados no son para echar cohetes, pero el morbo (que es lo que es) y el afán de comparación están pesando ya muchos kilos sobre los hombros del joven.

Mick lo tiene peor de lo que yo lo tuve. Es una increíble cantidad de expectación sobre él. Nunca la tuve de esa manera y es una lástima, ya que sin duda le quitará parte de la diversión del deporte, pero es algo que tiene que aceptar y vivir con ello. Yo siempre me fijo para ver cómo lo está haciendo y espero que pueda disfrutar de las carreras a pesar de todo el bombo.

Es contraproducente crear esas expectativas tan altas en un chaval que ya, de por sí, tiene un ejemplo demasiado grande con el que compararse. No es justo prestar esa atención desmesurada y poner sobre la mesa que, por ser hijo de Schumacher, ha de tener las habilidades y conseguir los resultados de su padre. Como en tantas ocasiones, la prensa no deja de lado la oportunidad de crear un buen hype para, en caso de que no se cumpla, destrozar al desgraciado al que le toque. En este caso, puede pasar con el joven Mick. Es una pena.

Vía | Yahoo!