24 Horas de Le Mans 2018: Toyota no da opción ni en el warm-up

 |  @eloy_eg  | 

Muy loca va a tener que ser la carrera para que alguien le busque las cosquillas a Toyota a tenor de lo visto tanto en los entrenamientos durante la semana como en el warm-up previo a las 24 Horas de Le Mans. Los TS050 HYBRID LMP1 de la casa japonesa volvieron a volar, marcando la pauta un 3:18.687 de Kamui Kobayashi, tres décimas más veloz que su compañero Sébastien Buemi y siendo sus dos coches los únicos por debajo del 3:20.

Tal y como ocurrió en la primera sesión de clasificación de la semana, quien más se les acercó fue Stéphane Sarrazin al volante del BR1 #17 de SMP Racing, que logró superar así a Rebellion. De hecho no fue una sesión positiva para el equipo anglosuizo, pues aunque su coche #1 acabó cuarto, el #3 no marcó tiempo y sufrió aparentes problemas de embrague cada vez que alguno de sus pilotos abandonaba el box. También se quedó sin registro uno de los Ginetta, siendo 8º justo por delante de los LMP2 el otro.

En LMP2 asistimos a la agradable sorpresa de ver un Ligier en cabeza, el #34 de Jackie Chan DC Racing con Ricky Taylor a los mandos, aunque el ritmo se quedó muy lejos del registrado durante las sesiones de clasificación, por lo que podría ser un resultado bastante engañoso. Sin duda la mejor noticia fue ver de nuevo en pista al Dallara #47 de Villorba Corse, reparado tras el fallo de suspensión que derivó en un fuerte accidente el jueves.

Entre los GT y quién sabe si como consecuencia directa de los cambios en la Balance of Performance Porsche desapareció de los primeros puestos. Pero en GTE-Pro siguió liderando otro coche lastrado en las últimas horas como es el Ford GT #69 por delante de los tres Ferrari de AF Corse, siendo cuarto el #71 de Miguel Molina. También brilló la casa italiana entre los GTE-Am, siendo el #85 de Keating Motorsports quien lideró la tabla.

Foto | Toyota GAZOO Racing

Lee a continuación: Porsche y Ford son lastradas en vísperas de las 24 Horas de Le Mans 2018

Sería faltar a la realidad definir a Fernando Alonso Díaz como un simple piloto de Fórmula 1. El asturiano marcó un antes y un después en la historia del automovilismo español con su irrupción en el Mundial de F1 ...