Cerrar CERRAR
MENÚ
Logo IconSearch Icon
Dakar
Logo Icon

3 MIN

El Dakar se restringirá a los 4x4 de gasolina a partir de 2019

Tras una nueva edición en la que los Peugeot han dominado prácticamente por completo la carrera después del pequeño aviso dado por Nasser Al-Attiyah en el inicio, estaba claro que FIA, ASO y equipos oficiales se reunirían para discutir el reglamento técnico para la próxima temporada. Sin embargo, la decisión llega a dos años vista: a partir de 2019 todos los T1 serán de tracción 4x4 y motor de gasolina.

Con Toyota Overdrive, MINI X-Raid y Peugeot Sport presentes, los equipos han puesto sobre la mesa sus peticiones y todos juntos han mirado también al que parece ser el futuro del automóvil. Un futuro en el que no están las mecánicas diésel. La información, proveniente de la versión italiana de Motorsport apunta a que se ha llegado a un acuerdo unánime entre los equipos en cuanto a la normativa de los T1 que competirán en el Dakar y en la Copa del Mundo FIA a partir del año 2019.

En cuanto a los buggies, giro de 180 grados. Podrán seguir compitiendo, pero lo harán todos llevando el mismo motor, una decisión que también ha apoyado Peugeot Sport, la cual tenía previsto un proyecto a tres años que terminaba en la edición 2017 pero que se espera que se extienda al menos un año más, con la participación del Peugeot 3008 DKR también en el Dakar 2018. La decisión de utilizar un motor estándar para todo los buggies permitirá que recuperar la filosofía de que estos vehículos de dos ruedas motrices con ventajas técnicas deben ser coto reservado para los equipos privados.

Todas estas informaciones han sido confirmadas por el propio Jean Marc Fortin, el cual aseguraba que de esta manera se logrará un equilibrio en cuanto al rendimiento, algo que no habían terminado de lograr con la lucha entre motores gasolina atmosféricos y diésel turboalimentados. Ni siquiera a golpe de cambios en la brida de admisión. Los puntos de esta reunión todavía deberán ser aprobados en la próxima reunión del Consejo Mundial del Motor, el 9 de marzo en Ginebra.

Si se aprueba este cambio para 2018, no se estrenará en el Dakar hasta la edición 2019, posiblemente para darle a Peugeot la opción de competir un año más con su habitual concepto de buggy y así poder rentabilizar la inversión realizada en su desarrollo. A partir de entonces, los jefes mandan, pero la resistencia empieza a aparecer en el horizonte de la firma del león. No será la única medida que se votará, ya que por fin la Federación Internacional parece por la labor de convertir la Copa del Mundo FIA de Rallyes Cross Country en Campeonato del Mundo ya desde la temporada 2018.

Vía | it.motorsport.com

Artículos Relacionados

Treinta años sin el Grupo B: repasa con nosotros los coches que lo hicieron inolvidable