Cerrar CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónSearch Icon
WRC
Logo Icon

3 MIN

Sébastien Ogier y su primer contacto con Le Mans junto a Toyota GAZOO Racing

Con el Mundial de Rallyes todavía sin regresar a la actividad y a la espera de noticias, Sébastien Ogier ha aprovechado parte del tiempo libre para visitar las instalaciones de la renombrada TMG, ahora Toyota GAZOO Racing Europe, y de paso, poder ponerse al volante del Toyota TS050 HYBRID LMP1-H, aunque esto solo fuera de forma virtual, ya que el francés, actual líder del WRC, pudo hacer dos jornadas de test en el simulador que tienen en las instalaciones de Colonia el equipo del WEC.

Tocaba de esta forma ponerse en la piel de pilotos como Kazuki Nakajima, Fernando Alonso, Pechito López o Sébastien Buemi y probar cómo de consistente era su pilotaje en torno a la pista francesa y si lograba estar en tiempos competitivos después de darle un vistazo a la telemetría y las reuniones con los técnicos. Recordemos que el simulador es clave para los pilotos que aspiran a competir en las 24 Horas de Le Mans,  y que incluso los rookies con más experiencia en las carreras (ni lo bicampeones del Mundo de Fórmula 1 se libran) deben pasar un día en el simulador de AOTech para que certifique frente al ACO que conocen los distintos procedimientos, las características del circuito y la gestión del tráfico entre vehículos de distintas categorías.

Debemos recordar que Sébastien Ogier ya ha expresado en el pasado su deseo de competir en las 24 Horas de Le Mans una vez que su carrera deportiva haya recibido el punto y final en su etapa en los rallyes. Aunque se espera que siga una temporada más en el WRC más allá de su contrato con Toyota GAZOO Racing hasta finales de este 2020, el francés podría encontrar en la firma nipona el tobogán perfecto para llegar a la icónica carrera de resistencia con un coche de la categoría reina.

Únicamente habrá que esperar a los siguientes movimientos, pero ahí están los antecedentes. Con Ford ya valoró la opción de competir en Le Mans al volante de uno de los Ford GT LM GTE,  e incluso se confirmó que cuando estuvo discutiendo la opción de romper su contrato con Citroën, desde PSA le ofrecieron ni más ni menos que el formar parte del proyecto del WEC de Peugeot Sport para 2022, algo que la firma francesa era consciente de que no sería un hecho diferenciador ya que Sébastien, todo un seis veces Campeón del Mundo de Rallyes, podría conseguir la misma oportunidad con Toyota.

Recordemos que en el pasado ya hubo otros pilotos del WRC que se dejaron querer por Le Mans, entre ellos Sébastien Loeb que compitió con Pescarolo y que probó el Peugeot 908 Hdi LMP1, Colin McRae y su participación con un Ferrari 550 Maranello GT1 entre los GT's o Carlos Sainz y su test con el GT-One de Toyota.

Sébastien Ogier prueba el Toyota TS050 Hybrid LMP1: