CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Curiosidades

9 MIN

10 coches que me hacen envidiar la cultura automovilística de Estados Unidos

Sergio Álvarez | @sergioalvarez88 | 17 Ene 2017
ram-3500-portada
ram-3500-portada

No me canso de decirlo. Hoy por hoy creo que son los estadounidenses los que fabrican los coches más atractivos y pasionales del mercado. Además, lo hacen a un precio al que aún muchos consumidores pueden llegar. ¿Poco más de 50.000 dólares por un Shelby Mustang GT350? ¿Dónde tengo que firmar para conseguir algo parecido en Europa? EE.UU. es un país con una fuerte cultura automovilística, aún con mucha personalidad propia, no tan globalizada. Estos son los 10 coches que me hacen soñar con vivir en Estados Unidos.

1) RAM 3500 HD Dually 6.7 Cummins

¿Os había dicho que estos monstruos de la carretera están disponibles con cambio manual?

Las RAM 3500 HD son las pick-up más capaces que es posible conducir en EE.UU. sin tener un carnet especial. Miden 6,59 metros de largo en sus versiones Crew Cab, pesan unas 3,6 toneladas, tienen cuatro ruedas en su eje trasero y son capaces de remolcar más de 14 toneladas de peso (31.210 libras), usando un anclaje de remolque - el llamado "fifth-wheel" parecido al de un camión. Estas bestias tienen un interior lujoso y refinado, pero su corazón es un motor comercial fabricado por Cummins, un diésel de 6,7 litros y seis cilindros en línea.

Aunque desarrollan una moderada potencia de 385 CV, su par máximo es de... 1.220 Nm. ¿Quieres sentirte un verdadero texano? Compra una de estas pick-up, úsala únicamente para ir al supermercado o al bar, y cuelga una bandera americana de la entrada de tu casa. No olvides votar a Donald Trump.

2) Shelby Mustang GT350

Su motor 5.2 V8 "Voodoo" con ciguëñal flat-plane gira a más de 8.000 rpm y desarrolla 528 CV de potencia máxima.

No me cansaré de repetirlo. El Shelby Mustang GT350 me parece uno de los vehículos más pasionales actualmente a la venta en todo el planeta. Es un Porsche 911 GT3 a la americana, y por ello, todo son ventajas: arranca en sólamente 54.485 dólares y no se ofrece con otra caja de cambios que no sea una unidad manual de seis relaciones. El Porsche sólo se ofrece con cambio de doble embrague y cuesta unas cuatro veces más. Y sin embargo, el Ford también tiene un brillante motor atmosférico, un 5.2 V8 capaz de desarrollar 528 CV.

Estéticamente agresivo en su justa medida, y con una puesta a punto sensacional, cargada de pasión. Como ya escribí hace tiempo, el Shelby Mustang GT350 es el deportivo pasional y asequible que Europa no se atreve a producir. Si sólo Ford lo importase a Europa...

3) Chevrolet Corvette Z06

Si quieres comprar un Corvette Z07 en España, prepárate para pagar al menos 116.900 euros, y luego impórtalo de Alemania.

Otra fruta prohibida para España. Desde que Chevrolet se retirase oficialmente del mercado europeo, sólo es posible comprar coches como el Corvette o el Camaro a través de un importador oficial alemán, cuyos precios son prohibitivos. Sólo tendrás que importarlo después a España. Es una pena, porque el Corvette Z06 es pura lujuria sobre ruedas. El Corvette más radical jamás creado usa un motor 6.2 V8 sobrealimentado por compresor, con 659 CV de potencia. Su puesta a punto nada envidia a los mejores deportivos europeos.

Con suspensión de control magnético y una brillante caja de cambios manual, el Corvette Z06 te defraudará en tramos revirados. Es agresivo, es muy "macarra" y gasta combustible como si no hubiera un mañana. Pero nos encanta, y sufrimos por no poder disfrutar de una máquina tan interesante como esta en nuestras carreteras.

4) Dodge Challenger Hellcat

¿Te parecen escasos los 707 CV del Challenger Hellcat? Dodge está preparando una versión aún más potente, apodada Demon.

Los Dodge Challenger son homenajes rodantes a la era del muscle car clásico. No importa que sean grandes, pesados y caigan en el estereotipo clásico de "los coches americanos sólo corren en línea recta". Porque son infinitamente más atractivos e interesantes que muchos coches europeos. La versión Hellcat del Dodge Challenger es posiblemente el muscle car más extremo y único del momento. Su V8 HEMI de 6,2 litros desarrolla 707 CV con la ayuda de un compresor, ¡y lo puedes encargar con una caja de cambios manual!

Tras haber probado su versión 392 HEMI, con unos "inofesivos" 492 CV y cambio automático, me queda claro que un Challenger Hellcat es una máquina con la que el conductor puede perder el carnet en unos minutos, y la vida si no tiene algo de cabeza. Uno de los pocos coches verdaderamente radicales que quedan en el planeta.

5) Chevrolet Camaro SS 1LE

Un pony car cargado de deportividad y tecnología, además de muy capaz en tramos revirados, de dinámica refinada.

Soy un fan acérrimo de los muscle cars. Desde que pudiera disfrutar de la combinación de cambio manual, motor V8 y propulsión trasera, nada ha vuelto a ser parecido. El par motor, la entrega de potencia, el control absoluto del cambio manual... es una experiencia casi religiosa. El Chevrolet Camaro SS 1LE marca todas las casillas acerca de lo que espero en un coche: un motor 6.2 V8 atmosférico de 455 CV, cambio manual, propulsión trasera, una estética bastante agresiva y una puesta a punto más deportiva.

Gracias al pack 1LE, recibe suspensión deportiva (la famosa Magnetic Ride Control de Chevrolet), detalles visuales más deportivos y un equipo de frenado de mayores dimensiones, entre otras mejoras. En Estados Unidos esta maravilla cuesta sólamente

6) Toyota Tacoma TRD Pro

¿Quieres tener una Ford F-150 SVT Raptor y no vaciar tu cuenta bancaria? Toyota tiene la solución.

¿No te llega el dinero para una Ford F-150 SVT Raptor? Toyota tiene una solución perfecta para ti, la brillante Tacoma, preparada por Toyota Racing Developments (TRD). De ella os hemos hablado en un post a fondo, pero repasemos algunos puntos destacados: una suspensión con un gran recorrido y altura libre al suelo. Es 2,5 centímetros más alta que la de un Toyota Tacoma TRD – que ya está más que preparado para el todoterreno extremo – y sus amortiguadores están firmados por Fox Racing, de amplia reputación en el sector.

De gran agresividad visual, está equipada con un fiable motor 3.5 V6 de ciclo Atkinson y 278 CV. Diferencial trasero bloqueable, caja de cambios con reductora y neumáticos todoterreno hacen el resto.

7) SRT Viper ACR

Dodge dejará de fabricar los Viper de manera inminente, sin un sucesor claro para esta víbora.

El Dodge Viper en sí ya merece estar en esta lista por derecho propio. Aunque se ha suavizado con respecto a su anterior generación, sigue presumiendo de un enorme motor V10 de 8,4 litros, 650 CV atmosféricos y un par motor de camión, asociado únicamente a una caja de cambios manual de seis relaciones. Su producción está muy cercana a finalizar, y apenas quedan unas pocas ediciones especiales a la venta. Los Viper ACR (American Club Racing) son los más deportivos, con una puesta a punto específica, especialmente en lo tocante a aerodinámica.

Podrías pensar que el Viper ACR es un coche poco eficaz, pero nada estaría más lejos de la realidad. Tiene el récord en Laguna Seca para coches de producción, y los ACR de la anterior generación aún conservan récords en el Nürburgring. Por desgracia, muy pronto dejarán de ser fabricados.

8) Chevrolet SS

Mal posicionado por GM, el Chevrolet SS es una berlina rebosante de carácter y deportividad.

El Chevrolet SS ha sido una berlina que General Motors no ha sabido vender. Su producción pronto cesará, fruto de un acuerdo de exportación entre Holden y GM. El cierre de la producción australiana del gigante de Detroit se llevará por delante al Chevrolet SS, y los restantes vehículos de la plataforma Zeta de General Motors. El Chevrolet SS apenas se ha vendido, pero es el coche que todo petrolhead pedía: una berlina con motor V8 delantero - un 6.2 V8 de 415 CV de potencia - cambio manual y propulsión trasera.

Quizá el problema fuera que su precio y su posicionamiento estaban en tierra de nadie, un problema similar al del Viper. Demasiado caros para el aficionado medio, demasiado barato y poco equipado para el potencial cliente de un BMW M5, que terminaba decantándose por un alemán más tecnológico y efectivo.

9) Ford F-150 SVT Raptor

Un superdeportivo para salir del asfalto, mucho más que una simple pick-up orientada a la práctica 4x4.

No podía dejar fuera de la lista a la brillante Ford F-150 SVT Raptor. Es la pick-up deportiva por excelencia, orientada a la práctica extrema del todoterreno. Gracias a un motor 3.5 V6 EcoBoost de 450 CV, una caja de cambios automática de 10 relaciones - con reductora, por supuesto - y una suspensión off-road diseñada específicamente por Fox Racing, es una máquina extremadamente efectiva fuera del asfalto. Incluso ha corrido la durísima y competitiva Baja 1000 mexicana sin apenas modificaciones.

Es un superdeportivo, un Ford GT orientado a la prática del todoterreno. Aunque está basada en las Ford F-150, muchos elementos mecánicos y gran parte del chasis de las Ford F-150 SVT Raptor han sido completamente rediseñados.

10) Chevrolet Suburban

Su imagen ya está asociada a las "soccer moms" y a las fuerzas del orden, que lo han hecho famoso gracias a Hollywood.

Dicen que el Chevrolet Suburban fue el primer todocamino de la historia. Nacido hace más de 80 años, este enorme vehículo ha sido el preferido de las familias durante décadas. Rebosante de espacio, y siempre equipado con un ubicuo motor V8. Su imagen ya está asociada a las "soccer moms" y a las fuerzas del orden, que lo han hecho famoso gracias a Hollywood. Con cerca de seis metros de longitud, el diseño de su última generación es más personal e imponente que nunca. Está claramente fuera de lugar en las carreteras europeas.

Pero con todo, en Estados Unidos, con grandes calles y precios baratos para el combustible, el Chevrolet Suburban es un vehículo ideal para largos viajes por carretera en buena compañía. Además, si quieres una versión lujosa, Cadillac te venderá con gusto su Escalade.

En Diariomotor: