CERRAR
MENÚ
Diariomotor EléctricosLogo Diariomotor Eléctricos
Eléctricos

3 MIN

Scout, el ambicioso plan de Volkswagen para convertirse en fabricante de 4x4 eléctricos

David Clavero | @ClaveroD | 11 May 2022
International Harvester Scout 2022 01
International Harvester Scout 2022 01

El grupo Volkswagen sigue buscando formas de conseguir aumentar su presencia en el mercado norteamericano y parece que por fin podría haber dado con la clave. Reviviendo un icono del todoterreno estadounidense como el Scout, Volkswagen quiere meterse en el negocio de los grandes pick-up y todoterrenos, replicando una fórmula que estamos viendo con cada vez más frecuencia en marcas como Ford, Rivian, General Motors o Jeep. Sí, aunque parezca mentira, Volkswagen quiere dar vida a una gama de 4x4 eléctricos.

El auge del 4x4 es una realidad en todo el mundo, sin embargo en el mercado norteamericano encontramos un especial interés por todos estos vehículos dada su repercusión a nivel de ventas durante décadas. Todoterrenos, grandes SUV y pick-up son las carrocerías favoritas de los americanos, lo que ha motivado a marcas como Ford a revivir el Bronco y a electrificar la F-150, a Jeep multiplicar las posibilidades del Wrangler con más versiones, incluída una pick-up Gladiator, a General Motors resucitar a Hummer en forma de pick-up y SUV eléctricos, e incluso a dar la bievenida a nuevos actores como son Rivian o Tesla.

5
FOTOS

Este escenario ha llamado la atención del grupo Volkswagen, un gigante que busca aumentar su presencia en Estados Unidos tras el revés que supuso el Dieselgate para sus aspiraciones de crecimiento. Así, echando mano de Traton (fabricante que posee), resulta que Volkswagen también controla la Navistar International Corp desde que fue adquirida por Traton en el año 2020, incluyendo en esa compra los derechos de uso de la firma International Harvester. International es un fabricante extinto, pero muy popular en Estados Unidos entre los años '60 y '80, teniendo en el todoterreno Scout su gran referente.

Los planes del grupo Volkswagen son bastante claros, pues todo apunta a que hoy mismo se pretende dar luz verde a este ambicioso proyecto. La idea es la de crear un nuevo fabricante bajo la denominación Scout, usando su imagen e historia para posicionar a la marca dentro del mercado americano. Con una inversión inicial de 1.000 millones de dólares, Volkswagen pretende crear una marca y su respectiva gama de vehículos desde cero, dando prioridad al desarrollo de una pick-up y un SUV totalmente eléctricos en pos de replicar fórmulas como las ya vista en GMC Hummer o Rivian.

Los objetivos planteados para Scout son ambiciosos, pues esta nueva marca 100% eléctrica pretende alcanzar unas ventas de 250.000 unidades al año, comenzando su fabricación en 2026.

Fuente: AutomotiveNews