ERE para Suzuki Gijón e Iveco España

 |  @sergioalvarez88  | 

La crisis del sector de la automoción no sólo afecta a los turismos sino a los vehículos industriales y a las motocicletas. Las ventas de vehículos comerciales han registrado caídas de más del 50%, mientras que las motos y ciclomotores registran de manera conjunta caídas de en torno al 40-50%. Algunos vehículos industriales de pequeño tamaño – como la Citroën Nemo – se acogen al Plan 2000E pero la gran mayoría no puede debido a sus emisiones. No se contemplan ayudas para el sector de las dos ruedas.

Por ello no sorprende el ERE total de la planta de motocicletas y scooter Suzuki en Gijón y el ERE de Iveco en Madrid, donde se fabrican furgonetas de tamaño grandes y camiones. En la planta de Suzuki en Gijón se declara un expediente de regulación de emplea que afecta a todos los 277 empleados. Ninguna moto será producida los viernes de junio, en ocho días de julio y diez días en septiembre. Hay previstos más parones en otoño hasta completarse 36 días sin producir, lo que debería dar salida al stock.

ERE para Suzuki Gijón e Iveco España

El Gobierno del Principado de Asturias ha reclamado al Gobierno central la concesión de ayudas al sector, que lo salvaría en parte de la debacle económica que supone las fuertes caídas de ventas. En Iveco Madrid la situación es igual de complicada, con el agravante de que hay despidos de por medio. La dirección del Grupo Fiat pretendía despedir a exactamente 1.024 trabajadores, pero por el momento la negociación con los sindicatos prosigue, de hecho ahora se baraja un ERE de alrededor de 400 personas.

Mientras tanto la planta apela a la Comunidad de Madrid y al Ministerio de Industria en busca de apoyos económicos, reclamando también ayudas instrumentalizadas para la compra de vehículos en dicho sector. La fábrica madrileña emplea a nada menos que 2.900 personas. Las negociaciones van por buen camino y la tendencia es positiva, la salida de los trabajadores de la empresa se produciría mediante prejubilaciones y bajas incentivadas, con lo que la conflictividad debería ser mínima.

Vía: El Mundo Motor (1 y 2)
En Diariomotor: Seat presenta un ERE temporal de 5.300 trabajadores

Lee a continuación: General Motors cambia: adiós pick-ups pesados, hola baterías