comscore
MENÚ
Diariomotor
Youtube Diariomotor

3 MIN

El nuevo BMW M5 ya quema rueda en Nürburgring

El lanzamiento del esperado BMW M5 se acerca, y casi todas las fuentes coinciden en una presentación en el Salón de París. La versión de altas prestaciones de la Serie 5 siempre ha estado asociada a una deportividad muy elevada, en un paquete visual sobrio y contenido, pero muy distintivo para los buenos aficionados. En sus dos primeras iteraciones equipaba motores atmosféricos de seis cilindros en línea, luego se pasó a los ocho cilindros y finalmente a diez cilindros atmosféricos.

La potencia pasó desde los 286 CV que sacaba el 3.5 del BMW M5 E28 a los 507 CV del BMW M5 E60, con un motor 5.0 V10. La próxima generación, el M5 F10, tendrá dos cilindros menos que su predecesor, pero contará con la ayuda de doble turboalimentación. El resultado serán 580 CV extraídos de un bloque 4.4 V8 – la cilindrada más baja desde 1998 – que se comparte con otros modelos de la gama Motorsport: X5 y X6 M. Sin embargo, puede que nos quede un mal sabor de boca a los puristas de BMW Motorsport.

¿Un motor turboalimentado? Y lo que es más, ¿un cambio automático, por mucha agilidad y rapidez que tenga? Hay motivos para temer, además, no conviene olvidar el tema del peso: un BMW 550i – con el que comparte motor – ya pesa 1.905 kg. El vídeo que se ha filtrado a la red disipa algunas de estas dudas, por fin podemos ver al nuevo M5 quemando rueda en las curvas del Nürburgring Nordschleife, mientras completa la última fase de desarrollo: el fine-tuning del comportamiento dinámicao en el circuito más exigente del planeta.

El coche para muy compuesto y estable en las tremendas curvas del Infierno Verde, además de tener un sonido grave y agradable, aunque lejos del aullido a 8.000 rpm del V10 precedente. Más vale que se le dé bien el Nordschleife porque la próxima generación del Ring Taxi va a tener mucho trabajo en esas curvas. En cuanto a las prestaciones, se habla de un 0 a 100 km/h en menos de 4.5 segundos asociado a un cambio automático “M Sports” de puede que ocho relaciones.

En cuanto a aspecto, os podéis imaginar, grandes llantas, un kit de carrocería agresivo y emblemas “M5” cuidadosamente repartidos por toda la carrocería. Sólo una última cosa: BMW, si nos estáis leyendo, por favor, ofreced un M5 con cambio manual, aunque sea por los viejos tiempos y en opción.

Vía: WCF En Diariomotor: El nuevo BMW M5 empieza a rodar | BMW M5, 25 Aniversario