Silverado High Country, la interpretación del lujo en las pick-up Chevrolet

 |  @sergioalvarez88  | 

En Europa la definición de premium se suele imaginar en la forma de una berlina de lujo, un SUV o un compacto exclusivo. Lo que jamás pensamos es en una pick-up. Pero las cosas al otro lado del charco son diferentes. Estados Unidos tiene un mercado de unas dos millones de pick-up anuales, y la Ford F-150 lleva siendo el vehículo más vendido durante décadas consecutivas. En muchos lugares de Estados Unidos – y especialmente el Sur y el Oeste – la pick-up es un símbolo de estátus por derecho propio.

Es por ello que todos los fabricantes de pick-up ofrecen acabados premium, distinguidos del resto de su gama, especialmente enfocados a ese rentable nicho de mercado. Chevrolet acaba de anunciar la Silverado High Country, basado en la recién renovada Silverado 1500. Con respecto a otras Silverado, exteriormente presenta un pack de cromados extra, principalmente en su calandra. El juego de llantas de 20 pulgadas también está cromado, y se encuentra envuelto en neumáticos de medidas 275/55R20.

En el interior Chevrolet ha intentado dar un aspecto “de Western”, mediante el tapizado de gran parte del habitáculo en un cuero perforado de tonalidad marrón. Los asientos llevan bordado el logotipo de esta edición especial, unas montañas nevadas, en clara alusión a las Rocosas. El cuero llega incluso al salpicadero, con un cuidadoso ribeteado en un marrón más claro. Los toques finales los ponen unas inserciones en madera natural para las puertas, y un equipamiento más premium que el de la típica Silverado.

Un equipo de sonido Bose hará las delicias de los amantes de la música, y el sistema de infoentretenimiento MyLink con pantalla de 8 pulgadas también nos permitirá incluso acceder a aplicaciones basadas en Internet. Los asistentes de aparcamiento delanteros y traseros son estándar, aunque eso no sorprende en una máquina que mide 5,84 metros de largo, en su versión Crew Cab de caja corta. Sólo se ofrece con habitáculo de cuatro puertas, aunque en opción existe una versión con caja algo más grande.

Sólo se ofrece con carrocería Crew Cab de 4 puertas, y motores V8 de 5,3 y 6,2 litros (355 CV y 420 CV, respectivamente).

Muy enfocada a los dueños de ranchos como George W. Bush, la Silverado High Country permite trabajar en el campo durante el día y acudir a cenar a un elegante restaurante sureño en cuanto caiga la noche. Retiene todas las capacidades de arrastre de la gama Silverado, capaz de tirar de un remolque de hasta 4.445 kg en su versión corta de tracción trasera. Aunque la más ligera ya pesa casi 2,4 toneladas, se han medido consumos reales en el día a día de sólo 11,8 l/100 km.

Puede parecer una cifra alta, pero se debe tener en cuenta su tamaño, aerodinámica y motorizaciones. Las Chevrolet Silverado High Country se venden con dos posibles motores V8 atmosféricos únicamente. Ambos cuentan con inyección directa y pueden desactivar una bancada de cilindros en situaciones de baja carga. El primer motor es un 5.3 V8 Ecotec3 con 355 CV de potencia y 520 Nm de par, mientras que la joya de la corona es un 6.2 L86 V8 con 420 CV de potencia y un arrollador par máximo de 623 Nm.

Los precios arrancan en 45.100$ – al cambio actual, unos 33.400€ – para los 5.3 V8 de tracción trasera. Las versiones de tracción total y el motor 6.2 sumarán unos pocos miles de euros al precio base.

Fuente: Chevrolet
En Diariomotor: Chevrolet Silverado y GMC Sierra 2014, las pick-up más capaces de la historia de General Motors

Lee a continuación: Ford apoya desde fábrica las conversiones CNG y LPG de sus F-150

  • ADN

    Estas Pick-up son realmente magnificas diseñadas para los caminos de su país de origen. Voy a favor del motor 5.3, en mi opinión tiene ya suficiente potencia para el día a día y si se deciden en algún momento por el 3.6 biturbo que viene en el Cadillac CTS 2014, tendrán un excelente producto apto para circular sin problemas en la mayoría de los trayectos y condiciones de carga en los que realmente se usan.