El Nissan Sway Concept anticipa un futuro excitante para el Micra, ¿debemos emocionarnos?

 |  @sergioalvarez88  | 

El Nissan Sway Concept nos anticipa las líneas que un futuro Micra de producción podría tener. Aunque en las imágenes veamos un minicrossover deportivo con un aspecto rompedor, debo ser quien os recuerde la enorme diferencia que suele haber entre los prototipos de Nissan y sus versiones de producción, altamente descorazonadoras. En todo caso, este vehículos nos anticipa la dirección estilística que seguirá Nissan en los próximos años en sus mercados globales. Un vehículo del segmento B mucho más dinámico y atrevido, que vaya más allá del estilo de electrodoméstico de transporte que se estila más frecuentemente de la cuenta.

Rasgos estilísticos de futuro y un interior de vanguardia

El esquema bicolor y el perfil lateral no deja de recordarme a un Renault Clio, pero este aspecto se extenderá a muchos más segmentos en Nissan.

Por supuesto, olvidad que vaya a producirse en masa un coche como este, sería prácticamente imposible. Pero sí veremos sus rasgos de diseño más característicos, como un nuevo frontal en forma de uve con una calandra de aspecto muy característico, a la par que agresiva. Una variación de las ópticas afiladas – con tecnología LED integrada – también será factible en un hipotético Micra del futuro. Los retrovisores – que son cámaras de vídeo – las gigantescas llantas o su imposible techo panorámico son los elementos que no estarán disponibles en ese vehículo del futuro, y por un simple motivo: el coste ha de ser bajo en un segmento donde el precio lo es todo.

Ello no nos impide soñar, y nos encanta el perfil lateral del prototipo, cuajado de nervios de expresión, cuajado de emoción. La zaga se revela abrupta, con una superficie acristalada muy estrecha, con trazas de diseño más dignas de un crossover que de un utilitario. Y quizá sea esa la intención de Nissan, romper con los convencionalismos. Al menos sobre el papel – un prototipo no deja de ser un ejercicio teórico – lo ha logrado. Las puertas son de apertura suicida, similares a las del Opel Meriva, pero sin un pilar B. Dan paso a un habitáculo muy minimalista, inspirado en el Nissan iDx Concept, que por desgracia, no tiene visos de producción final.

El habitáculo es muy “concept”. Cuatro asientos individuales, muy deportivos y reclinados, con un puesto de conducción altamente enfocado al conductor. Este utilitario de 4,01 metros de largo emplea seguro un motor de combustión interna, ante la instrumentación analógica que se nos presenta. Además, el volante retro desde luego nos retrotrae a épocas pasadas. El componente pasional parece estar presente, aunque haya una caja de cambios automática. Una tableta en forma de ala preside la consola central, visible tanto para el conductor como para el copiloto. En ella se muestra tanto información del coche, como de la nevagación o el streaming musical.

Aunque los modelos de producción no serán tan extremos como este prototipo, me gusta la dirección general que toma el diseño de Nissan.

Fuente: Nissan
En Diariomotor: El “Nissan Juke” de Infiniti va a dar guerra, mucha guerra

Lee a continuación: Infiniti QX30: lo verás en los concesionarios el año que viene

  • Farid Moscoso

    Ta hermoso