ESPACIOS
Cerrar CERRAR

Los buggies están llamados a ser pasado y futuro del Dakar

En enero se cumplirán 15 años desde la última victoria de un buggy en el mítico Dakar. Lo que hace una década y un lustro no eran más que las locas ideas de Jean-Louis Schlesser ha pasado a ser ahora en el nuevo objetivo de los fabricantes, espoleados por un nuevo reglamento de la ACO/FIA que favorece claramente a los modelos de tracción simple en lugar de los costosos y ya explotados 4×4 que han dominado durante estos años.

Buena muestra de ello es que durante las tres últimas ediciones, los proyectos con buggies han surgido de debajo de las piedras con modelos de la talla del Gordini de Robby Gordon, los SMG, los 2008 DKR (con los que Peugeot se está jugando el todo por el todo a una sola carta) e incluso la breve intentona realizada por Qatar y Red Bull junto a Nasser Al-Attiyah. Precisamente los modelos construidos por el qatarí en colaboración con sus patrocinadores y los norteamericanos de Jefferies Racing fueron comprados por una X-Raid decidida a investigar estos vehículos de propulsión.

Con ventajas como el inflado y desinflado de los neumáticos desde dentro del habitáculo, mayor potencia y motores turbos o recorridos gigantescos de suspensión, los buggies son el futuro y los hombres de Sven Quandt los están estudiando como sustitutos de su Mini All4 Racing que parece haber llegado al tope de su evolución después de ocho años afrontando las dunas del Dakar y la arena de la Copa Mundial de Rallyes Cross Country (tres y seis títulos respectivamente).

El Mini All4 contará con una mínima evolución aerodinámica, de suspensiones y mecánica (caja de cambios) para este Dakar 2015, por lo que Quandt no ha ocultado que la inscripción de Guerlain Chicherit al volante de este buggy utilizado por Carlos Sainz y Nasser Al-Attiyah en 2013 se trata de un movimiento para ganar experiencia de cara al futuro. Y es que la renovación del acuerdo entre X-Raid y Mini para continuar en el Dakar hasta 2017 puede ser el momento perfecto para afrontar proyectos nuevos junto el apoyo y dinero de una fabrica. La hora de recuperar aquellos trastos del pasado de propulsión.

Foto de Iván Fernández

Iván Fernández

Cargando...