CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Fórmula 1

3 MIN

Carlos Sainz rasca puntos en un GP de Australia difícil para los españoles

Eloy Entrambasaguas | 20 Mar 2016
Sainz GP Australia 2016
Sainz GP Australia 2016

Después de una sesión de clasificación más que decente viniendo de donde vienen, no se puede decir que el balance general del Gran Premio de Australia sea excesivamente positivo para los dos representantes españoles en la parrilla del Mundial de Fórmula 1. Carlos Sainz sumó dos puntos, lejos de lo que Toro Rosso podría haber sumado de haber acertado con la estrategia, y Fernando Alonso salió ileso de un espeluznante accidente.

Sainz no ganó posiciones en la salida, al contrario que compañero Max Verstappen, pero mantuvo el séptimo puesto y tardó poco en pasar por boxes, lo cual le costó quedar bastante relegado. Cayó hasta el vigésimo puesto, pero sacó provecho de la pista limpia y las primeras vueltas del compuesto blando para alcanzar el sexto puesto, justo tras su compañero y por delante de Hamilton una vez llegó la bandera roja.

A partir de entonces al madrileño le tocó lidiar con el campeón del mundo, quien ante un motor Ferrari y con neumáticos medios fue incapaz de meterle morro hasta que Sainz pidió por radio entrar en boxes. Que Toro Rosso accediera a la petición de Sainz enfureció a Verstappen, pues su mala parada una vuelta más tarde le hizo salir por detrás del español a quien seguiría hasta el final de carrera, toque y trompo incluidos. Por el camino Sainz adelantó a Jolyon Palmer pero no pudo batir a Valtteri Bottas, lo que finalmente le valió el noveno puesto. Los tres puntos cosechados por Toro Rosso se antojan un botín muy escaso para el nivel exhibido por el STR11 en Albert Park.

En lo que respecta a Fernando Alonso, su carrera queda lógicamente marcada por el fuerte accidente y su primer abandono en Australia. Aún así merece la pena reseñar que rodó de forma consistente en zona de puntos, batalló con los Force India y se mantuvo un paso por delante de Jenson Button. McLaren no está para luchar por el mundial pero está a años luz de lo que se vio en 2015.

Aunque el asturiano reconoció un error de cálculo en la frenada previa al accidente con Gutiérrez, hay que recordar que Haas mantenía en ese momento sus dos coches en pista sin pasar por boxes y además el mexicano arrastraba problemas de motor, lo cual sólo agravó la enorme diferencia de velocidad entre los dos monoplazas. Con los dos pilotos sanos y salvos, ahora el gran quebradero de cabeza para McLaren será ver qué se puede aprovechar del MP4-31 accidentado.

Foto | Red Bull Content Pool - Getty Images