Cerrar CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónSearch Icon
Fórmula 1
Logo Icon

2 MIN

Durísimo Gran Premio de Alemania para los dos españoles: esfuerzo sin recompensa

Muy complicado Gran Premio para los dos españoles en Hockenheim, una carrera dura y difícil, pero en la que hemos visto pinceladas de calidad en Fernando Alonso, y no tanto por parte de Carlos Sainz (pero seguramente porque la realización no nos lo enseñó apenas en toda la carrera). A Fernando Alonso lo vimos adelantar a otros coches superiores, en teoría, como puede ser Massa (tocado), Checo Pérez, Esteban Gutiérrez y en general muy combativo.

Según el asturiano "ha sido una carrera regular en la que no hemos sido muy rápidos" (entendemos 'regular' como no tan buena). Es verdad, de hecho entre el error en el primer pitstop y el timing, cuando llegó el doblaje de Hamilton al final de la carrera y allí perdió tiempo a raudales en el peor momento, cuando tenía que ahorrar combustible para no penalizar (y para poder llegar a meta).

En cuanto a Carlos Sainz (que partía con tres puestos de penalización hoy), nuevo error en el pitstop para Toro Rosso, tras una buena salida del español en la que consiguió adelantar alguna posición, que luego perdería en la calle de boxes. Tras esto, una carrera muy dura y difícil, sin ritmo real y aunque ha quedado por delante de su compañero Kvyat, no es una carrera para recordar con optimismo.

Tras el error en pitstop Carlos Sainz quedaba muy retrasado y metido en la lucha por el décimo quinto puesto, un foso del que no podría salir en el resto del Gran Premio, sobre todo al alcanzar la fase de ahorro de combustible y neumáticos. Sabor agridulce para los dos españoles que van a necesitar un buen empuje personal y también por parte de los equipos, sobre todo tratando de traer novedades que reduzcan la brecha con sus competidores.

De momento, lucha por el campeonato de constructores entre McLaren y Toro Rosso, y a partir de la vuelta de vacaciones entramos en la fase del campeonato en la que vienen los circuitos singulares, que tanto nos gustan. Nos veremos en Spa.