Toyota está dispuesta a evolucionar los híbridos aunque no saquen ventaja

 |  @fernischumi  | 

El reglamento de la supertemporada del WEC será un hecho excepcional. Por primera vez, después de años de lucha sin cuartel y de evolución técnica constante, los equipos (en este caso Toyota) no han afrontado un gran desarrollo en las unidades híbridas, esperando un gran año en el que los LMP1-H de la firma nipona tendrán que defenderse sobre la pista de los prototipos privados y sus motores de combustión interna sin recuperación de energía.

Tras decidir aplazar la entrada del siguiente ciclo normativo técnico, el cual prometía hacer incluso más visible la parte eléctrica de los sistemas híbridos, ahora ACO y FIA deben empezar prácticamente de cero para diseñar la nueva reglamentación que en teoría debería llegar para la temporada 2020-21. Toyota GAZOO Racing tiene actualmente un papel de vital importancia en estas discusiones. No sólo puede presumir de ser el único fabricante involucrado, sino que además los responsables del Mundial de Resistencia deben agradecer que los asiáticos no hayan tirado la toalla ante la ausencia de rivales de fábrica.

En esta situación y sin marcas interesadas por el momento después de la desbandada de Peugeot Sport, Toyota debe ser considerada como una opinión vital para el futuro del campeonato, por lo que las últimas palabras del director técnico de TMG, Pascal Vasselon nos puede indicar hacia dónde se dirige el campeonato en las próximas temporadas. En declaraciones al medio británico Autosport, Vasselon ha dejado claro que quieren seguir desarrollando la tecnología híbrida en competición y que están dispuestos a hacer ciertos sacrificios.

Queremos tener un incentivo de desarrollo en muchas áreas, especialmente en sistemas híbridos y motores de combustión, pero aceptamos y hacemos propuestas para limitar realmente el impacto en el rendimiento de este desarrollo.

Esto se traduce a que el desarrollo de estos sistemas de recuperación de energía o de las baterías no debe tener incidencia en el rendimiento puro y que este puede ser equilibrado técnicamente por el reglamento sin necesidad de congelar por completo la evolución de la parte técnica. Obviamente estas palabras de Vasselon son la respuesta a las declaraciones de Pierre Fillon, presidente del ACO, el cual sugirió hace unas semanas la posibilidad de que los LMP1 tuvieran más potencia por parte del motor de combustión interna y menos de la parte híbrida.

No podía imaginarme la categoría principal en Le Mans, donde todo está congelado y tienes una especie de coche especial. Esto no es lo que esperamos de Le Mans y espero que este no sea el lugar hacia donde Le Mans quiere ir.

Vía | Autosport

Lee a continuación: Presidentes de la FIA: Jean Todt