CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Superdeportivos

2 MIN

McLaren llama a revisión a 2.763 coches por riesgo de incendio

David Clavero | @ClaveroD | 29 Abr 2020
Mclaren Senna Xp 6
Mclaren Senna Xp 6

No es ningún secreto el hecho de que varias unidades del McLaren Senna han sufrido repentinos incendios sin motivo aparente. El caso de Salomondrin ha sido el más conocido, pero ni mucho menos el único. No hay duda de que en Woking quieren acabar con esta polémica, y tras una nueva investigación, McLaren llamará a revisión a más de 2.700 coches por riesgo de incendio, una revisión con la que debería ponerse punto y final a estos problemas.

La polémica del McLaren Senna no es nueva, antes fueron el Porsche 911 GT3 o el Ferrari 458

Según ha publicado la NHTSA, 2.763 coches de la gama McLaren serán llamados a revisión en los próximos meses para una tarea de inspección y reparación. El problema estaría localizado en el recubrimiento inferior del tanque de combustible, una espuma destinada a absorber ruido y vibraciones, pero cuya degradación por culpa de la humedad puede provocar corrosión, haciendo posible la fuga de combustible o vapores de gasolina.

18
FOTOS
VER TODASVER TODAS

Curiosamente desde McLaren apuntan a que este fallo no se ha vinculado con ningún incendio, por lo que en realidad no estaría relacionado de forma directa con las unidades del McLaren Senna que han sucumbido al fuego. Dicho esto, en esta revisión sí están incluidas las 157 unidades del Senna que se han comercializado en Estados Unidos. El resto de modelos afectados por esta llamada a revisión serían el McLaren 570GT, el McLaren 720S y el McLaren GT.

Sea como fuere, el caso es que una gran cantidad de coches fabricados por McLaren serán llamados a revisión en USA, acción con la que se debería poner punto y final a la polémica sobre los incendios. Aún así, es justo subrayar que el McLaren Senna ya ha sufrido una llamada a revisión previa en Septiembre de 2019. En aquella llamada a revisión, también confirmada por la NHTSA, se señalaba a un problema de contacto entre una sección de cableado y el escudo térmico del vano motor, un fallo que podría desembocar en problemas de rendimiento y riesgo de incendio.

Fuente: Bloomberg