27 de diciembre de 2018 (*) actualizado a las 13:43

¿Es la comunicación V2V el próximo gran avance en seguridad?

( @ClaveroD ) el

Volvo_Car2Car

En Tecmovia han sido numerosas las ocasiones en las que hablado sobre el potencial de comunicación V2V o vehicle-to-vehicle en manos de un importante número de fabricantes que han decidido apostar por su desarrollo en pos de diseñar una nueva forma de entender la conducción.

Entre todos los fabricantes que han apostado por la comunicación V2V como herramienta de seguridad activa, Volvo es sin lugar a dudas unas de las firmas que más está demostrando su interés de cara a redefinir las posibilidades de la seguridad activa. La idea de que los coches sean capaces de hablar entre ellos, y del mismo modo hablar con las infraestructuras, aportará una herramienta sumamente útil que podría tacharse como la próxima gran revolución en seguridad tal y como en su día protagonizaron el cinturón de seguridad, el airbag o el sistema de frenos ABS.

La importancia de la información en tiempo real

Volvo_Car2Car

Dada la enorme cantidad de sensores, actuadores y demás dispositivos capaces de brindar información útil sobre nuestro vehículo y sobre nuestro entorno, era muy necesario hacer un buen uso de esa información de cara a mejorar la percepción que a día de hoy se tiene sobre la conducción.

El nacimiento de comunicación V2V se realizó con motivo de una necesidad de información en tiempo real sobre el estado de la carretera, además de información sobre nuestros propio hábitos para identificar posibles situaciones de atasco, accidentes, climatología adversa, etc.

Esta información generada y enviada en tiempo real a un red de vehículos e infraestructuras conectadas, no solo permitirá conocer la existencia de posibles riesgos, sino que conseguirá que ese factor de riesgo se reduzca a un proporción mínima a través de una alerta que será directamente enviada a los cuerpos de emergencia.

comunicación V2V

En no pocas ocasiones, algunos de los fabricantes implicados en el desarrollo de la comunicación V2V, no han dudado en tachar el potencial de esta tecnología como un ángel de la guarda capaz de ver más allá, entender mejor y actuar acorde a las necesidades del riesgo al que nos dirigimos.

Si echamos mano de ejemplos prácticos sobre la aplicación de la comunicación V2V, uno de los principales escenarios donde la tecnología promete grandes mejoras es en la generación de accidentes en cadena. Una situación de relativo caos donde la falta de tiempo de reacción conlleva a un aparatoso accidente donde decenas de coches pueden verse implicados a poco que el tráfico sea denso.

Con el uso de un protocolo de alerta basado en comunicación V2V, las acciones de un coche son comunicadas al resto de vehículos que permanecen en su entorno para alertar a éstos si se produce una frenada de emergencia. Una vez el primer conductor pise de forma súbita el pedal de freno, el resto de vehículos ya habrán comenzado a realizar una maniobra de esquiva o frenado de emergencia sin que ninguno de los conductores más próximos se haya percatado siquiera de que dos o tres coches por delante un conductor ha iniciado una situación de elevado riesgo.

comunicación V2V

Fuente: Volvo
En Tecmovia: Volvo continúa demostrando el potencial de la comunicación Car2Car | Ford Electronic Brake Light, no más frenazos imprevistos [Laboratorio Tecmovia]

Comentarios...

No está permitido comentar.