BMW 760i y 760Li

 |  @sergioalvarez88  | 

Cuando se lanzó la actual Serie 7 de BMW se temía que los doce cilindros desapareciesen de BMW con la inclusión del potente 4.4 V8 twin-turbo del 750i. Lo cierto es que dicho propulsor tenía casi la misma potencia que el 760i V12 de la anterior generación y un par máximo más importante. No hay de qué preocuparse, BMW acaba de presentar el nuevo 760i, y su versión de batalla 14 centímetros más larga, el 760Li. Ambos estrenan un nuevo motor V12 twin-turbo y una moderna caja automática de 8 relaciones.

Distinguir externamente a los 760i del resto de la Serie 7 no es fácil, quizá su rasgo más destacable son los cuatro tubos de escape de forma cuadrada que habitan en la zaga. Las preciosas llantas de 19 pulgadas que lleva el coche de las imágenes son exclusivas para ambos coches y los cromados que rodean la clásica calandra de BMW son algo más anchos. En el habitáculo, los vanos de las puertas llevan embebidos el emblema “V12” retroiluminado y el salpicadero está forrado de exclusivo cuero Nappa.

BMW 760i y 760Li

Hablemos ahora del propulsor, es un doce cilindros que cubica 5.972 cc. Con 60º entre bancadas el fabricante bávaro se asegura un funcionamiento suave y carente de vibraciones, esta combinación mecánica es de las más perfectas que existen. El propulsor es igual en arquitectura al V12 atmosférico del anterior 760i, pero BMW asegura que se ha construido desde cero. Posee un arsenal tecnológico, entre otros inyección directa de combustible o sincronización variable de válvulas Double-VANOS.

Pero sin duda lo más destacable es su sistema de doble turbocompresión en serie, asegurando una respuesta lineal y contundente del motor, muy generoso en par máximo. Apoyado por un intercooler agua-aire y una bomba de aceite de presión variable el motor logra una potencia máxima de 544 CV a 5.250 rpm y un par máximo de unos grandes 750 Nm entre 1.500 rpm y 5.000 rpm. Consigue acelerar de 0 a 100 km/h en unos impresionantes 4.6 segundos y su velocidad máxima está autolimitada a 250 km/h.

BMW 760i y 760Li

Los 760i y 760Li cuentan con tecnologías Efficient Dynamics destinadas a maximizar la eficiencia del grupo motopropulsor. Entre otras, frenada regenerativa o sistemas que sólo actúan cuando es necesario, por ejemplo el mecanismo de la dirección asistida. El consumo final de combustible no es bajo, pero es correcto para su tamaño, peso y prestaciones. El gasto medio es de 12.9 l/100 km, traducido a unas emisiones de CO2 de 299 g/km, pagará por tanto el 14.75% de Impuesto de Matriculación.

Toda la potencia pasa a las ruedas traseras a través de una innovadora caja de cambios automática de nada menos que 8 relaciones. Desarrollada por ZF, es casi tan eficiente como una caja de cambios manual, concretamente el 98%. Es reseñable que a partir de la sexta relación ya no se hace patinar el embrague, con evidentes beneficios en gasto de combustible. La moderna caja permite kick-downs muy agresivos, de 8ª a 3ª por ejemplo, a la vez que posee un funcionamiento extremadamente suave.

BMW 760i y 760Li

Como buque insignia de BMW es lógico que el equipamiento de serie esté al máximo nivel, con elementos como climatizador automático de cuatro zonas, puertas con apertura y cierre eléctrico, sistema de navegación BMW Professional y los clásicos sistemas de ayuda a la conducción entre los que destacan el control de balanceo de la carrocería integrado en el BMW Dynamic Drive. Y si aún queremos más exclusividad y lujo en nuestro Serie 7, podemos a acudir a BMW Individual.

BMW 760i y 760Li

Vía: BMW
En Diariomotor: Es oficial, más imágenes, un vídeo e información de la nueva Serie 7 de BMW, BMW Serie 7 Individual

Lee a continuación: Kit de mejoras Hamann para el BMW Serie 7

Solicita tu oferta desde 95.743 €