comscore
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Utilitarios

11 MIN

Los coches de Tokyo, segunda parte

Como ya contábamos en la primera parte de nuestro especial de coches en Tokyo, es relativamente fácil encontrar coches que tengan “algo”. La mala fortuna suele ser el hecho de no tener la cámara a mano cuando pasan. Por ejemplo el otro día me pasó un auténtico Renault Clio Williams, y no pude hacer nada salvo ver como se alejaba mientras yo iba a pie.

Otras cosas curiosas que hay por aquí son las señales de STOP. ¿Y porqué son curiosas? Bueno, lo que veis bajo este párrafo es la señal de STOP. Creo que más de uno nos lo habríamos saltado, o lo habríamos hecho como un ceda. Sí, es un triángulo, y el STOP te lo tienes que imaginar. En realidad lo que pone es TOMARE. Por otra parte, la forma de conducir de los japoneses es más relajada que la nuestra. Pocas veces he escuchado un claxon, y suelen dejar bastante distancia si adelantan a alguna bicicleta en una calle.

Los semáforos por ejemplo, también son distintos (no todos). Son parecidos a los que hay en EEUU. Las luces que indican el tráfico se sitúan más hacia delante que en España, y en los cruces están al otro lado del mismo, con lo que puede que si no lo sabes o no te des cuenta no repares en ellos. Otras señales son distintas en los colores que se usan, por lo que si vais a conducir aquí mejor que busquéis información al respecto.

Otra de las cosas distintas aquí es la L que ponen en el coche al sacarse el carnet. Es una especie de pegatina en V bicolor, amarillo y verde, que pegan en el capó o en la trasera del coche. Pero no es la única marca que tienen, ya que aquí los mayores tienen un permiso de conducir distinto, y tienen que marcar sus coches con otra pegatina con forma de lágrima bicolor (naranja y amarillo).

Ford Escort RS Cosworth

Este precioso Ford Escort Cosworth fue el primer coche especial que vi en Tokyo. En cierto sentido me hizo sentirme como en casa (tuve un Fiesta XR2i, el 1.8). El dueño (o dueña) lo usa una vez a la semana, y me imagino para qué... Monta un bloque de 2 litros y 4 cilindros en línea, con el que gracias a un turbo Garret desarrolla 224 CV a las 4 ruedas.

Nissan Fairlady Z432

Este coche fue exclusivo para Japón (como tantos otros), y equipa un L6 de 2 litros que desarrolla 160 CV. De este modelo en concreto solo se fabricaron 420 unidades, lo que hace aún más especial este avistamiento. Además, los pasos de rueda y las llantas son distintas al modelo de serie, por lo que puede incluso que sea el modelo Z432R, una tirada especial para homologar un modelo de rally.

Volkswagen Scirocco R

De este coche poco podemos contar. Se trata de la versión más radical del coupe de Volkswagen, con 265 CV (y siendo Japón, seguro que con caja de cambios DSG). Avistamiento nocturno para volver a casa con una sonrisa.

Mazda RX-7

Otro de esos coches clásicos japoneses que todo el mundo quisiera conducir alguna vez. Por si fuera poco, más de 800.000 unidades se vendieron en los 24 años (que se dice rápido) de vida del coche. Ambos modelos arriba expuestos llevan un motor rotativo de 1.3 litros biturbo, que dependiendo del modelo daba entre 252 CV y 276 CV.

Nissan Micra (March) tuneado

Bastante tuneado y un poco descuidado por dentro me encontré este Nissan Micra (March en Japón) en un parking. Por fuera tiene bastante trabajo hecho (aparte del color de la carrocería): faros, capó, llantas, paragolpes delantero, trasero, taloneras, parrilla y un alerón grande. Debajo de ese capó no se si habrá alguna preparación, pero imagino que no conservará todas las piezas de serie, que probablemente sea un 160 SR.

Jaguar XF

Un modelo bastante popular de Jaguar que llegó para reemplazar al S-Type. No pude ver qué modelo era, pero por el capó me inclinaría sobre la versión V8 de 5 litros atmosférico, que da 380 CV, o al estar en japón quizá por la versión menos contaminante V6 de 3 litros y 235 CV, también de gasolina.

Lincoln Navigator

Un grande de USA (en el sentido más literal) asentado en tierras niponas. Verlo por la calle sin ningún otro vehículo alrededor puede hacerte creer que te has teletransportado a otro país. Pesa la friolera de entre 2.600 y 2.800 kilos (dependiendo de la versión y el tipo de tracción), y monta un V8 de 5.4 litros que genera 300 CV.

Mini Cooper

Poco tenemos que contar sobre estos dos modelos, bien conocidos por las carreteras europeas. No se ven tanto como otros modelos europeos, pero no se esconden demasiado. Por cierto, el Cooper S no está rebajado, sino que la rueda trasera izquierda está subida en un bordillo, por eso está más bajo delante.

Peugeot

El único generalista europeo que veo por estas calles con cierta asiduidad. Muchos de los modelos que he visto tienen ya algún año que otro, pero la mayoría son 206 y 207SW, aunque hace poco estuve en un barrio donde había varios 407 y 607.

Volkswagen

Otra grande europea que se pasea por Tokyo, no tan alegremente como en España, pero si con mucha confianza. Se pueden ver Golf desde la versión Mk2 y muchos GTI nuevos. También es fácil ver otros modelos como el Passat o el Polo, incluso algún Lupo.

Alfa Romeo

No esperaba ver tantos Alfa por Tokyo, y eso que tengo uno en casa. Bastante gente tiene un 147. Se ven algunos GTV y 159. Incluso he podido fotografiar un 75. Pero la mayoría de los Alfa aquí son los 156 2.5 litros V6 con 189 CV. Otros modelos como el Mi.To son muy raros aun, aunque pude ver uno con el pack SuperSport de noche.

Lancia Delta Integrale

Dentro de una pequeña tienda se encontraba esta preciosidad, un Lancia Delta Integrale Evoluzione II. Con un motor de 4 cilindros en línea y 2 litros turboalimentado, generaba una potencia máxima de 215 CV que es transmitida a las 4 ruedas.

Lancia Stratos HF

Expuesto en un concesionario me lo encontré junto a otras joyas como el Integrale de arriba. Este mítico coche se ganó su reputación en los rallyes, donde tuvo numerosas victorias. Esta versión monta un V6 de origen Ferrari de 2.4 litros que da 190 CV en la versión de calle y 280 CV en la versión de rally. Existió otra versión turbo para rally que daba 560 CV.

Ferrari F430

La verdad es que he visto pocos (con una mano los cuento), pero a este tuve la suerte de poder hacerle una foto. Como muchos sabréis, en su parte trasera esconde un V8 de 4.3 litros que proporciona 490 CV. Todo un superdeportivo que ha sido papá este año, con el nacimiento del Ferrari 458 Italia.

Toyota FT-86 G Sports

Realmente este coche no lo he visto en la calle, sino en un museo de Toyota en Odaiba. Este pequeño coupe es la reencarnación del espíritu del AE-86, un coche ligero, equilibrado y con buena relación peso/potencia que mucha gente elegía para iniciarse en el mundo del Drift en Japón (a raíz de Mr. Tsuchiya o del cómic Initial D). Habrá una versión Subaru con motor bóxer y una versión Toyota con un atmosférico de cuatro cilindros en línea. Si los planes prosperan, a la venta estará en 2012.

Ferrari Mondial T

Este precioso Ferrari Mondial T lo avisté en la zona de más pasta de Tokyo, Omotesando. Monta un V8 de 3.4 litros que desarrolla 300 CV. Se le llamó Mondial T porque en los primeros modelos del Mondial, tanto el motor como la caja de cambios iban transversalmente pero en este modelo el motor se puso longitudinalmente, dejando la caja de cambios transversal.

BMW

Es una pena que con lo bien instaurada que está BMW en Japón, no haya podido ver ningún M por aquí. La mayoría eran Serie 1 o Serie 5, todos gasolina. De vez en cuando se ha dejado ver algún X1, algunos Serie 3 y algún Serie 7.

Audi

Está bastante menos asentada que BMW o Mercedes, pero se ven bastantes. También he de decir que he pasado bastantes veces por delante del Audi Forum de Tokyo, por lo que es fácil verlos por esa zona. Una noche vi un R8, pero al tener solo el móvil y no tener flash decidí no intentar una foto.

Porsche

Ver un porsche siempre es especial. Por supuesto que no es igual ver un Boxster que un 911 Turbo, pero eso por aquí da igual, porque vas a verlos. En la foto aparece un 911 Turbo que tuve que fotografiar a escondidas, pues pero al estar en un centro de lavado de coches no me dejaron hacerla de buenas, aunque también hay otra de un Cayenne.

Mercedes

Mercedes está bastante bien asentada en Japón. Se ven muchos Clase E o Clase S por la calle, algunos clase A y unos cuantos AMG. También es posible ver algún Brabus. Este SLK 55 AMG lo fotografié al lado del concesionario Mercedes de Ikebukuro. Me hubiera gustado poder ver el SLS, pero no había.

Abarth 500

He podido ver 3 escorpiones por Tokyo, pero sin duda el que más me ha llamado la atención ha sido el que veis arriba. Una gran forma de hacer renacer una marca clásica como Abarth gracias a este juguetito, que con su 1.4 turbo de 4 cilindros en línea desarrolla 135 CV en su versión normal, y 160 CV en su versión esseesse. Pero este parecía directamente la versión Assetto Corse, una versión exclusiva para circuito con 200 CV.

Honda NSX

Un verdadero pura sangre japonés. Este modelo de Honda se empezó a vender en 1990, siendo el primero en ofrecer un chasis monocasco en aluminio en un vehículo de producción. Hasta 1997 montaba un motor V6 de 3 litros y 274 CV. A partir de esa fecha (prácticamente a mitad de su vida) se revisó el motor y se aumentó la cilindrada hasta los 3.2 litros, dando una potencia de 290 CV.

Honda S2000 Type S

Poco podemos contar de este coche que no se haya dicho ya. Es fácil avistarlo por aquí, normalmente con más apéndices aerodinámicos de los que lleva de serie. Monta un motor de 4 cilindros en línea de 2 litros, que desarrolla entre 237 CV y 241 CV, ya que hubo una versión con 2 litros y otra con casi 2.2 litros, que se destinó al mercado estadounidense por tema de emisiones. Tiene uno de los atmosféricos de producción con mayor potencia de la historia: poco más de 120 CV/litro.

Mitsubishi GTO

Nacido para competir contra el Skyline, NSX o RX-7, este coupe tenía que salir redondo. Introdujeron numerosas tecnologías que la compañía tenía, como tracción a las 4 ruedas (además de direccionales) o aerodinámica activa. Fuera de Japón se le conoce como Mitsubishi 3000GT. Monta un V6 biturbo de 3 litros que da 276 CV en la primera generación y 321 CV en la segunda y tercera.

Nissan GT-R

¿Alguno de los presentes no conoce aún a este devora-asfalto? La última genialidad de Nissan. Todo un superdeportivo a un precio bastante menor que el de sus competidores. Este “sucesor” del Skyline R34 GT-R monta un V6 biturbo de 3.8 litros que oficialmente da 485 CV. Lo realmente impresionante es la soltura que tiene en circuito este coche pesando 1.740 kg.

Nissan 180SX

Con este nombre se vendió en Japón este Nissan, conocido como 200SX o 240SX fuera del país. Incluso se conoce como Nissan Silvia, ya que compartían chasis. Exteriormente no se ve qué motorización lleva, pero lo más probable es que tenga el 2 litros turbo (4 cilindros en línea) que daba 205 CV al eje trasero, el cual contaba con diferencial autoblocante.

Y así podríamos estar días y días, contemplando coches por las calles de Tokyo. Además que seguro que echais en falta a algunos modelos japoneses famosos. Quizá en un futuro pueda fotografiarlos.

Los coches de Tokyo, primera parte

149
FOTOS
VER TODASVER TODAS

En Diariomotor: Los coches de Tokyo, primera parte | Los coches de Nueva York