5 BMW M3 y BMW M4, de ayer y hoy, que soñarás tener en tu garaje (del Sport Evolution y el CSL al GTS)

 |  @davidvillarreal  | 

El BMW M3 sigue siendo venerado como uno de los deportivos más auténticos, y divertidos, que tu dinero puede pagar, especialmente con su carrocería más atractiva, la del BMW M3 Coupé, que ahora pasó a llamarse BMW M4 Coupé. Pero cuando uno busca la máxima deportividad, y exclusividad, ha de mirar más allá de las versiones más básicas, por decirlo de alguna forma, de la gama deportiva del BMW Serie 3 y el BMW Serie 4. Y es ahí cuando entran en juego las ediciones especiales y siglas tan evocadoras como GT, CSL y GTS, que transforman a un M3 o un M4 en un deportivo muy exclusivo, con precios a menudo prohibitivos, tanto si lo adquieres nuevo, como de ocasión. Los verdaderos purasangre de BMW. ¿Y cuáles son los cinco BMW M3 y BMW M4 de ayer y hoy con los que soñamos, y tú también soñarás con tener en tu garaje?

1. BMW E30 M3 Sport Evolution

En 1990, cinco años después del lanzamiento del BMW M3, BMW Motorsport GmbH se encontró en la tesitura de lanzar una edición especial limitada que llegaría a los concesionarios bajo el nombre BMW M3 Sport Evolution. La razón no era otra que proceder a su homologación para cumplir con el reglamento de la FIA y proseguir en un periplo internacional en la competición que le llevaría a ganar diferentes títulos nacionales e internacionales.

De este Sport Evolution solo se fabricarían 600 unidades, con dos alternativas de color, Negro Jet y Rojo Misano.

Por su alerón lo conocerás, ajustable, atendiendo a los requisitos de los coches de carreras con los cuales compartía esta y otras piezas. Entre otras curiosidades, en su frontal se eliminaron los faros antiniebla para instalar nuevos conductos de refrigeración para los frenos.

BMW llegaría a exprimir el cuatro cilindros de este E30 hasta los 238 CV de potencia.

2. BMW E36 M3 GT

Fiel a la receta del seis cilindros en línea, el E36 daría la bienvenida al BMW M3 GT, presentado en 1995, del cual se construirían 350 unidades (de las cuales 50 gozarían de volante a la derecha). Aquel M3 GT contaría con el motor de 3.0 litros con el cual se presentó el M3 E36 y contaría con 295 CV de potencia y 30 kilogramos menos que un M3 de serie.

También es fácilmente reconocible, porque todas las unidades fabricadas se decoraron en dos tonos, verde British Racing, o plata, y contaba con un faldón exclusivo y un gran alerón sobre la tapa del maletero.

Entre otras curiosidades, este M3 GT vio como las puertas de serie eran sustituidas por unas de aluminio. Una estrategia de aligeramiento que BMW seguiría trabajando, hasta nuestros días, en otras versiones muy especiales del BMW M3 y M4.

3. BMW E46 M3 CSL

Probablemente sea uno de los BMW M3 más deseados. El BMW M3, con mayúsculas. La generación E46 nos dejaría con un M3 con seis cilindros en línea, de 3.2 litros, que aumentó su potencia hasta los 360 CV de potencia para ganarse el derecho a vestir el acrónimo CSL, de Coupé, Sports y Lightweight.

La devoción de los amantes de los deportivos hacia el CSL no es casual, no responde a ninguna moda, ni se trata de un deportivo sobrevalorado, aunque los precios que alcancen en el mercado de ocasión sean increíblemente altos, incluso superiores a los de un BMW M4 Coupé moderno. Incluso teniendo en cuenta que se produjo bajo una tirada relativamente larga, de 1.400 unidades.

Pensad que el trabajo que realizó BMW para aligerarlo fue encomiable, alcanzando un ahorro que según la marca alemana se cifra en 180 kilogramos. Para ello el BMW M3 CSL contaría con soluciones tan innovadoras en la época como emplear un techo de fibra de carbono, material que también se utilizó en los soportes del paragolpes.

Su aceleración, de 0 a 100 km/h en 4,6 segundos, era impresionante, y lo sigue siendo incluso una década más tarde.

4. BMW E92 M3 GTS

Aún así, el BMW M3 más exclusivo llegaría con la generación E92, y con ocho cilindros. Solo se construyeron 139 unidades del BMW E92 M3 GTS, una bestia con motor V8 y una entrega de 450 CV de potencia, y la capacidad de girar por encima de las 8.000 rpm.

Este deportivo vería como sus asientos traseros fueron eliminados para instalar una jaula antivuelco, que además servía de anclaje para los arneses de seis puntos, que junto con sus asientos tipo baquet lo convertían en algo así como un deportivo de carreras con licencia de calle.

5. BMW F82 M4 GTS

Y por fin llegamos al último de esta lista, el más reciente, el BMW M4 GTS. Con la última generación, el nombre del M3 Coupé sería sustituido por el de M4 Coupé, atendiendo a una nueva estrategia de denominaciones en BMW, en la que – salvo excepciones – los pares quedarían reservados para los coupés. El BMW M4 también regresaría a los seis cilindros, con un motor más contundente, bestia, y potente, que nunca, gracias a la sobrealimentación BMW TwinPower Turbo.

El BMW M4 GTS se situaría como la punta de la lanza de la gama M4, con 500 CV de potencia, un cambio de doble embrague M DKG, y tecnologías tan innovadoras en un deportivo de producción como la inyección de agua.

El BMW M4 GTS también contaría con un aligeramiento en consecuencia, empleando fibra de carbono en el techo, la tapa del maletero y el difusor trasero, entre otros. Y también con un paquete aerodinámico realmente llamativo, que incluye un faldón delantero y un alerón posterior regulables.

Fuente: BMW
En Diariomotor:

Lee a continuación: BMW Serie 3 GT 2016, en vídeo: y tú… ¿no ves con mejores ojos al Serie 3 GT tras este vídeo?

El Serie 4 Coupé es la versión de 2 puertas del BMW Serie 3. Es más caro, deportivo y exclusivo, aunque algo menos práctico sin las puertas traseras.

Ver todos los comentarios 6
  • Rafel_de_Lluny

    Un E46 para mí.
    El E46 es mi M3 preferido, junto con el primogénito, claro.

  • El Inimitable

    Para mi lo mas nuevo es lo mejor me quedó con el BMW M4 GTS por su diseño, potencia y nuevas tecnologías de vanguardia.

  • David

    Y luego dicen que el dinero no da la felicidad, yo sería jodidamente feliz teniendo esos coches (y cientos mas)

  • 3VIL

    Del E46 para adelante los quiero todos. Que pureza y hermosura, poder bruto y poco peso!!!

  • Maria

    Yo tengo un rabioso M3 e 30…amor por ellos.

  • Txesz

    Pues curiosamente, no me quedo con ninguno.

    Elijo un e30, por supuesto, pero el Evo II, que conservaba el motor 2.3 pero subido por primera vez a 220 cv.

    Si no es este, el Tour de Corse ’87: 50 unidades conmemorando la victoria de Beguin-Lenne en dicho rally.

El Serie 4 Coupé es la versión de 2 puertas del BMW Serie 3. Es más caro, deportivo y exclusivo, aunque algo menos práctico sin las puertas traseras.