CERRAR
MENÚ
Diariomotor CompeticiónLogo Diariomotor Competición
Fórmula 1

10 MIN

De lluvia a seco, errores en pitstops y el regreso de Hamilton. Crónica Gran Premio de Mónaco 2016

The flying Jim | 29 May 2016
Lewis Hamilton P1 GP Monaco 2016
Lewis Hamilton P1 GP Monaco 2016

El circuito de Mónaco amanecía mojado este domingo, como se esperaba, y el asfalto mojado determinaría tanto el orden de salida de carrera tras el safety car, como las estrategias de todos los pilotos. Max Verstappen y Nasr salían desde el pitlane, beneficiados por el SC, lógicamente, pero el mayor beneficiado era Daniel Ricciardo, que conservaba la pole position en aquel momento.

La idea era mantener el coche de seguridad lo justo para quitar de la trazada la mayor cantidad de agua posible, para asegurar una buena salida sin incidentes. La lentitud del SC puede provocar, de hecho, problemas mecánicos y eso es lo que parecía suceder a Kvyat, aunque en el box vimos un cambio de volante que tenía pinta de ser provocado por un problema eléctrico.

Salida tras el safety car, que estaría en pista siete vueltas completas hasta retirarse al pitlane

Cinco vueltas más tarde, Kvyat parecía haber resuelto los problemas eléctricos de su monoplaza y se esforzaba por ponerse a la cola y no perder todavía más tiempo (ya iba con una vuelta perdida). Algunos pilotos se ponían nerviosos ya, como el caso de Kevin Magnussen, que pedía empezar cuanto antes la carrera. Hamilton también pedía comenzar.

El safety car se marcharía en la vuelta 7, así que la octava de la carrera era la primera a pleno rendimiento. El relanzamiento sería clave ahora, y el más listo sacaría petróleo.

Daniel Ricciardo sacaba algo de ventaja tras el safety car y por detrás, Kevin Magnussen era el primero en entrar a boxes para poner el neumático intermedio. Acto seguido se estrellaba contra las protecciones a final de recta Jolyon Palmer, un impacto bastante fuerte por lo que hemos podido ver.

Con el Virtual Safety Car han aprovechado para entrar a boxes Button, Kvyat y Nasr, todos montando neumático intermedio, una buena jugada si les saliese bien. A priori eran ellos más de tres segundos más veloces que la cabeza de carrera, y a papeleta para los primeros estaba en ver cuándo entrar para no quedarse atascados en el pelotón.

Un momento decisivo para la carrera: el momento en que cambiaban a neumático intermedio

Nuevo accidente, esta vez Kimi Raikkonen, que se empotró con el muro en la antigua Loews, y Romain Grosjean se quedaba atascado precisamente por la falta de dirección útil de Kimi. Un incidente un poco extraño para Romain, pero evidente si lo veíamos repetido. Mal fin de semana para Raikkonen que se retiraría tras la salida del túnel.

En esta vuelta 13 lo mejor que se podría hacer es montar neumáticos intermedios, era obvio por los tiempos, pero como dijimos, a ver quién era el "guapo" que se metía a boxes desde la cabeza de la carrera. Sería meterse en un berenjenal en medio del pelotón. Mientras tanto, Max Verstappen era duodécimo justo antes de entrar a boxes para poner los intermedios.

El siguiente en entrar para intermedios y primero de los de cabeza fue Sebastian Vettel. El caso es que Ricciardo rodaba en 37's con neumático de lluvia, casi dos segundos más rápido que Rosberg (un tapón en ese caso).

La siguiente vuelta era el momento para entrar a cambiar a intermedios para Fernando Alonso, mientras Ricciardo bajaba ya de la barrera del 37. Alonso saldría undécimo y Carlos Sainz marcaba mejor tiempo en el primer sector. Seguía con lluvia extrema y pronto deberían entrar para el cambio.

Nico Rosberg sufrió la carrera más complicada del año con muchos problemas de ritmo

En un momento dado nos perdimos el adelantamiento de Hamilton sobre Rosberg, seguramente por órdenes de equipo ya que Rosberg estaba yendo demasiado lento. Podrían ser problemas mecánicos, una vez visto que su ritmo era realmente mucho más lento que el de su compañero.

Los misteriosos problemas de Rosberg lo ponían en el punto de mira de Carlos Sainz mientras por detrás, Massa hacía de tapón brutal con sus neumáticos de lluvia extrema justo por delante de Vettel, Hulkenberg y Fernando Alonso (vuelta 19/78).

Valtteri Bottas tendría algún problema sobre la vuelta 20 que le haría perder varias posiciones (aunque pasaría desapercibido para los comentaristas).  En la vuelta 21 Kvyat y Magnussen se enganchaban en la Rascasse en una lucha por posición, tras un error de Magnussen que derivó en eso, un golpe (que yo creo que fue culpa de Magnussen).

Aplausos para Toro Rosso por un pitstop lentísimo para Carlos Sainz, que caería varios puestos en la clasificación por ese motivo, destrozando en ese momento su carrera. Una más...

En Toro Rosso fallarían el pitstop con Carlos Sainz que ya perdía toda oportunidad de un buen resultado

Ricciardo y Hamilton tenían margen de sobra para entrar en boxes (vuelta 23) y así lo hacía el líder del Gran Premio, Ricciardo, que dejaba al de Mercedes en primera posición de la carrera. En ese mismo instante se permitiría utilizar el DRS porque la carrera estaba derivando a seco con rapidez. ¿Hamilton esperaría a poner neumático de seco? Sería una locura porque ese neumático de lluvia extrema no iba a aguantar.

Pero de Hamilton podemos esperar de todo.

Verstappen marcaba ya 30.8 y se revelaba como el piloto más rápido en pista hoy. Parecía secarse muy rápido la pista, pero ojo, las condiciones visuales no tendrían por qué coincidir con las "sensoriales". Lo que sí estaba claro es que Hamilton parecía estar tardando demasiado en entrar porque el otro Red Bull, el de Ricciardo, marcaba ya 30.1's.

Bonita situación en la que Hamilton estaba claramente esperando al slick mientras Ricciardo le daba caza a tres segundos por vuelta. Personalmente creo que es bueno ver esto, todo un campeón del mundo arriesgando al todo o nada en una pista tan especial como Mónaco.

La 'cagada' de Red Bull fue completa: en boxes para Ricciardo; en pista para Verstappen, estrellado

A partir de la vuelta 30, la debacle. Todos entrando en boxes a por slicks y en ese momento crucial, los mecánicos de Red Bull no estaban preparados y Daniel Ricciado perdía la primera plaza en favor de Hamilton (con ultrablandos). La carrera dio un vuelco tremendo en todos los frentes.

Checo Pérez se posicionaba tercero con vuelta rápida incluida en una nueva carrera brillante del mexicano. En la vuelta 35 Max Verstappen estrellaba su Red Bull una vez más, abandonando la carrera y provocando la "entrada" del VSC. Fin de semana para olvidar para Max. También para Magnussen con su enésimo toque, abandonaba la carrera.

Fernando Alonso en quinta posición, sacaba algunos segundos por vuelta a Sebastian Vettel en esos momentos, y también circulaba por delante de Rosberg, Hulkenberg y Carlos Sainz. Creo que nos perdimos algo importante ahí.

Alonso se mantenía tras Vettel, pero en determinado momento la distancia con el alemán se amplió muchísimo, quizás por algún problema puntual, pero alrededor de la vuelta 45 el español hacía un tapón completo, habría que ver si la carrera se le ponía de cara al de McLaren o tendríamos una nueva decepción.

Dado que McLaren consume más combustible con su motor Honda, no descartemos que este fuera el caso para Alonso. Extraño, sí, pero ¿factible?

Fernando Alonso se mantenía quinto y Checo Pérez brillaba sobre la pista, tercero

A medida que pasaban las vueltas se iba configurando en el horizonte la posibilidad de que Checo Pérez pudiese aspirar a la victoria final, algo inaudito y muy de agradecer dada la genial carrera que estaba realizando el mexicano: rodaba en los mismos tiempos que Ricciardo y contaba con una parada menos.

El siguiente desastre en la carrera lo protagonizarían los dos Sauber, justo tras la advertencia de sus jefes de que intercambiasen posiciones (Nasr debía ceder la posición a Ericsson), y tras haber sido realmente lento Felipe Nasr, llegaba el toque que sin duda era absolutamente desastroso para un equipo que está en la picota económicamente.

El tapón Alonso mantenía a raya a Nico Rosberg vuelta tras vuelta, algo que ya sabemos desde hace tantos años: hacerse ancho en Mónaco es fundamental si tienes un coche peor que quien te persigue. ¿Aguantaría hasta el final así?

Con los neumáticos que llevaban todos determinarían el devenir de la carrera: Fernando Alonso súper blando, Rosberg ultrablando. Mejor neumático para Nico, pero a igualdad de vueltas lo lógico sería que Rosberg entrase antes a boxes, dejando a Alonso más tranquilo en ese inusual quinta posición. Además parecía claro que la carrera no llegaría a terminarse, en vueltas, por falta de tiempo.

Desastre completo en el seno de Sauber, una actuación ridícula entre sus pilotos los pone en evidencia

La carrera entraría en una fase de parón hasta que a diez vueltas para el final salía el Virtual Safety Car para retirar una lona que había caído en la recta principal. Menos de una vuelta duraría, y tan solo nos quedaban esos diez giros justos (quizás) para llegar a la bandera a cuadros. En ese impass, Hamilton sacaba algo de tiempo sobre Ricciardo y también Alonso conseguía aire sobre Rosberg.

¡Y llegó la lluvia en la vuelta 71! Seguramente sería una lluvia fina, poco importante, pero muy peligrosa en cuanto a la adherencia en pista. Mientras tanto, ese VSC previo dejaba a Checo Pérez más lejos, pero conservando la tercera posición sin problemas. Una lluvia muy fugaz que nos dejaba en un par de vueltas.

Con los neumáticos casi en las lonas, Hamilton era capaz de sacar más de tres segundos de ventaja sobre Ricciardo. Por detrás, Pérez, Vettel y Fernando Alonso que también se apartaba algo de Nico Rosberg, dejándolo a más de 2,5 segundos.

Estas últimas vueltas nos ofrecían el duelo entre Pérez y Vettel, con el alemán pegado al Force India del mexicano a falta de pocos minutos para cumplirse las dos horas.

Geniales prestaciones de Checo Pérez en la carrera más especial del año con un coche muy inferior

Sinceramente, esta carrera era de Daniel Ricciardo de no haber mediado un error garrafal en el box; Carlos Sainz podría haber mejorado, con mucho, esa octava posición de no ser por el estrepitoso fallo en su box; Nico Rosberg no fue capaz de hacer absolutamente nada en un fin de semana muy discreto (al menos el domingo). Por no mencionar el increíble mal resultado para Renault, con muchos problemas y muchos toques.

Además Hulkenberg fue capaz de sacar petróleo a la última vuelta y superaba a Rosberg en la misma línea de meta, certificando una carrera para olvidar para el monegasco de adopción.

Queda mucho por analizar, desde el nivel de dureza de ese neumático ultrablando que Hamilton hizo durar más de 40 vueltas, al igual que el resto de situaciones (rocambolescas en algunos casos) que se dieron en esta prueba que, apostillo, fue emocionante. Sí, Mónaco lo es. O al menos, es impredecible.

Aquí tienes la clasificación final del Gran Premio de Mónaco 2016.