Nuevos Volvo S60, V60 y XC60: mejoras en motorizaciones, equipamiento y diseño

 |  @davidgartes  | 

La gama de vehículos S60, V60 y XC60 de Volvo recibe una importante actualización que entrará en vigor este mismo otoño. Hablamos de una estética revisada, equipamiento adicional y tres nuevas motorizaciones, entre las que destaca el motor D4 Drive-E con un consumo medio homologado de 3,7 l/100 km (99 g/km), que pone contra las cuerdas a su propio hermano D2 de 115 CV e idéntica cifra homologada. Las otras dos nuevas plantas motrices de gasolina ofrecen 306 CV y 245 CV y se pueden combinar con una caja automática de 8 relaciones.

Los cambios estéticos son sutiles, pero la lista de novedades es francamente extensa

En el apartado tecnológico destaca la inclusión del Adaptive Digital Display, ya conocido en el V40 y que ahora se incorpora a la gama 60. Cabe señalar también la incorporación de un sistema activo que permite llevar siempre conectadas las luces largas (Permanent high beam), un nuevo sistema de info-entretenimiento denominado Sensus Connect (que hace de todo excepto cocinar) y una completa colección de ayudas al conductor. Hay bastante que contar, pero vamos por partes.

Tres nuevos motores para toda la gama 60

Empezando por las motorizaciones, los tres modelos de la gama 60 estarán disponibles a partir de este otoño con tres nuevas motorizaciones correspondientes a la familia Drive-E de 4 cilindros y 2.0 litros de cilindrada.

Es de suponer que el compresor le otorgue a bajas vueltas el tacto de un motor atmosférico de mayor cilindrada

El más potente será el denominado T6, una edición turbo de gasolina que alcanza los 306 CV de potencia y un par máximo de 400 Nm. Este motor está doblemente sobrealimentado mediante un compresor volumétrico y un turbocompresor, que se reparten los diferentes regímenes de giro para insuflar sobrepresión de aire desde el ralentí hasta el corte de inyección. Asociado al nuevo cambio automático de 8 velocidades, homologa unos consumos medios de 6,4 l/100 km (149 g/km) en el S60, 6,7 l/100 km (157 g/km) en el V60 y 7,3 l/100 km (169 g/km) en el XC60. Es de suponer que el compresor le otorgue a bajas vueltas el tacto de un motor atmosférico de mayor cilindrada y el turbo complemente la gama media y alta de revoluciones.

El segundo nuevo motor basado en el mismo bloque será el llamado T5. En este caso es un gasolina con un solo turbo y desarrolla una potencia máxima de 245 CV mientras que el par máximo se queda en unos respetables 350 Nm. Asociado de nuevo a la caja automática de 8 relaciones, los consumos quedarían en 5,9 l/100 km (137 g/km) en el S60, 6,1 l/100 km (142 g/km) en el V60 y 6.7 l/100 km (157 g/km) en el XC60.

el mencionado consumo de 3,7 l/100 km pone a este motor en pie de igualdad con su hermano pequeño D2 de tan solo 115 CV

Por último, el que sin duda generará más ventas de los tres, y no es otro que el D4 antes mencionado. Se trata de un 4 cilindros turbodiésel de 2,0 litros de cilindrada que alcanza una potencia de 181 CV y un par máximo de 400 Nm. Aparte del nivel prestacional que se puede esperar de esta planta motriz, sin duda notable, lo más llamativo es su consumo homologado de 3,7 l/100km con caja de cambios manual (99 g/km). Estas cifras se transforman en 3,8 l/100 km en el V60 y 4,4 l/100 km en el XC60. Estos consumos se incrementan en 0,4 l/100 km en el S60 y V60 con caja de cambios automática, que serían +0,2 l/100 km en el caso del XC60 de 8 velocidades.

Es curioso que el mencionado consumo de 3,7 l/100 km pone a este motor en pie de igualdad con su hermano pequeño D2 de tan solo 115 CV que, de hecho, se ha visto obligado a mejorar sus cifras en esta remodelación para lograr consumir de media lo mismo que su hermano mayor, 66 CV más potente, y no más. Son cifras realmente bajas en cualquier caso, pero con 181 CV bajo el acelerador la verdad es que llama poderosamente la atención.

Mejoras en equipamiento y en tecnología

Es cierto que Volvo tiene un largo historial de hacer buenos asientos, pero parece ser que han redoblado sus esfuerzos. La gama 60 incorpora nuevas butacas deportivas con sujección lateral extra desde la cadera hasta los hombros, que estarán disponibles en toda la gama. Nuevas llantas opcionales de 19” y hasta 20” estarán también disponibles, y además prometen haber mantenido el mismo perfil de goma que tenían antes las de 18” y 19” respectivamente. Efectivamente, esto significa que las ruedas son ahora más grandes, pero también que se ha preservado el confort que ofrecían antes las llantas con una pulgada menos.

Como es de esperar en toda actualización de gama que se precie, nuevos colores, materiales e inserciones poblarán el interior, predominando los materiales nobles como el cuero o la madera. También estarán disponibles (en el caso del S60 y V60) cuatro puestas a punto del chasis, denominadas Touring, Dynamic, Four-C (Continuously Controlled Chassis Concept) y Lower Sport Chassis, de la más civilizada a la más radical.

Estarán disponibles (en el caso del S60 y V60) cuatro puestas a punto del chasis

En el apartado puramente tecnológico, encontramos el mencionado Adaptive Digital Display o cuadro digital adaptativo, ya presente en el hermano pequeño V40, con sus programas Elegance, Eco y Performance, que van dando protagonismo a diferentes indicadores y colores, seleccionables según el humor con el que nos levantemos cada día. La versión V60 Plug-in Hybrid añade un cuarto modo denominado Hybrid (en un alarde de originalidad) con el que la propulsión mixta muestra sus particularidades en todo su esplendor.

El nuevo sistema de info-entretenimiento (Sensus Connect) trae bajo el brazo una nueva interface de usuario y funcionalidades novedosas como conectividad para futuras actualizaciones, navegación mejorada, conectividad WiFi dentro del coche, radio TuneIn Internet (una vez que tienes conectividad, por qué no disponer de 80.000 emisoras a través de Internet), streaming de música por Bluetooth y sistema de control por voz acorde con las funciones más importantes.

Volvo afirma que su sistema de control de luces largas es totalmente revolucionario

Por si todo esto fuera poco, la caja automática de 8 relaciones podrá ir acompañada de levas en el volante para su control manual. En el apartado de seguridad, Volvo afirma que su sistema de control de luces largas es totalmente revolucionario, basándose en eliminar sólo la parte del haz de luz que realmente deslumbra a los demás pero dejando permanentemente encendidas las luces largas. Ya puestos, los faros también cuentan desde ahora con un sistema de iluminación en curva.

Adicionalmente, el conocido como IntelliSafe de Volvo (nombre comercial de su conjunto de sistemas de seguridad) añade a su ya completo abanico de asistencias en ciudad (frenado automático de serie en toda la gama y detección de peatones opcional) dos nuevos sistemas de ayuda: el asistente de aparcamiento en paralelo y el control activo de mantenimiento de carril. Una última ayuda es el control de ángulo muerto que, en este caso, además de realizar las funciones habituales de aviso al cambiar de carril es capaz de detectar también la aproximación de tráfico transversal cuando damos marcha atrás para salir de un aparcamiento en batería. Es lo que tienen los radares, que al final los usas para todo.

De verdad, creo que eso es todo.

Fuente: Volvo
En Diariomotor: Volvo V40, a prueba. El compacto escandinavo inyecta savia nueva a su categoría | Volvo S80 2014: una berlina modernizada y sobre todo mucho más eficiente

Lee a continuación: Un Volvo XC60 pick-up de seis ruedas, el nuevo coche cámara de la marca sueca

Solicita tu oferta desde 24.800 €
  • xingular

    Lo han dejado que parece un turismo elevado, a lo Allroad, mas que un SUV.

  • Patek

    Debo admitir que Volvo es una marca hacia la que profeso gran simpatía por motivos personales pero me han defraudado con sus últimos modelos al constatar que han recurrido a sobreelevar la banqueta trasera de forma importante con respecto a los asientos delanteros, especialmente en toda la gama 60. El inminente XC90 promete abrir una nueva era estilística en la marca por lo que habrá que esperar y ver.

  • ADN

    Las luces delanteras del S60 me parecen más como una evolución del modelo anterior que del actual, y aún así quedan a juego con el resto.

  • Smat

    A nivel estético considero que han perdido originalidad, pero supongo que ese frontal busca acercar a estos modelos al estilo de los próximos modelos de la firma sueca y la nueva generación de motores parece interesante, especialmente el D4; claro que habrá que ver los datos reales.

  • Rest

    Van conformando una gama envidiable. Les queda por renovar por completo el resto de los más viejos del lugar, y tienes una indecisión de compra tal como entrar en un concesionario BMW con un cheque en blanco.