¿Conseguirá Mercedes una línea AMG a la altura de BMW M Performance?

 |  @ClaveroD  | 

Mercedes-benz está dispuesta a eliminar el actual salto que existe entre sus modelos “convencionales” y las variantes más prestacionales firmadas por AMG. Tal y como sucede en Audi con las denominaciones S y RS, y del mismo en BMW con las variantes M Performance y M (Motorsport), Mercedes quiere introducir una gama intermedia de modelos destinada a aquellos clientes que buscan un extra de deportividad y puesta a punto en sus modelos, sin verse por ello obligados a tener que adquirir las creaciones más radicales de AMG.

Más AMG para todos

La idea de ver en el mercado variantes de AMG menos extremas, es una de esas eternas luchas internas que lleva paseándose demasiado tiempo por los despachos del grupo Daimler. Mientras firmas como BMW han apostado por ofrecer cada vez más variantes y denominaciones que ocupen el espacio entre sus modelos de calle y su gama BMW Motorsport, como es el caso del BMW M235i que probamos en Altas Prestaciones, Mercedes se ha mantenido al margen ofreciendo suculentas creaciones firmadas por AMG, pero con grandes saltos en prestaciones con respecto de los modelos de los que derivan.

La diversificación es el actual caballo de batalla de todos los fabricantes, y el mercado de las altas prestaciones no escapa de esta apuesta global. Existe un cliente que busca algo a medio camino, y por ello Mercedes ha decidido cubrir ese espacio, aunque sus principales rivales ya habían empezado a cubrir este hueco y con bastante éxito y tiempo de ventaja.

El primer modelo que arrancará esta nueva etapa de AMG, será el Mercedes C450 AMG que será presentado en el próximo Salón del Automóvil de Detroit. Su posicionamiento será clave, quedando un peldaño por encima del Mercedes C400, e inmediatamente por debajo del Mercedes C63 AMG. Los cambios de esta “AMG-Line” se centrarán en la introducción de modificaciones a nivel estético, mejora de rendimiento del conjunto motopropulsor y puesta a punto de suspensiones, frenos, etc.

Esta nueva oleada de modelos será introducida de forma paulatina en toda la gama, y siempre dejando el margen suficiente como para no dañar las verdaderas variantes AMG. Tras el Mercedes Clase C, los siguientes modelos en recibir el nuevo tratamiento de AMG serán el Mercedes Clase E, Mercedes CLA y Mercedes GLK.

Con las cartas sobre la mesa, el movimiento de Mercedes puede catalogarse como lógico, aunque algo tardío. La renovación de su gama de productos, junto con la implantación del nuevo lenguaje de diseño, ha permitido a Mercedes colocarse en una senda muy ligada a las altas prestaciones, siendo la introducción de esta nueva gama intermedia bajo el sello AMG, el movimiento definitivo para recortar distancias con Audi y BMW.

Fuente: AutomotiveNews
En Diariomotor: Mercedes C450 AMG: un escalón previo al C 63 AMG, podría ser una realidad en 2015

Lee a continuación: El legado de las flechas plateadasMercedes SLR McLaren y SLS AMG

  • ADN

    Tiene la capacidad de hacerlo. Un ejemplo claro es la diferencia entre el clase A mas por ante de la linea regular el A250 y el A45 AMG, son casi 150 caballos de diferencia, en ese hueco bien cabe uno o dos escalones mas que compitan con el AUDI S3 o BMW