La Federación Internacional ratifica la ‘mano blanda’ con las penalizaciones por motor

 |  @fernischumi  | 

Hace un tiempo que la FIA (y el resto del Grupo de Estrategia) vio que el tema de las penalizaciones en cuanto a la utilización de cuatro unidades de potencia como máximo se le había ido de las manos. Sin llegar ni tan siquiera al ecuador de la temporada, los dos McLaren-Honda (e incluso algún monoplaza con motor Renault) se encontraban saliendo en carrera al final de parrilla e incluso posteriormente tenía que afrontar severas penalizaciones en forma de Stop & Go o Drive Through.

Es por ello que la Federación además de presentar el calendario provisional de 2016, ha confirmado la eliminación de dichas penas durante la carrera y sólo castigará a los pilotos degradándoles al final de la parrilla, sin tener que cumplir después ningún tipo de sanción adicional una vez que el semáforo se apague por mucho que no pueda compensar la penalización con la pérdida de puestos respecto al resultado de la sesión de clasificación. A su vez, los fabricantes de motores reciben la famosa quinta unidad de potencia por piloto, algo que se aplica retroactivamente a Honda.

Además, a pesar de no aparecer en el orden del día del Consejo Mundial del Motor se ha confirmado que a partir del Gran Premio de Bélgica los pilotos no dispondrán de ninguna ayuda a la hora de la salida, por lo que deberán realizar el procedimiento por sí mismos, sin ningún tipo de gestión electrónica o asistencia para encontrar la configuración correcta del embrague. El tarado del mismo no se podrá modificar una vez que el coche salga del box.

En cuanto a las comunicaciones por radio, se limitarán únicamente a mensajes de seguridad, ya sea por avería grave del monoplaza del piloto, así como pinchazos o daños en la carrocería, accidente/avería de uno de sus rivales o algún otro tipo de riesgo en pista (banderas) así como la necesidad de tener que dejar pasar a un competidor después de por ejemplo haberse saltado una curva o haber hecho un adelantamiento irregular.

Lee a continuación: Los World Rally Cars de 2017 serán unos DTM en miniatura