Skoda presenta su nueva familia Greenline

 |  @omiguel  | 

La apuesta de Skoda no va solamente por el camino de ofrecer modelos con una buena relación calidad/precio sino además de contar con una de las familias más numerosas de los llamados “verdes”, los mal llamados “ecológicos” o los mejor llamados “más ahorrativos”. Greenline es la denominación que acogen a partir de ahora estas versiones diferenciadas de absolutamente todos los modelos que comercializa la marca en España.

Lo primero que llama la atención es que Skoda nos presenta a toda esta gran familia con un inmaculado color blanco que no debería engañarnos. Llevan llantas de aleación de diseño sencillo y esconden sobre ellas unos neumáticos especialmente elegidos por sus cualidades de baja resistencia a la rodadura. Una sencilla revisión modifica los paragolpes para afinar un aspecto tan importante como la aerodinámica aunque lo realizado por Skoda no es precisamente una panacea.

Octavia y Superb, además de sus versiones familiares Combi, incorporan el motor turbodiésel 1.6 TDI de 105 CV que parece copar prácticamente cualquier modelo popular de Skoda, Seat, Volkswagen y compañía. La berlina intermedia gasta 3.8 l/100 Km o 4.2 litros si tomamos la variante familiar mientras que el gran Superb obtiene la misma marca con las dos carrocerías, 4.4 litros cada 100 Km. El pequeño gran SUV Yeti también se hace con este motor y marca su mejor marca en consumo y emisión de CO2: 4.6 l/100 Km (119 gr/Km de CO2).

Para los pequeños Skoda, y con este adjetivo me refiero a los Fabia, Fabia Combi y Roomster Greenline, se reserva el motor diésel más pequeño que comercializa actualmente el grupo VAG: 1.2 TDI de 75 CV. Ofrece unos generosos 180 Nm y para los Fabia homologa una media de 3.4 litros/100 Km (89 gr/Km de CO2). En el caso del Roomster este consumo se dispara hasta los 4.2 litros/100 Km (109 gr/Km de CO2), en gran parte porque el mayor peso del Roomster exige un mayor esfuerzo del impulsor.

Los motores varían entre los diferentes modelos Greenline pero no ocurre así con otras medidas tecnológicas destinadas a minimizar el consumo de combustible. Éstas se agrupan en la denominación Simply Clever y básicamente incluyen la función “start-stop”, la capacidad de regenerar parte de la energía que se produce cuando se frena el vehículo y el recomendador de cambio de marcha. Este triunvirato es uno de los más usados actualmente para ahorrar combustible.

El stand de Skoda en el Salón de París no va a ser de los más pequeños porque contará con todas estas versiones Greenline además de las versiones convencionales. Esta segunda generación de los “más ahorradores” de Skoda tardará poco tiempo en estar disponible en nuestro mercado.

Familia Skoda Greenline 2011

Vía: Skoda

En Diariomotor: Skoda Octavia 2008Skoda Superb 2008 | Skoda Superb Combi | Skoda Fabia, Fabia Combi y Roomster 2010 | Skoda Yeti

Lee a continuación: Ración de descapotados digitales, incluyendo al Skoda Octavia y al Suzuki Swift

Solicita tu oferta desde 8.090 €
  • alpapel

    un consumo fantastico, especialemnte el del octavia y el superb contando con las dimensiones y el peso que tienen, por su parte el del yeti me parece un poco elevado, evidentemente la aerodinamica de “todoterreno” no ayuda en estos lares… esperemos que skoda siga por este camino porque lo esta haciendo muy bien.

    saludos

  • Anónimo

    luego de lo que se homologa al consumo real dista un mundo.