Chevrolet Cruze 1.7 VCDi LT+, a prueba (III): equipamiento, precios y posibles rivales

 |  @davidgartes  | 

Tras analizar las diferentes facetas de nuestro vehículo, tanto en lo que respecta a diseño y acabados del Chevrolet Cruze LT+ como a prestaciones y comportamiento del motor 1.7 diésel de 130CV, llegamos a la parte final de la prueba en la que recopilamos toda la información sobre equipamiento, precios y posibles rivales.

Veamos su equipamiento y precio para terminar de ubicarlo y poder compararlo con sus posibles rivales directos

Para entender este modelo hay que tener claro desde un principio su posicionamiento en el mercado por tamaño y precio. Parece claro que por tamaño compite en el reñidísimo y superpoblado segmento de los compactos de 5 puertas, situándose incluso entre los más grandes (al menos en cotas exteriores). Veamos su equipamiento y precio para terminar de ubicarlo y poder compararlo con sus posibles rivales directos.

Equipamiento y precio del Chevrolet Cruze 1.7 VCDi LT+

La gama Cruze se compone de paquetes de equipamiento cerrados, que van desde el LS+, pasando por el LT, LT+ hasta llegar al tope de gama LTZ. La segunda letra de cada denominación va en orden alfabético ascendente y con ella y el “+” el coche se va cargando de equipamiento. Esto significa que la versión probada en equipamiento LT+ es la segunda más alta, y la máxima compatible con el motor 1.7 de 130 CV, que no se puede combinar con el tope de gama LTZ.

Un equipamiento bastante completo, que va acompañado de una garantía total de 3 años o 100.000 km

El acabado LT+ trae de serie airbags delanteros, laterales y de cortina, frenos ABS con EBD, ESC y TCS (por orden, antibloqueo, distribución electrónica de frenada, control de estabilidad y control de tracción), ordenador de a bordo, equipo de sonido con seis altavoces y dos tomas auxiliares (una de ellas USB compatible con unidades de memoria flash y reproductores mp3), retrovisores y elevalunas eléctricos en las 4 puertas, control de velocidad con mandos en el volante, mandos de audio también en el volante, volante y palanca de cambios de cuero, llantas de aleación de 16”, climatizador automático monozona, función start/stop, sensor de aparcamiento trasero y faros antiniebla. Hablamos de un equipamiento bastante completo, que va acompañado de una garantía total de 3 años o 100.000 km.

Con respecto al acabado LTZ, al que habría que acceder con el mortor diésel más potente, nos perdemos el sensor de lluvia y luces, las llantas de 17” y el navegador con pantalla de 7” a color. Pero con el motor 2.0 de 163 CV y acabado LTZ nos perderíamos la interesantísima opción start/stop, que sólo equipa el 1.7. En la gama Cruze no se puede tener todo a la vez.

El precio del Chevrolet Cruze 1.7 VCDi 130CV LT+ es de 16.430€ todo incluido, a la fecha de escribir estas líneas, e incluyendo la promoción oficial actualmente vigente en la web de Chevrolet. Como única opción, tenemos la pintura metalizada, valorada en 320€ y nada más.

Cabe recordar, antes de dar un repaso a sus posibles rivales, que estamos hablando de un coche que comparte la plataforma Delta II de General Motors con coches como el Opel Astra o el Chevrolet Volt y que ha obtenido 5 estrellas en las pruebas de choque Euroncap realizadas en 2009. No hemos encontrado en él grandes lagunas de equipamiento ni pegas sustanciales en la sensación de calidad (plásticos duros pero bien integrados estéticamente, puntos mejorables en el acceso al anclaje Isofix o en el reposapié izquierdo… pero nada realmente vital).

Tampoco presenta carencias en prestaciones ni en comportamiento con respecto a los estándares del segmento, con un motor moderno, potente y frugal y un chasis razonablemente afinado en línea recta y en curva. La dirección eléctrica con escaso feedback es un mal bastante extendido, por lo que ni siquiera en eso podemos situarlo por debajo de coches que se posicionan, al menos de partida, por encima de los 20.000€ con motor y equipamiento similares.

Posibles rivales del Chevrolet Cruze 1.7 VCDi LT+ “en casa”

Para hablar de posibles rivales para nuestro Cruze de 130 CV, estamos obligados a abrir dos grupos. Podemos decir que tiene claros rivales “en casa”, dentro del grupo General Motors, pero también fuera de ella encontramos multitud de marcas con vehículos en este mismo segmento y que podrían competir con el Chevrolet a la hora de tomar una decisión de compra.

Dentro de General Motors, existen dos rivales claros. El más evidente es el propio Chevrolet Cruze con motor 2.0 diésel y 163 CV ofrecido en idéntico acabado LT+ por el mismo precio que la unidad probada con 130 CV. Es curioso, pero para tomar esta decisión habrá que dejar a un lado el precio y centrarse sólo en cual preferimos realmente.

Es cierto que el motor dos litros aporta un plus muy claro en prestaciones, sacándole un segundo y medio a su hermano menor en el 0-100 km/h, que es mucho sacar. Esto se refleja en una mayor respuesta a todo régimen (par máximo de 360 Nm frente a 300 Nm) y se traduce en una experiencia de conducción con bastante más colorido. Dicho esto, si tenemos en cuenta que el precio a pagar es 1,1 l/100 km de consumo adicional, que no disponemos de la función start/stop y que, al fin y al cabo, el modelo inferior cuenta con unas prestaciones más que suficientes con sus 130 CV, la decisión no se presenta fácil.

Posiblemente el modelo de 130 CV sea más sensato y, a la larga, una mejor experiencia de usuario

Por dar alguna pista más a quien se encuentre en esa tesitura, yo creo que para un uso práctico familiar, en ciudad y carretera a velocidades legales, con un consumo muy bueno y un comportamiento y respuesta sin complejos, posiblemente el modelo de 130 CV sea más sensato y, a la larga, una mejor experiencia de usuario. Para quien quiera respuesta motriz a toda costa y “pelearse” con los pesos pesados de la liga turbodiésel, ahí está el 2.0 con sus 163 CV.

Pero aún hay más, sin salir del catálogo de General Motors. Compartiendo plataforma, parte de la suspensión e idéntico motor, tenemos el Opel Astra, que en versión aproximadamente equivalente tiene un precio oficial (tras descuentos también oficiales) de 18.311€, casi 2.000€ más que su primo americano.

Lo que sí me atrevería a recomendar es no comprar uno sin ver siquiera el otro

Yo diría que el Opel presenta unos acabados superiores (con muchos elementos en común, pero mejores materiales y tacto en general) un tren trasero semi-independiente, un mayor abanico de opciones de equipación y, a mi modesto entender, una estética bastante más dinámica y refinada. Probablemente por razones aerodinámicas, le recorta también al Chevrolet una décima aquí y otra allá en consumos a pesar de moverse con el mismo motor exacto.

Por aportar algo más de luz en esta posible disyuntiva, es posible que el Opel valga esos 2.000€ más (dependerá de cada comprador y de cada bolsillo) pero lo que sí me atrevería a recomendar es no comprar uno sin ver siquiera el otro. Son más parecidos de lo que yo mismo habría pensado a priori y me da la sensación de que más de uno se lo va a pensar bastante entre ambos antes de tomar la decisión.

Posibles rivales del Chevrolet Cruze 1.7 VCDi LT+ de otras marcas

Saliendo ya de la gama GM, deberemos buscar en los catálogos de otros fabricantes para poder hacer las oportunas comparaciones. En principio, habría que buscar entre los modelos más económicos de otras marcas generalistas para poder encontrar vehículos con una propuesta similar.

Vienen a mi mente los Citroën C4, Ford Focus, Renault Mégane, Hyundai i30, Kia Ceed, Mazda 3, Peugeot 308, Seat León, Toyota Auris, Skoda Rapid… y algún otro que me dejo en el tintero por diferencias de planteamiento con respecto al Cruze. Para filtrar un poco el numeroso grupo, podemos eliminar los Peugeot – Citroën porque pasan de 110 CV directamente a 150 CV; algo parecido le sucede al Mazda y al Focus. Por su parte, el Seat León, Skoda Rapid y Toyota Auris están en proceso de lanzamiento del nuevo modelo en este momento, lo que nos deja en compás de espera.

Nos va a costar cuatro o cinco mil euros más en cualquier otra marca, salvo su hermano el Cruze 2.0 o su primo el Astra

Todo lo cual nos deja con el Mégane de 130 CV y los dos coreanos. Pero resulta que en versiones diésel de 130 CV para el Mégane, 126 CV para el i30 y 128 CV para el Ceed, se van a más de 22.000€ el Renault e Hyundai y casi a 21.000€ el Kia. Hablo de precios oficiales, sacados directamente de sus páginas web y es muy posible que tras una visita al correspondiente concesionario se pudiesen lograr descuentos adicionales… cosa que también podría suceder con un Chevrolet Cruze, cuyo precio también es oficial y está en la web.

Lo que nos deja con la sorprendente conclusión de que, salvo descuento bomba o reducción de caballaje en 15 ó 20 equinos, cualquier cosa similar a un Chevrolet Cruze por tamaño, prestaciones y equipamiento nos va a costar cuatro o cinco mil euros más en cualquier otra marca, distancia muy grande cuando hablamos de 16.430€ como precio base de la comparación.

El Chevrolet Cruze no brilla especialmente en ningún apartado, pero cuando lo situamos en su nivel de precio se revela como una opción muy económica y muy razonable.

Resumen y conclusiones

Por 16.430€ no hay ningún coche en el mercado con un tamaño y prestaciones similar al Chevrolet Cruze 1.7 VCDi LT+

En síntesis: por 16.430€ no hay ningún coche en el mercado con un tamaño y prestaciones similar al Chevrolet Cruze 1.7 VCDi LT+. Su muy razonable equipamiento, correcta percepción de calidad, competente chasis y moderno motor lo sitúan en una relación valor/precio muy a tener en cuenta en el segmento. Así las cosas, sólo su hermano el Chevrolet Cruze 2.0 de 163 CV por el mismo precio y su primo el Opel Astra con motor de 130 CV y unos 2.000€ más caro pueden plantarle cara en una comparativa objetiva y obviando percepciones emocionales de una u otra marca.

Con una estética sencilla, un diseño práctico y sin alardes de innovación y un par de detalles de ahorro de costes con los que podremos vivir perfectamente, creo que existen buenas razones para tenerlo en cuenta a la hora de elegir un coche de este tamaño y prestaciones por el mínimo coste posible de adquisición y mantenimiento.

Lo mejor

Precio
Sorprendente calidad general
Relación prestaciones/consumos

A mejorar

Estética simplona
Falta de feedback en el volante
Ausencia de opciones de equipamiento

En Diariomotor: Chevrolet Cruze 2.0 VCDi LT, a prueba (I) | Chevrolet Cruze SW, presentación y prueba en Colonia (I): el ocio como protagonista

Lee a continuación: Chevrolet Cruze 1.7 VCDi LT+, a prueba (II): motor y comportamiento

Solicita tu oferta
  • MrAnomino

    Estaría bien un enlace a las dos partes anteriores del artículo para no tener que buscarlo…

    Con respecto al coche, sin duda una elección más racional que pasional, pero con los tiempos que corren lo racional puede tirar más…

    • Nonosky

      Has probado a leer el artículo entero y darle en la barrita azul del final antes de los comentarios, donde pone <<Anterior??? o_o

  • Rest

    Insisto buen producto y precio. Coche con mejor calidad/ precio/ prestaciones, q algunos q como competencia no se exponen y están muy cerquita….

    • Una Pena

      Aqui a los Españoles nos hace falta un ejercicio de recapacitación y puesta en la realidad economica de la sociedad, porque en cierta manera este es el coche que deberiamos comprar la mayoria de las familias y no el Opel u otros, que seguimos siendo un pais de marquitis aguda y ahora los fondos no dan para ello.

      • Rest

        Cuanta razón tienes.

  • MrAnonimo

    Por cierto, los precios que se dicen del Kia Ceed no son verdad. Esos son los precios de la versión tope de gama Emotion, la versión intermedia (excelentemente equipada) Drive diésel de 128cv prácticamente iguala a este coche en precio pese a ser un vehículo más moderno (y seguro), más atractivo y mejor terminado. Eso sí, el motor diésel del Ceed es bastante menos voluntarioso que el que monta este Cruze.

    • Anónimo

      Es cierto. El Kia Ceed ofrece en este momento un descuento de 4.017€ en su versión Drive, que lo deja en 17.507€, sólo 1.000€ por encima del Cruze. No obstante, en la fecha de escribir el artículo o no estaba o no lo ví al configurarlo. Eso lo convierte en un rival muy relevante para el Cruze, sin lugar a dudas.
      En cualquier caso, nada más lejos de mi intención que publicar algo que no sea verdad.

  • gngl

    ¿Que aspecto tendrá éste coche dentro de 15 años?
    Prefiero un japonés a cualquier marca coreana, francesa, italiana o americana.

    • miki

      pues todo dependerá del trato que le des, pero tienes Daewoo con esos años funcionando y sus dueños contentos con lo que compraron. Yo tengo coche japones, y contentisimo con la adquisción, pero tampoco pretendo tenerlo 15 años, ya tiene 10 y estoy pensando en cambiarlo, no porque vaya mal, sino porque quiero cambiarlo. No descarto el Cruce, porque esta dentro de lo que busco cuando compro coche, y es que no cueste más de 18 mil aurelios, sea un compacto y tenga un mantenimiento razonable. En este país se tiene mucho perjuicio a ciertas marcas solo de oidas y por rumorologia popular.

  • Fernando

    Actualmente estoy buscando cambiar de coche. Tengo 28 años y lo que busco es un utilitario que me lleve del sitio A al sitio B, pero reconozco que tambien me gustaria algo ya sea distinto a lo que se ve todas las mañanas en la M30, como que me aporte algo de diversion a la hora de la conduccion. Y corrigeme si me equivoco, creo que este 1.7 cumple los requisitos sin ninguna pretension.

    Felicidades por el articulo, realmente util.