CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Utilitarios

7 MIN

Peugeot 208 GTi, presentación y prueba en Niza (II): qué más ofrece este GTi frente a sus rivales

David Clavero | @ClaveroD | 16 Abr 2013

El Peugeot 208 GTi parte de un esquema completamente diferente a sus antecesores, un esquema que tiene mucho más que ver con la estrategia comercial que con la oferta de un producto específico para un mercado muy determinado. Así, al igual que ya concluyera mi compañero Pepe Giménez tras la prueba del Renault Clio RS, estos deportivos nacidos en el segmento B ya no son coches para “quemados”. El Peugeot 208 GTi hace suya esta idea hablando de confort y urbano entre sus características, por lo que algo parece que nos hemos perdido.

Respecto del Peugeot 207 RC, el nuevo Peugeot 208 GTi pierde 90 kilogramos, gana 25 CV de potencia, aumenta en 35 Nm el par motor y reduce todas sus cotas. Dicho así suena como un producto profundamente evolucionado que debería batir fácilmente al primero en todas los registros, sin embargo, Peugeot ha aprovechado estas mejoras para crear un producto que, sin llegar a la deportividad de los anteriores RC; permite hablar de prestaciones en consonancia con esta estirpe, ofreciendo además plenas garantías de que el confort de los GTi se mantiene intacto para el uso urbano.

Ahora, el concepto GTi comprende muchos más aspectos

Peugeot 208 GTi, presentación y prueba en Niza (II): qué más ofrece este GTi frente a sus rivales

No hablamos de una tendencia que resulte una novedad con la llegada del Peugeot 208 GTi. El grueso de sus rivales directos, donde destacan Renault Clio RS y Ford Fiesta ST que serán lanzadas muy próximos al utilitario de Peugeot, gozan de una filosofía muy similar donde sólo leves matices colocan dichos vehículos más o menos próximos a lo que antaño se consideraba como una de las categorías donde mejor oferta existía a la hora de hacerte con una montura para irte de tandas al circuito o al rally local.

El Peugeot 208 GTi cuenta con 3.962 mm de longitud, 1.739 mm de anchura y 1.460 de altura

¿Se nos escapa la esencia de este segmento “racing”? pues hasta cierto punto podemos decir que sí, si nos ceñimos a la oferta de vehículos actual sin escoger opciones tales como chasis deportivos, especificaciones fuera de catalogo, ediciones limitadas, etc.

Desde el próximo 29 de abril, el Peugeot 208 GTi estará disponible en los concesionarios por un precio de 22.900 euros y únicamente con carrocería de tres puertas y cambio manual. Las opciones extra son muy reducidas por no decir de que sólo podremos escoger el techo panorámico, el sistema de detección para aparcamiento y el acabado de sus llantas como opción en un principio.

Peugeot 208 GTi, presentación y prueba en Niza (II): qué más ofrece este GTi frente a sus rivalesPeugeot 208 GTi, presentación y prueba en Niza (II): qué más ofrece este GTi frente a sus rivalesPeugeot 208 GTi, presentación y prueba en Niza (II): qué más ofrece este GTi frente a sus rivales

La terminación interior encuentra bastantes más luces que sombras en términos globales. Con una primera visualización, el volante se convierte en el centro de todas las miradas, es pequeño, bonito e invita a cogerlo con decisión. Los asientos, específicos para esta versión, lucen un acabado en piel y textil que muestran un vistoso remate de sus costuras en color rojo. El salpicadero refleja una terminación agradable e igualmente luce costuras en rojo, sin embargo el material que lo cubre e imita a la piel de los asientos, no alcanza la calidad de las butacas.

Los asientos deportivos son específicos. Están tapizados en cuero y textil y ofrecen un plus de agarre en sujeción lateral

Los plásticos duros abundan, estamos en el segmento B, aún así su terminación y ajustes convencen. Sólo los asideros de las puertas reflejan un acabado criticable por diseño. Peugeot ha escogido una plástico lacado que luce una degradación de color negro a rojo en las empañaduras de las puertas y el asiento del sistema multimedia. Para un servidor, este detalle no hace justicia al diseño de asientos o volante, un acabado Piano Lack gozaría de mayor estima.

La interfaz multimedia con pantalla táctil de 7 pulgadas que instala el Peugeot 208 GTi es atractiva y muy vistosa, su comparación sólo es posible frente al R-Link que instala el Renault Clio RS. La interfaz de Peugeot hace gala de un diseño cuidado y repleto de funciones para navegación, reproducción multimedia, funciones del vehículo, vinculación del teléfono u ordenador de a bordo. Cuenta con dos entradas USB y un puerto minijack para audio. Intenet es posible mediante la inserción de un lápiz USB que haga las veces de módem.

El sonido del escape nos gustó, no está amplificado de forma artificial. Por debajo de 3.500 rpm es discreto, más allá deja patente que no es un 208 más

Sólo la ausencia de mayor información sobre el propulsor en esta interfaz, como sí permite la tablet R-Link, deslucen un dispositivo bien resuelto. Cierto es que la firma del león cuenta con la llegada de aplicaciones como aliciente para su interfaz, pero a día de hoy se echa en falta la posibilidad de tener un mayor volumen de información respecto del propulsor. Para los más exigentes, una pantalla repleta de datos, aunque sea en formato virtual, ofrecería un importante valor añadido al conjunto.

Peugeot 208 GTi frente a sus rivales

Peugeot 208 GTi, presentación y prueba en Niza (II): qué más ofrece este GTi frente a sus rivales

La planta propulsora la hemos detallado en profundidad en la primera parte de esta prueba, por lo que sólo me remitiré a subrayar que estamos ante un motor 1.6 THP con 200 CV asociado a un cambio manual de 6 relaciones. Al igual que el Ford Fiesta ST, no se contempla la adopción de un cambio automático de ningún tipo, ni ahora, ni más adelante.

David Clavero: “No enamora como un 206 RC, pero brilla por encima del 207 GTi. De llegar un 208 RC, no tendría dudas en que fuese mi elección”

Para aquellos que busquen exclusivamente un cambio manual, ya se habrán percatado que marcas como Renault, Volkswagen o Seat no contemplan la transmisión si no es mediante un cambio de doble embrague. Con los datos en la mano, este tipo de cambios automáticos ofrecen un mayor rendimiento gracias a un funcionamiento muy rápido y preciso, añadiendo eficiencia y ese toque “racing” que se extrae de tener levas tras el volante para jugar con las relaciones a nuestro antojo.

De este modo, el cambio de marchas es la primera condición que define al Peugeot 208 GTi. Se trata de un aspecto fundamental a la hora de abordar una decisión, donde la adopción de un cambio de uno u otro tipo responde más a preferencias personales que a ventajas reales. A grandes rasgos hablamos de un aspecto tan condicionante como el número de puertas, todavía escucho lamentos de más de uno, y de dos, cuando descubrieron que el Renault Clio RS es un cinco puertas…

A considerar es el hecho de que este Peugeot 208 GTi hace gala de una de las mejores relaciones entre potencia, peso y consumos del segmento: 200 CV, 1.160 Kg y 5,9 l/100 Km (Mixto). Con un precio de 22.900 €, queda a medio camino entre el Ford Fiesta ST por 21.750 € y el Renault Clio RS por 24.400 €. Esta ubicación no es casual, ni mucho menos, pues llegando como última novedad sabrá jugar las bazas de potencia, peso, consumo, número de puertas y caja de cambios que finalmente decantarán al usuario por una montura u otra.

46
FOTOS
VER TODASVER TODAS

En Diariomotor: Peugeot 208 GTi, presentación y prueba en Niza (I): reinterpretando siglas que hablan de historia | Renault Clio RS, prueba en el Circuito de Guadix. Reinventando al mito | Ford Fiesta ST: presentación y prueba en los Alpes franceses. ¿Estamos ante un utilitario picante a la altura de sus rivales?