Sébastien Buemi arrasa en el ePrix de Pekín 2015

 |  @eloy_eg  | 

Una nueva temporada de Fórmula E arrancó este sábado en Pekín y lo que tenía que pasar al abrir la mano con el desarrollo de los motores terminó ocurriendo. e.DAMS Renault arrasó en esta primera cita de la temporada 2015-2016, obteniendo Sébastien Buemi el pleno de puntos en China al lograr pole position, victoria y vuelta rápida. Y pudo ser peor de no ser por el abandono de su compañero Nicolas Prost tras dañar el alerón trasero y requerir Dirección de Carrera su entrada a boxes.

Si la cara en cuanto a los nuevos motores fue Renault, la cruz la protagonizó Trulli. Después de no ser capaces de completar una sola vuelta cronometrada en toda la pretemporada, el equipo del expiloto de Fórmula 1 se vio abocado a perderse esta primera cita de la temporada. La razón oficial es que los propulsores desarrollados por Motomatica llevan retenidos en las aduanas chinas dos semanas y adujeron que esperan estar listos para Putrajaya.

Ya el viernes en una excepcional sesión de entrenamientos e.DAMS dejó bien claro su favoritismo, endosando dos segundos al resto. Eso les permitió centrarse en mejorar sus reglajes de carrera durante los entrenamientos libres del sábado mientras los demás equipos intentaban limar una diferencia insalvable al menos a una vuelta. Aún así Jean-Éric Vergne logró dividir a los e.DAMS en clasificación, pero una vez tuvo lugar la Superpole todo volvió a su sitio: primera fila para Buemi y Prost, con un Mahindra (Heidfeld), un ABT (Di Grassi) y un DS Virgin (Vergne) detrás. Nada que no hubiéramos visto en pretemporada.

Al menos la carrera estuvo más entretenida de lo que podía parecer viendo el dominio a una vuelta de los e.DAMS. Una gran salida de Nick Heidfeld permitió al alemán colarse entre Buemi y Prost, que una vez metido en tráfico comenzó a mostrar los primeros signos de flaqueza del hasta ahora intocable motor francés. Por el contrario, poco a poco el suizo Buemi fue abriendo hueco hasta llegar al primer periodo de Safety Car virtual (o Full Course Yellow en Fórmula E): Simona de Silvestro impactaba contra las barreras tras un toque por detrás que las cámaras de televisión no captaron.

La lucha por el segundo puesto siguió viva hasta que llegaron las paradas en boxes. En ella Nick Heidfeld perdió tiempo y salió tras Lucas di Grassi y Nicolas Prost, a quien atacó poco después. Pero un nuevo Safety Car virtual por choque entre Jacques Villeneuve y António Felix da Costa, quien asumió la culpa y abandonó, frenó las hostilidades y dio vida a quienes aún no habían realizado su cambio de monoplaza. Así, emergieron los pilotos de Dragon Racing para meterse de lleno en la lucha por el podio, así como los NEXTEV TCR, hasta ese momento discretos, y Nathanaël Berthon con el coche del año pasado.

Eso sí, el elemento que definió al final el podio no se vio por televisión. Nicolas Prost impactó con el muro en algún momento y su alerón trasero se desarmó. El francés seguía siendo más rápido que Lucas di Grassi y amenazaba al brasileño, pero Dirección de Carrera le mostró la bandera negra y naranja. Al mismo tiempo se desataba por detrás la lucha por el tercer puesto, logrando finalmente retener Nick Heidfeld a Loïc Duval y Jérôme d'Ambrosio, que a punto estuvo de llevarse por delante a su compañero de equipo. Pero esa fue la lucha más relevante, pues nadie tosió a Sébastien Buemi, que aprovechó para marcar vuelta rápida en la parte final de la carrera, y Lucas di Grassi se dedicó a ahorrar energía en los últimos compases.

Oliver Turvey salvó los muebles de NEXTEV TCR, mucho mejor en Pekín que en test pero lejos de la forma esperada, con un sexto puesto que compensaba en cierto modo los problemas técnicos que arrastró Nelsinho Piquet. Por detrás Sam Bird superó a Nathanaël Berthon para darle a DS Virgin un séptimo puesto que sabe a muy poco viniendo de un equipo de fábrica. Jean-Éric Vergne es claramente más rápido, pero su desastrosa gestión de la energía le llevó a acabar 12º. Cerraron la zona de puntos Stéphane Sarrazin, puntal de un equipo Venturi superado por su cliente Dragon Racing, y Robin Frijns, que heredó un punto tras una carrera muy luchada al ser sancionado Daniel Abt por un atropello en boxes.

¿Una valoración de esta primera carrera? e.DAMS puede gestionar su ventaja, ABT y Mahindra están ahí, Dragon Racing optimiza sus recursos, NEXTEV TCR tiene mucho margen de mejora y las mayores decepciones son DS Virgin y Venturi. Próximo episodio, dentro de dos semanas en Malasia.

Foto | FIA Formula E

Lee a continuación: Jolyon Palmer será piloto titular de Lotus en 2016