El hermano pequeño del Volkswagen T-Roc no solo se fabricará en Navarra

 |  @davidvillarreal  | 

La ampliación de la gama SUV de Volkswagen continúa. Y si el gran lanzamiento de este año era el Volkswagen T-Roc, el de 2018 será, sin duda, el un modelo más compacto y asequible, el hermano pequeño del Volkswagen T-Roc, que se lanzará bajo el nombre Volkswagen T-Cross. Este modelo será doblemente importante, primero, porque será el primer producto que Volkswagen ofrezca en la categoría de los crossover más pequeños, compitiendo con modelos como SEAT Arona. Y segundo, porque se producirá en la fábrica de Landaben, en Navarra, junto al Volkswagen Polo, con el que comparte plataforma. Pero esa no será la única fábrica de la que salga el Volkswagen T-Cross.

Con la presentación del Volkswagen Virtus de estos días, que es algo así como un mini-Passat, un sedán derivado del Volkswagen Polo, se confirmaba que el Volkswagen T-Cross será también un producto muy importante para Sudamérica.

Tan importante que el hermano pequeño del Volkswagen T-Roc, el Volkswagen T-Cross, también se fabricará en Brasil, en la factoría de Volkswagen en Sao José dos Pinhais. En esta fábrica también se producen, entre otros, el Volkswagen Golf y el Audi A3 Sedán y el Audi Q3 para la región.

Navarra no será la única fábrica que produzca este crossover más pequeño que el Volkswagen T-Roc,
puesto que Brasil también lo fabricará para la región

Imágenes del Volkswagen T-Roc 2017.

El Volkswagen T-Cross y Navarra

En 2016 se confirmaba que Volkswagen fabricaría un segundo modelo en su planta de Landaben, Navarra. Más tarde sabríamos que ese modelo sería el Volkswagen T-Cross, aprovechando, entre otras cosas, que estará basado en la misma plataforma que el Volkswagen Polo.

Recordemos que el Volkswagen T-Roc, por contra, se fabrica en Setúbal (Portugal) y que en España también se produce un segundo pequeño crossover del Grupo Volkswagen, el SEAT Arona fabricado en Martorell.

La decisión de fabricar el Volkswagen T-Cross en Navarra supone un gran paso adelante para la fábrica. En 2016 se produjeron un total de 296.800 coches, cifra que con la nueva generación del Volkswagen Polo, y el Volkswagen T-Cross que se producirá el año que viene, ha de aumentar significativamente. Una producción de la cual el 91,5% se dedicó a exportaciones al extranjero, dando trabajo a más de 4.500 empleados.

En la siguiente galería os mostramos más imágenes del prototipo Volkswagen T-Cross Breeze que anticipaba este modelo que no se presentará hasta bien entrado el año que viene.

Lee a continuación: Volkswagen T-Cross 2018: 5 claves para saber todo lo que se puede saber del Nissan Juke de Volkswagen