Skoda Octavia GPL

 |  @omiguel  | 

El GLP o GPL (gas de petróleo licuado) está resurgiendo dentro de las últimas tendencias en combustibles alternativos a la gasolina y al gasóleo, tradicionales derivados del petróleo empleados en los vehículos. A pesar de ser un derivado del “oro negro”, tiene unas incuestionables cualidades de menor emisión contaminante en proporción así como unas prestaciones para la combustión bastante cercanas a los derivados utilizados actualmente.

La marca checa Skoda se suma ahora con una versión de su berlina Octavia denominada Octavia GLP, que permite funcionar tanto con gasolina como con GPL. El motor elegido es un 1.6 MPI que puede beber de ambos combustibles a través de dos depósitos separados. El depósito de combustible se mantiene intacto mientras que se añade en la zona del maletero un depósito de 75 litros para el gas, y que según la propia marca no produce una disminución significativa de la capacidad del maletero con lo que podría situarse por encima de los 500 litros (560 litros originales).

Skoda Octavia 2008

La autonomía proporcionada por el GPL es de unos 550 km, que sumada a la proporcionada por la gasolina alcanza un total de 1.300 km.

Hasta aquí todo muy bonito, pero faltan detalles sobre esta nueva incorporación de Skoda. Por ejemplo, no se indica cómo se produce la elección de gasolina o GPL para su introducción en el motor, pudiendo ser mediante una llave externa o a través de un cómodo botón del salpicadero, como ocurre en otros vehículos que utilizan GPL. Incluso en cierto orden predefinido de utilización, aunque esto tendría algunas desventajas como en el caso de que durante un largo trayecto sólo tengas posibilidad de repostar gasolina y no GPL.

Los precios del Octavia GPL:

Octavia 1.6 MPi 102cv Active 18.000 €

Octavia 1.6 MPi 102cv Trend 18.800 €

Skoda Octavia 2008

Es cierto que en España la utilización del GPL es aún complicada sobre todo por la falta de abastecimiento del preciado combustible, ya que hay muy pocas gasolineras que cuenten con un surtidor de este gas. Tampoco es un problema tan complicado como el de los coches eléctricos, pues en algunos países europeos como Italia la reposición de GPL se encuentra más extendida por las estaciones con el consecuente impulso que supone esa existencia.

Ya han existido con anterioridad otras producciones de mercado que trabajaban con GPL, como el caso del Smart Forfour, del todavía verde Mitsubishi Colt o del kit de conversión de Opel para convertir alguno de sus modelos en híbrido de gasolina y GPL.

Vía: Skoda

En Diariomotor: Skoda Octavia, nuevos paquetes de equipamiento y galería de imágenes | El Skoda Octavia montará el 1.8 TFSI

Lee a continuación: Mitsubishi Colt propulsado por GPL

    Skoda Octavia
    Solicita tu oferta desde 14.800 €