CERRAR
MENÚ
DiariomotorLogo Diariomotor
Yamaha

5 MIN

Yamaha, más que una marca de motos: 4+1 coches en cuyo motor "han tocado" los japoneses

José Luis Gómez | @jlgomez1995 | 10 May 2021
Motores Yamaha Coches Ford Puma Portada
Motores Yamaha Coches Ford Puma Portada

Cuando nombramos a Yamaha lo primero que se nos viene a la cabeza es cualquiera de sus míticas motocicletas, pero lo cierto es que la marca de los tres diapasones también sabe hacer motores para coches, o al menos ayudar en su desarrollo, y es que al igual que sucediese con Porsche en la década de los 80 y 90, los japoneses también son conocidos por un departamento de ingeniería puesto al servicio de las cuatro ruedas. A continuación te presentamos "un breve muestrario" con cuatro coches icónicos en cuyo diseño ha participado la firma nipona.

Toyota 2000GT

10
FOTOS
VER TODASVER TODAS

El encargado de comenzar nuestra lista es el Toyota 2000GT, un deportivo del que sólo se fabricaron 351 unidades y cuya producción se remonta al año 1967. Por aquel entonces Yahama había intentado colaborar con Datsun para construir un superdeportivo sin mucho éxito se alía con Toyota, quien necesitaba un coche prestacional y aspiracional en sus filas para conseguir el prestigio que tanto necesitaba, sobre todo al otro lado del Pacífico.

Así pues, Satoru Nozaki creó uno de los diseños más icónicos de Toyota, claramente inspirado en los modelos de Ferrari de la época y que pasó a la historia gracias a su aparición en la película de James Bond "Sólo se vive dos veces" protagonizada por Sean Conery. En lo que respecta a Yamaha, tomó el seis cilindros en línea del Toyota Crown logrando extraer 150 CV para 1.120 kg de un dos litros de cilindrada con con tres carburadores de doble cuerpo y doble árbol de levas.

Lexus LFA

A continuación pasamos a otro mítico deportivo japonés, en este caso el Lexus LFA fabricado con precisión quirúrgica y su motor V10 de 4,8 litros capaz de girar a 9000 vueltas produciendo 560 CV y 480 Nm de par, a la vez que emana un sonido propio de un monoplaza de Fórmula Uno.

En total se fabricaron 500 unidades entre el año 2010 y 2012, incluyendo las 50 con el paquete Nürburgring que elevaba la potencia a 570 CV además de incluir varias mejoras a nivel aerodinámico y de suspensión. En lo que concierne a Yahama, se recurrió a ella para poner a punto el sistema de escape, no sólo para conseguir un motor que "respirase" mejor, sino sobre todo para afinar su característico sonido. No obstante, también se habla de que los de Yamaha supervisaron y asesoraron el diseño general de este propulsor de giro rápido, un campo en el que cualquier fabricante de motocicletas tiene dilatada experiencia, consiguiendo así que sus diez pistones de desplacen a una velocidad de hasta 25 m/s (unos 90 km/h).

Ford Puma 1.7

Pero no sólo en el diseño de elevados deportivos ha colaborado Yamaha, sino también en otros más mundanos como es el primer Ford Puma, aquel para cuyo spot en televisión se "resucitó" a Steve McQueen. En concreto, estamos ante una triple alianza de Ford, Mazda y Yamaha que partiendo los motores tetracilíndricos de la familia Zetec crearon un 1,25 y un 1,7 litros con admisión, escape y culatas específicamente desarrolladas por Yamaha.

Así surgió el Ford Puma 1,7 litros de 125 CV, un pequeño deportivo que gracias a los japoneses contaba con innovaciones como distribución variable, la cual le permitía ofrecer gran parte del par motor a sólo 1.800 rpm, así como camisas secas recubiertas con Nikasil, una aleación de níquel y silicio que reduce la fricción.

Volvo XC90 B8444S

Para terminar este pequeño muestrario nos reservamos una propuesta completamente diferente a las anteriores, un SUV de gran formato como es el Volvo XC90 con el motor B8444S, un V8 a 60° de 4,4 litros de cilindrada con 315 CV y 440 Nm de par que también podía encontrarse bajo el capó de la berlina S80. Así pues, todo el desarrollo del propulsor fue obra de Yamaha, quien se vio obligada a recurrir a un ángulo entre bancadas más estrecho de los 90° habituales en los V8 para que cupiese en el vano motor del S80 de forma transversal, por lo que dispone de árboles de equilibrado.

Extra lap: Yamaha ya tiene en mente un motor eléctrico de 475 CV

Pero lo cierto es que no queríamos despedir este artículo sin hacer mención al motor eléctrico de alto rendimiento que recientemente ha presentado Yamaha. Se trata de un motor síncrono de imanes permanentes capaz de desarrollar 350 kW de potencia, unos 475 CV, y que promete ser uno de los más ligeros y compactos de su clase, incluyendo en la misma unidad el inverter y el sistema de transmisión.

Así pues, la intención de los japoneses es ofrecerlo como suministrador a todo aquel fabricante que lo requiera, con la vista especialmente puesta en superdeportivos y hypercars, ya que pueden combinarse varios de ellos, dando lugar fácilmente a una máquina de 950 CV recurriendo al clásico esquema de un motor por eje.

Vídeo destacado del Volvo XC90