comscore
CERRAR
MENÚ
Diariomotor
Toyota

6 MIN

Premios Diariomotor a lo mejor de 2011: coupés, cabrios y pequeños deportivos

O tal vez deberíamos titularlo simplemente como “coches para disfrutar” vale, es raro que no disfrutemos con cualquier coche, pero el factor goce al volante se eleva exponencialmente al volante de algunos de estos candidatos. Se trata de una categoría de vehículos que no se ven a decenas en nuestras calles, no son superventas, tampoco prácticos en ciudad ni la mejor opción para viajar, pero se encarga de forjar el espíritu de la marca entre los corazones de los aficionados al motor.

Son en definitiva coches pasionales, el escalón previo a los deportivos de altos vuelos y superdeportivos, los encargados de sacarnos una buena sonrisa al volante en una tarde entre curvas, disfrutando descapotados o con los controles desactivados en una mañana de tandas en el circuito. Son coches con una cuidada estética, en algunos casos con un peso no demasiado elevado y unos cuantos caballos extra, que huyen de la tracción delantera y que esperan ansiosos a que les saquemos de sus casillas. A continuación los candidatos ordenados bajo mi punto de vista y a tras los candidatos la encuesta para que decidáis vuestro elegido.

Tratar de elegir a los candidatos es difícil ¿Establecer un límite de potencia para elegirlos?¿De precio? Este último parámetro ha sido el que ha guiado mi decisión para no adentrarnos en el terreno de los pequeño deportivos de lujo y filtrar a los candidatos, por ello, el tope marcado por los candidatos es de 60.000 euros. Algunos quedan demasiado al límite, otros todavía no sabemos el precio definitivo, pero sí en que márgenes se moverán, es el caso del SubaruBRZ / ToyotaGT 86. Aquí están los candidatos a coupés, cabrios y pequeños deportivos del 2011.

Morgan Three Wheeler

Comenzamos el ranking con el más curioso de los candidatos. Nunca pensé que un coche con tres ruedas me gustaría… pero este lo consiguió en Marzo cuando apareció. El principal argumento, su estética retro, pero no el único. Es descapotable, un gran punto extra a su favor, pesa sólo 500 kg y su estética tiene como principal protagonista a un motor bicilíndrico de 115 CV que luce en su frontal sin esconderse tras carcasa alguna.

Es un coche para no pasar desapercibido (¿alguien se imagina lo que es pasarse por alguna calle céntrica con este Morgan?), pero sobre todo para disfrutar al volante de largos paseos al viento, como si de un pequeño avión de la II Guerra Mundial se tratara, con una aceleración capaz de marcar el 0 a 100 km/h en sólo 4.5 segundos y con espacio para disfrutar de las curvas con un acompañante. Un coche de capricho de más de 30.000 euros sí, nada práctico, pero de eso se trata este ranking, de coches para disfrutar.

MercedesSLK

Tras el Morgan cualquier otro candidato podría parecer ya anodino, sobre todo si hablamos de estética, pero el siguiente candidato no busca ser el más llamativo entre las curvas, sino el más elegante de la lista. Es la pequeña estrella plateada de la gama roadster de Mercedes. El hermano pequeño del SL y el familiar lejano del SLS, pero eso no va a amedrentarle. Descapotable de techo duro, ciñéndonos al presupuesto, la versión SLK 350 BlueEFFICIENCY es la elegida.

Por encima encontramos SLK 55 AMG, pero con el SLK 350 tenemos razones de sobre para pasárnoslo bien. Su mecánica la compone un V6 de 306 caballos con el cambio automático 7G Tronic Plus con la que es capaz de acelerar en el 0 a 100 km/h en sólo 5.6 segundos, pero su dinámica no es su única baza ya que además es sustancialmente más práctico que el Morgan, con maletero y un habitáculo con un buen número de elementos dedicados al confort. Una buena montura para escaparse en pareja.

Chevrolet Camaro Convertible

El tercer candidato es puro músculo americano. Aquel que eligiríamos con los ojos cerrados si estas elecciones fuera al “coche para cruzar la Ruta 66 del año”: el Chevrolet Camaro Cabrio L99 V8 6.2, o lo que es lo mismo, un buen V8 americano para disfrutar de su sonido a cielo descubierto, con más de 6 litros de cilindrada ronroneando frente a nuestras manos, mientras estas agarran el volante y doman los 405 caballos de su motor.

Una buena estética que cuenta además con el plus del exotismo por tierras europeas, una mirada enfurecida, líneas que delatan las horas en el gimnasio de este gran coupé. Vale, el interior no está a la altura del Mercedes, pero a cambio contamos con otras dos plazas más y un maletero que si bien en la versión cabrio se antoja pequeño, ya es mayor del que nos encontrábamos en el Morgan y obviamente, su motor.

BMWSerie 1 M Coupé

El siguiente candidato abandona el terreno de los cabrios para presentarse como uno de los coupés más interesantes del año. Interesante por llevar en su nombre la M de BMW, por ser tracción trasera, por una estética musculosa en un coche de dimensiones compactas y por tener 340 caballos bajo el capó. En definitiva por ser el preciado juguete que muchos hubiéramos querido tener estas navidades.

Un devora curvas, jugueteando en cada trazada con su trasera y redondeando cada trayectoria, con espacio suficiente para llevarte a la suegra de tandas y con todo el espíritu de la M bramando por los cuatro escapes. Personalmente considero que es el heredero de un modelo legendario, el M3 E30, argumento más que suficiente como para colocarlo en esta lista.

Toyota GT 86 y Subaru BRZ

El último candidato lo forma una pareja, la que para mi ha sido la pareja del año. Puede que sea incluso el nombre que más he escrito durante este año. El Toyota GT 86 y el Subaru BRZ han protagonizado el culebrón por excelencia del año, culebrón que quedaba resuelto hace apenas un mes cuando se presentaban.

Una línea que despierta el espíritu de deportivo económico japonés de los 90 (hasta ahora presente sólo en el 350Z y 370Z) con un corazón bóxer firmado por Subaru que desarrolla 200 caballos, un centro de gravedad realmente bajo, tracción trasera y un peso que no pasa de los 1.200 kg. Es decir, un coche con el factor “diversión al volante” impreso en su alma.

Fuente: En Diariomotor: Subaru BRZ | Toyota GT 86| Mercedes SLK| BMW Serie 1 M Coupé| Chevrolet Camaro ZL1 Convertible, 6.2 V8 y 580 CV a cielo abierto| Morgan Three Wheeler, pura nostalgia en 2011